Jessica Pratt estrena 2018 en Barcelona con “L’elisir d’amore”

Jes­sica Pratt

Después de triunfar como Desde­mona en Otello de Rossini en el Gran Teatre del Liceu en 2016, la que es considerada como la here­dera de la gran Joan Sutherland llega nuevamente al coliseo de La Rambla, ahora para interpretar por primera vez una ópera esce­nificada en una de las obras más populares del bel canto romántico, L’elisir d’amore, de Donizetti. Jes­sica Pratt ha tenido un año “muy español”, comen­ta la diva australiana afincada en Italia desde hace años: “En enero y febrero canté por primera vez en la Ópera de Oviedo como Gilda en Rigoletto; en ju­nio tuve la suerte de debutar en el Palau de Les Arts de Valencia como Amenaide en Tancredi, de Rossi­ni, en la bellísima producción de Emilio Sagi; de él también fueron los Puritani que llevamos en julio al Festival de Savonlinna (Finlandia) con la compañía del Teatro Real de Madrid, cuya experiencia resultó maravillosa; en noviembre debuté el rol de Norina de Don Pasquale en mi regreso a la temporada de ABAO-OLBE (Bilbao) y ahora empezaré el año en Barcelona con mi primera Adina”. Se trata de un rol que la cantante tenía unas ganas “tremendas” de debutar; “es una parte particularmente bella, sobre todo en los dúos, y se trata de una mujer con carác­ter, independiente y segura de sí misma que estoy segura que voy a disfrutar muchísimo ante el públi­co barcelonés”, continúa. “La verdad es que siem­pre es un placer cantar en España y espero seguir haciéndolo en muchas ocasiones”, sentencia.

La soprano australiana asumirá las diez funciones de L’elisir d’amore programadas por el Liceu (7, 9, 12, 14 , 16, 18, 22, 24, 26 y 28 de enero de 2018) en la reposición de la exitosa puesta en escena firmada por Mario Gas. Ramón Tebar dirigirá a los cuerpos estables del coliseo.

Jessica Pratt empezó la temporada en septiembre interpretando Lucia di Lammermoor con un ho­menaje a María Callas en lo que significó su debut parisino en el Théâtre des Champs Elysées y en oc­tubre fue la Reina de la Noche en La Flauta Mágica junto a la Los Angeles Philharmonic y la batuta de Gustavo Dudamel; tras su compromiso en el Liceu en lo que queda temporada le esperan su retorno al Metropolitan de Nueva York (Lucia di Lammer­moor) y actuaciones en la Staatsoper de Hamburgo (La flauta mágica) y la Ópera de Sydney (Lucia di Lammermoor), entre otros.

Más información

Etiquetado con: , , , ,