CNDM

La directora general del INAEM, Amaya de Miguel, junto a Francisco Lorenzo, director del Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), han presentado esta mañana en rueda de prensa la temporada 20/21 de dicho centro, unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM). El CNDM propone para su undécima temporada un extenso programa musical que apuesta por el apoyo al sector, la recuperación de los conciertos cancelados la temporada pasada y una extensa actividad en la capital y el resto del territorio español.

El CNDM mantiene en esta nueva edición sus valores fundacionales de recuperación y difusión del valioso patrimonio musical histórico español, el fomento de la creación contemporánea, la atención a repertorios menos habituales o de tradición popular, como el flamenco o el jazz, y el desarrollo de nuevos públicos a través de diversas actividades socioeducativas, organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

– El CNDM en su undécima temporada organizará 288 actividades diferentes en Madrid y otras 29 ciudades españolas de 12 comunidades autónomas, además de estar en 4 ciudades extranjeras (un total de 33 ciudades distintas). De los 230 conciertos previstos, 101 se ofrecerán en Madrid y 129 fuera de la capital española.

– La presencia internacional se traduce en 8 conciertos en 4 ciudades de 4 países: París (Francia), Londres (Reino Unido), Elvas (Portugal) y Trondheim (Noruega).

– Se mantienen las figuras de Compositor Residente, con el compositor catalán Joan Magrané (Reus, 1988), mientras que el barítono austriaco Florian Boesch (Saarbrücken, 1971) será el Artista Residente del Ciclo de Lied.

– Se articulan dos ciclos transversales a toda la programación dedicados a la música en la corte de Dresde en los siglos XVII y XVIII, #CortedeDresde, y el #ProyectoClavierÜbung, que desarrollará el clavecinista y organista Benjamin Alard, dando vida a algunas de las mejores páginas de Johann Sebastian Bach.

Contaremos con el estreno absoluto de 57 nuevas partituras, 35 de ellas por encargo del CNDM, de las cuales más de la mitad serán creadas por compositoras. Se recuperarán 40 composiciones del patrimonio musical español que verán su estreno en tiempos modernos en esta temporada.

– La temporada contará con artistas imprescindibles de diferentes géneros como Jakub Jozef Orliński, una de las sensaciones de la escena barroca internacional; la gran Vivica Genaux junto a Fabio Biondi y su Europa Galante dando vida a la ópera Argippo de Vivaldi; el pianista Christian Zacharias junto al Azahar Ensemble; el conjunto Café Zimmermann, Il Giardino Armonico, el Cuarteto Emerson o el imprescindible Jordi Savall. También escucharemos a figuras como el pianista de jazz Brad Meldhau, la legendaria Ute Lemper, Alba Molina, componente de una gran saga flamenca, o a la renovadora del fado Katia Guerreiro, entre otros.

– En esta temporada volverá a celebrarse la cita bienal ¡Sólo Música! que en su edición 2021 presenta “Siete Séptimas“, un maratón de cuatro conciertos que se desarrollarán en una sola jornada en la Sala Sinfónica del Auditorio Nacional de Música. En esta gran fiesta musical se abordarán las siete “séptimas” sinfonías de Haydn, Mozart, Bruckner, Beethoven, Dvořák, Mahler y Shostakóvich interpretadas por las mejores orquestas nacionales bajo la batuta del director norteamericano James Conlon.

– La educación tendrá de nuevo un papel relevante, con 58 actividades, casi todas gratuitas, en 13 ciudades españolas, en coproducción con 14 instituciones académicas y un centro educativo de primaria y secundaria de la Comunidad de Madrid, que participará en la décima edición del Proyecto Pedagógico “Todos creamos”.

– El CNDM colaborará en la temporada 20/21 con 153 instituciones públicas y entidades privadas e incorporará nuevas alianzas, entre otros, con el Palau de la Música Catalana y el Festival Internacional de Música y Danza de Granada.

– La institución ha puesto el foco en reprogramar aquellos conciertos y ciclos afectados por la emergencia sanitaria declarada el pasado mes de marzo. Así, se han reubicado en la nueva temporada 64 conciertos, la práctica totalidad de los que tuvieron que ser cancelados, dando prioridad a los artistas y agrupaciones españolas, con el objetivo preferente de reforzar el tejido y la industria musical de nuestro país. Aquellos conciertos de la temporada 19/20 que no han podido reprogramarse en la 20/21 serán ubicados en las siguientes.
El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (INAEM), propone para su undécima temporada un extenso programa que mantiene su espíritu de recuperación y difusión de nuestro vasto patrimonio histórico y las músicas cultas de raíz popular como el flamenco y el jazz, así como el apoyo a la creación actual y el desarrollo de nuevos públicos a través de las diversas actividades organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

La temporada 2020/2021 está conformada por un total de 288 actividades que tendrán lugar desde el 16 de septiembre de 2020 al 14 de julio de 2021. El programa se desarrollará en Madrid y en otras 28 ciudades españolas de 12 comunidades autónomas, a las que hay que añadir 4 ciudades extranjeras con 8 conciertos repartidos por París (Francia), Londres (Reino Unido), Elvas (Portugal) y Trondheim (Noruega), hasta alcanzar un total de 33 ciudades distintas, con una amplia oferta de conciertos, sesiones educativas, cursos de interpretación, clases magistrales y conferencias a cargo de destacados intérpretes y creadores. En total, se producirán 230 conciertos, con música del siglo XII al XXI, de los cuales 129 se ofrecerán fuera de la capital española.

Los conciertos organizados en Madrid se reparten, de nuevo, en 10 ciclos desarrollados en sus tres espacios habituales: el Auditorio Nacional de Música, el Teatro de La Zarzuela y el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (MNCARS): Universo Barroco (Sala Sinfónica y Sala de Cámara), Series 20/21, Fronteras, Liceo de Cámara XXI, Andalucía Flamenca, Jazz en el Auditorio, Ciclo de Lied y Bach Vermut. A todo lo mencionado hay que añadir la décima edición del proyecto pedagógico y social “Todos creamos”, que estará dedicado al tema “Sombras de la Catedral”.

En la próxima temporada el CNDM aumenta sus colaboraciones hasta las 153 instituciones públicas y entidades privadas. Así, volverá a coproducir el XVIII ciclo Músicas Históricas de León –junto al Auditorio Ciudad de León y el Ayuntamiento de la ciudad-, los ciclos de música actual de Badajoz, Malpartida de Cáceres (Museo Vostell Malpartida), Segovia y Valencia (Festival ENSEMS) y los ciclos barrocos en Oviedo y Salamanca, además de los conciertos coproducidos por los cabildos catedralicios e incluidos dentro de la serie El Órgano en las Catedrales. Asimismo, en coproducción con el Palau de la Música Catalana y la Asociación Franz Schubert se celebrará la Schubertíada, al tiempo que continúan otras coproducciones estables con los festivales internacionales de música de Cádiz, Sevilla y Úbeda-Baeza. En esta nueva temporada el CNDM volverá a coproducir el festival de Música Antigua en Betanzos.
En Palencia se celebrará el II Festival de Música Medieval y Renacentista Palencia Antiqva, que no pudo celebrarse este año por la emergencia sanitaria.

El CNDM impulsará también su actividad en el campo del jazz con el objetivo de contribuir al desarrollo de un circuito nacional estable para dicho género donde poner en valor a sus principales intérpretes. Así, la institución presentará un nuevo ciclo, Oviedo Jazz, en coproducción con la Fundación Municipal del Ayuntamiento de la capital asturiana, y volverá a coproducir Salamanca Jazz, junto a la Universidad de Salamanca. De igual manera, el CNDM volverá a colaborar con el Festival de Jazz de Madrid.

Beethoven Actual y Beethoven por Liszt se celebrarán en Murcia y Cuenca respectivamente, reprogramándose en ambas ciudades los conciertos suspendidos en sus ciclos de la temporada 19/20.

El programa internacional repite la colaboración por sexto año con la localidad portuguesa de Elvas y por cuarto año con el Festival de Música Barroca de Trondheim (Noruega) y se celebrará un concierto en París (Francia). Asimismo, el Festival de Música Barroca de Londres 2020, en coproducción con el Instituto Cervantes, dentro de su Proyecto Europa, reservará una sección a la música española del Siglo de Oro, que resumirá en cinco conciertos más de dos siglos de música española entre piezas instrumentales y vocales, sacras y profanas, teatro, cancioneros, danzas y sonatas, incluidos varios estrenos en tiempos modernos, que cobrarán vida en St John Smith Square de la mano de algunos de nuestros mejores intérpretes especializados. En total, a nivel internacional, se programarán 8 conciertos en 4 ciudades.

En el apartado de las residencias del CNDM, en esta entrega el Compositor Residente será Joan Magrané (Reus, 1988), un creador que, pese a su juventud, ha alcanzado altas cotas de reconocimiento a nivel nacional e internacional. A lo largo de esta temporada conoceremos en profundidad el universo sonoro de este compositor, del cual escucharemos un total de 17 obras, entre ellas, 4 estrenos absolutos (tres de música de cámara y una obra sinfónica, Obreda, que interpretará la Orquesta Nacional de España en el Auditorio Nacional). En el Museo Reina Sofía podremos disfrutar de una amplia selección de sus obras en diferentes formatos, incluidos varios estrenos absolutos, encargos del CNDM, de la mano de Sigma Project, el Ensemble O Vos Omnes, el Ensemble Télémaque, el Cuarteto Diotima y la pianista Noelia Rodiles. Su obra podrá también escucharse en varias de las ciudades de Circuitos, como Badajoz, Alicante y Barcelona.

Como Artista Residente del Ciclo de Lied, el CNDM cuenta esta temporada con el barítono austriaco Florian Boesch (Saarbrücken, 1971), uno de los más destacados intérpretes de lieder de nuestro tiempo. Con una amplia trayectoria tanto en salas de concierto como en teatros de ópera, Boesch ofrecerá tres conciertos en el Ciclo de Lied del Teatro de La Zarzuela, en los que se podrá advertir las cotas de madurez y expresividad que ha alcanzado su voz. A lo largo de tres sesiones y acompañado por el pianista Malcolm Martineau, el cantante abordará una selección de lieder de Schubert y Wolf así como los ciclos Sechs Monologe aus «Jedermann» de Frank Martin, Winterreise de Schubert y Reisebuch aus den österreichischen Alpen de Ernst Krenek.

La programación 20/21 del CNDM constará de dos ciclos transversales. #CortedeDresde acercará al público, a través de 8 conciertos, la música de esta corte alemana, que en el siglo XVI se había convertido ya en un importante centro político y cultural. Los conciertos que conforman el ciclo recogen el fulgor de esta corte, en su mezcla de música religiosa, operística, orquestal y de cámara a través de repertorios vinculados a la misma. #ProyectoClavierÜbung, se articula en torno a la colección de composiciones para teclado que Johann Sebastian Bach publicó en vida y que incluye algunas de las páginas más brillantes que el genio de Leipzig compusiera a lo largo de su trayectoria. El gran clavecinista y organista francés Benjamin Alard, uno de los más acreditados intérpretes de la música del genial compositor, ofrecerá dos recitales al clave dentro del ciclo Universo Barroco en la Sala de Cámara y un tercero al órgano dentro del ciclo Bach Vermut. El #ProyectoClavierÜbung proseguirá en la próxima temporada con otros 3 recitales, también a cargo de Benjamin Alard.

En esta nueva temporada se profundiza nuevamente en la recuperación de nuestro valioso patrimonio musical histórico con 40 estrenos en tiempos modernos. De igual modo, se mantiene la tradicional cita con nuestro repertorio lírico menos conocido con la versión de concierto de la zarzuela barroca Júpiter y Semele, de Antonio de Literes a cargo de Al Ayre Español bajo la dirección del especialista Eduardo López Banzo y protagonizada por un elenco de lujo de voces nacionales. Verán su estreno en tiempos modernos obras de Antonio Gallego, Juan Hidalgo, José de Herrando, Carlos Patiño o Juan Manuel de la Puente, a cargo de los mejores grupos e intérpretes españoles especialistas. Y asistiremos también a dos importantes hitos: los estrenos en España, en versión de concierto, de Giulio Cesare in Egitto de Haendel (en su versión de 1725), dentro del ciclo Universo Barroco y de la ópera de Vivaldi Argippo, en el marco del Festival de Música Antigua de Sevilla y un día después en el Auditorio Nacional de Música.

El CNDM mantiene su política de apoyo a la creación contemporánea, con 57 estrenos absolutos, 35 de los cuales son encargos del CNDM a autores de reconocida trayectoria y jóvenes promesas, más de la mitad, compositoras, cuyas obras verán la luz tanto en los escenarios madrileños como en circuitos nacionales e internacionales, interpretadas por formaciones y músicos españoles y extranjeros de primera fila. Además, este año rendimos homenaje a dos figuras clave de las últimas décadas, Cristóbal Halffter y Luis de Pablo, cuando se cumplen noventa años de sus nacimientos.

Series 20/21 arranca con sendos conciertos-homenaje a Cristóbal Halffter y Luis de Pablo, que correrán a cargo, respectivamente, de Bambú Ensemble junto a Musica Ficta y del grupo Taller Sonoro. Tras una nueva edición del Premio Jóvenes Compositores Fundación SGAE-CNDM, asistiremos al concierto “a tres” del violonchelista Jean-Guihen Queyras, el clarinetista Mark Simpson y el pianista Pierre Laurent-Aimard. El compositor residente del CNDM, Joan Magrané, será el protagonista de cinco conciertos, el primero de ellos a cargo de Sigma Project, con el estreno absoluto de Chanson & frottola del autor catalán. Después de escuchar al Trío Isimsiz, Series 20/21 dará paso al Cuarteto Diotima, que interpretará los tres primeros cuartetos para cuerda de Magrané, mientras que el Ensemble O Vos Omnes contrapondrá obras del compositor renacentista Josquin Desprez con las de Joan Magrané. La violonchelista estadounidense Kathleen Balfe asumirá el reto de preparar diez nuevas partituras, fruto de la nueva edición del “Taller de mujeres compositoras”, iniciativa conjunta del CNDM y el Festival de Música Española de Cádiz. Seguirá una velada con Spanish Brass, uno de los quintetos de metales más veteranos del panorama español; después, Noelia Rodiles, sólido valor del piano español, dará forma a un repertorio que unirá obras de Joan Magrané y Schubert. La propuesta musical continuará con el concierto de la Sinfonietta de la Escuela Superior de Música Reina Sofía. Ya en la recta final del ciclo, asistiremos al estreno absoluto de A mitad del camino de la vida, obra encargo del CNDM a Mauricio Sotelo, protagonizada por el cantaor Arcángel y la violinista Leticia Moreno. El Ensemble Télémaque cerrará el ciclo con los estrenos absolutos de las obras encargo de la Casa Velázquez y el CNDM a sus respectivos compositores residentes de las dos últimas temporadas.

Universo Barroco Sinfónico constará en esta temporada de ocho conciertos, uno de ellos extraordinario, en el que Café Zimmermann, el conjunto fundado por el violinista Pablo Valetti y la clavecinista Céline Frisch, abordarán la integral de los conciertos de Brandemburgo de Bach. El ciclo ofrecerá otros grandes alicientes, como el concierto que escucharemos del joven contratenor polaco Jakub Jozef Orliński, una de las grandes sensaciones de la escena barroca internacional. Destacamos también el concierto de Al Ayre Español, con Eduardo López Banzo al frente, en el que se escuchará Júpiter y Semele o El estrago en la fineza, zarzuela de Antonio de Literes de 1718 y rescatada por López Banzo en 2003; interpretará esta obra un fastuoso elenco nacional conformado por Sabina Puértolas, María Espada y Maite Beaumont, entre otras grandes voces nacionales. Collegium 1704 dará forma al Magnificat de Bach y estrenará en España la Missa Omnium Sanctorum de Jan Dismas Zelenka, dentro del ciclo transversal #CortedeDresde.

Por su parte, Robert King y su King’s Consort interpretarán el oratorio haendeliano Esther. Posteriormente, Lionel Meunier, al frente de los prestigiosos Vox Luminis, ofrecerá un programa basado en obras de Bernhard, Steffani y von Biber. A continuación, Fabio Biondi y Europa Galante, junto a Vivica Genaux y un elenco de grandes cantantes, ofrecerán la ópera de Vivaldi Argippo, un día después de su estreno en tiempos modernos en Sevilla. La propuesta de Universo Barroco en la Sala Sinfónica se cerrará con el estreno en España de la versión de 1725 de Giulio Cesare in Egitto de Haendel, que ofrecerán Andrea Marcon y La Cetra Barockorchester Basel, protagonizada por Emöke Baráth y con un reparto de grandes voces nacionales como Carlos Mena, Juan Sancho y José Antonio López.

Universo Barroco en la Sala de Cámara ofrecerá 16 conciertos, uno de ellos extraordinario, en el que Jordi Savall planteará un recorrido por la música europea entre los siglos XVI y XVIII. Otras propuestas son los dos conciertos que ofrecerá Les Arts Florissants, en los que la formación de Paul Agnew cerrará su “integral” de los madrigales a cinco voces de Gesualdo, el nuevo proyecto de la violinista Lina Tur Bonet y Musica Alchemica -que plantea un recorrido por la música instrumental italiana del XVII- o el monográfico haendeliano de L’Apothéose. La Accademia del Piacere de Fahmi Alqhai presentará Lamentum, un acercamiento a la visión tenebrosa de los terribles años centrales del siglo XVII (guerra de los Treinta Años) a través de obras de músicos que vivieron esa época, como Matthias Weckmann o Dietrich Buxtehude. López Banzo y su Al Ayre Español ofrecerán el programa de recuperación histórica “¡Ay, bello esplendor!”. Grandes villancicos barrocos, en cuyo repertorio comparten protagonismo el maestro José de Torres y su discípulo Juan Francés de Iribarren. Benjamin Alard, uno de los clavecinistas bachianos más reconocidos a nivel mundial, ofrecerá dos de los tres conciertos de esta temporada dedicados a las obras de Bach para teclado que conforman el transversal #ProyectoClavier-Übung. Junto a la mezzosoprano francesa Delphine Galou, Ottavio Dantone propondrá, al frente de su Accademia Bizantina, un programa de Barroco italiano. Ignacio Prego, liderando Tiento Nuovo, brindará un intenso programa en torno a la naturaleza con la soprano Núria Rial y el flautista Maurice Steger. Marcel Ponseele y su grupo Il Gardellino trazarán una panorámica de la música creada en el siglo XVIII en Dresde, eje de uno de los ciclos transversales de esta temporada. Por su parte, Emilio Moreno y su Real Cámara acercarán al público la obra del jesuita y músico sevillano Francisco José de Castro; La Ritirata, con Josetxu Obregón al frente y acompañado de dos jóvenes solistas femeninas, nos sumergirá en uno de los géneros cuyas señas redefinió Scarlatti a lo largo de casi ochocientas obras: la cantata de cámara, algunas de las cuales verán su estreno en tiempos modernos en este concierto. También será la música de la corte de Dresde el eje central del concierto que planteará Vespres d’Arnadí junto a la célebre Vivica Genaux, con obras, entre otros, de Johann Adolph Hasse. Finalmente, Il Giardino Armonico, con Giovanni Antonini al frente, nos traerá un proyecto sobreMúsica y músicos emigrantes en la Europa del Renacimiento y el primer Barroco”.

El CNDM y el Instituto Andaluz del Flamenco, presentan en coproducción una nueva edición de su madrileño ciclo Andalucía Flamenca, que volverá a ser cita de los mejores artistas de ayer y de hoy de este arte: Antonia Contreras y Fabiola Pérez ‘La Fabi’, unidas en un concierto bajo el genérico de “Andalucía Cantaora”; Lela Soto y Mari Peña, también juntas en el recital “La mujer en el cante”. Los cantaores José Valencia y Rafael de Utrera protagonizarán otra velada. Por su parte, Alba Molina, continuadora de una celebérrima saga flamenca, nos mostrará lo mejor de su arte. El ciclo continuará con el cantaor Pedro ‘el Granaíno’, los guitarristas Rycardo Moreno y Diego del Morao y se cerrará con una actuación a cargo de María Terremoto.

Jazz en el Auditorio regresa con un plantel de grandes nombres internacionales y una relevante representación del jazz nacional. Brad Mehldau, uno de los músicos imprescindibles del jazz moderno protagonizará los dos conciertos extraordinarios de la temporada con una velada íntima a piano solo en la Sala de Cámara y otra posterior en la Sala Sinfónica en formato trio con Brad Mehldau Trio; el programa sigue con Marco Mezquida, que revisitará a Beethoven, el CMS Trio, formado por tres músicos de excepción –Perico Sambeat, Javier Colina y Marc Miralta-, el pianista Joey Calderazzo, a dúo con John Patitucci, los veteranos The Cookers y la formación Valencia Jazz Top 7.
El programa se completa con el pianista romano Enrico Pieranunzi, el trío liderado por el gallego Abe Rábade, y el Andrea Motis Quintet, encabezado por una de las jóvenes sensaciones del jazz español reciente.

El ciclo Fronteras presenta 10 conciertos, dos de ellos extraordinarios y protagonizados respectivamente por dos artistas de muy diferentes perfiles: la fascinante y poliédrica Ute Lemper, y el influyente Max Richter, multipremiado pianista-compositor de música contemporánea y autor de culto de algunas de las bandas sonoras más alabadas del cine y las series de televisión actuales. En la Sala de Cámara podremos asistir a la actuación de la pianista Rosa Torres-Pardo con “Clásicos al cabaret”, junto a Clara Muñiz y poemas de Luis García Montero y al viaje paralelo del Alternative History Quartet entre temas de Sting, Led Zeppelin y Genesis y canciones del siglo XVII. También asistiremos a la presentación en concierto en España del ambicioso proyecto en gira del pianista Rudolf Buchbindger Diabelli 2020, que reúne en diálogo las famosas Variaciones Diabelli de Beethoven y once nuevos encargos, realizados por el CNDM y diversas instituciones y salas de concierto internacionales, a compositores de la talla de Tan Dun, Toshio Hosokawa, Max Richter, Rodion Shchedrin, Johannes Maria Staud o Jörg Widmann, entre otros, y que el pianista ha publicado recientemente con Deutsche Grammophon.

Le seguirán el islandés Víkingur Ólafsson –firmante también de un premiadísimo proyecto discográfico, DebussyRameau, en torno al cual girará su recital- o el concierto “a tres” en torno a Bach que protagonizarán Antonio Serrano (armónica), Pablo Martín Caminero (violone y contrabajo) y Daniel Oyarzabal (clave y Fender Rhodes). El programa se completa con un recital de la catalana Maria Rodés y su delicado cancionero y el ensemble del pianista madrileño Moisés P. Sánchez, que nos acercará a su visión de la obra de Bartók desde una perspectiva contemporánea. Katia Guerreiro, representante de la generación de fadistas que han revitalizado el género en el último cuarto de siglo, pondrá broche de oro a este ciclo.

La nueva edición del exitoso Bach Vermut ofrecerá en Madrid ocho conciertos que reunirán a los organistas más prestigiosos de la actualidad. A los recitales de este ciclo hay que añadir otros ocho conciertos enmarcados en el ciclo El órgano en las catedrales, que se desarrollará en Valencia, Murcia, Bilbao, Logroño, Barcelona, Santiago de Compostela, Tui y Segovia. Escucharemos entre ambos ciclos a Christian Schmitt, Herman Jordaan, Iveta Apkalna, Alberto Sáez Puente, Benjamin Alard, Gunther Rost, Paolo Oreni, Olivier Latry, Daniel Oyarzabal junto al percusionista Joan Castelló, Aarón Ribas, Enrique Martín Laguna, Jean-Baptiste Robin, David Briggs, Jordi Vergés y Thomas Ospital.

Liceo de Cámara XXI está conformado por 16 conciertos, uno de ellos extraordinario protagonizado por el dúo formado por los hermanos Isata y Sheku Kanneh-Mason. El ciclo contará con el trío VibrArt, el joven Azahar Ensemble junto al pianista Christian Zacharias, Gautier Capuçon y Gabriela Montero; y el Cuarteto Quiroga y Juan Manuel Cañizares, con el estreno absoluto de su Quinteto de cuerda nº 1, encargo del CNDM. El público podrá también disfrutar del Cuarteto Modigliani junto a Clemens y Veronika Hagen -con el estreno absoluto de un nuevo cuarteto de cuerda del británico Mark-Anthony Turnage-, y del Cuarteto Doric junto al brillante pianista Benjamin Grosvenor. Asistiremos al viaje musical que protagonizará el cuarteto formado por Nikita Boriso-Glebsky, Maxim Rysanov y Narek Hakhnazaryan junto a un pianista bien conocido entre nosotros como es Nikolái Lugansky. El Cuarteto Gerhard interpretará el Cuarteto nº 2 de Ramon Humet -compuesto recientemente para la agrupación, junto a obras de Debussy y Bartók; también escucharemos a Renaud Capuçon y Beatrice Rana, al gran Cuarteto Emerson, y regresará también a Isabelle Faust en “formato noneto“, con algunos de los mejores solistas del momento. Le seguirán el cuarteto Belcea junto a Amihai Grosz y el Takács, y ya a en la recta final del ciclo, se escuchará al Cuarteto Schumann junto a la soprano Katharina Konradi. El cierre lo pondrá el Cuarteto Elias junto al tenor Mark Padmore.

El Ciclo de Lied, en su vigesimoséptima edición en el Teatro de La Zarzuela reunirá un año más a algunas de las mejores voces del género en diez conciertos, tres de los cuales correrán a cargo del Artista Residente de dicho ciclo en esta temporada, el barítono austriaco Florian Boesch. La programación contará también con la presencia de voces como las de Juliane Banse, Sabine Devieilhe, Matthew Polenzani, Christian Gerhaher, el contratenor Bejun Mehta, Christoph Prégardien y Núria Rial.

El CNDM mantiene el interés en incentivar y promover la incorporación de nuevas audiencias a sus diferentes programas divulgativos y educativos con 58 actividades, casi todas gratuitas, en 12 ciudades españolas, en coproducción con 14 instituciones académicas: siete universidades españolas (Oviedo, León, Salamanca, Complutense de Madrid, Granada, Cádiz y CEU), cinco Conservatorios de Música españoles (Alicante, Badajoz, Mérida, Madrid y Oviedo), y un centro educativo de primaria y secundaria de la Comunidad de Madrid (que participará en la décima edición del Proyecto Pedagógico “Todos creamos”, coordinado por el pedagogo Fernando Palacios y dedicado este año a “Sombras de la Catedral”). En la Universidad de Salamanca tendrá lugar, por octavo año, un intenso programa de clases magistrales y talleres de interpretación de carácter transversal, centrado en el ámbito de la música antigua y barroca “históricamente informada”. Y en el Auditorio Ciudad de León se celebrará el X Curso de Interpretación Vocal Barroca, que anualmente imparte el director, clavecinista y musicólogo Eduardo López Banzo.

También se mantienen los descuentos para jóvenes menores de 30 años, con diversas ofertas e importantes ventajas en la adquisición de entradas o abonos, sobre todo a través del programa Último Minuto (con un descuento del 60%, para localidades adquiridas desde una hora antes del inicio de los conciertos) y acuerdos estables con numerosos centros educativos para que los estudiantes que participan activamente en los cursos y ciclos coproducidos conjuntamente, puedan asistir gratuitamente a los conciertos y otras actividades programadas por el centro en las diferentes ciudades españolas. Se beneficiarán también del descuento Último Minuto los desempleados y se mantiene el descuento del 20% para todos los estudiantes, grupos de más de 20 personas y mayores de 65 años, y el del 50% a familias numerosas.

Este año la venta de entradas se realizará en dos fases. Para la “pretemporada”, que comprende los conciertos programados en Madrid entre los meses de septiembre y diciembre, solo habrá entradas sueltas y se podrán adquirir a partir del 21 de julio. La “temporada”, que comprenderá los conciertos programados en la capital entre los meses de enero y junio dispondrá de abonos y localidades sueltas. La adquisición de dichas localidades se podrá realizar a partir de otoño y se informará más adelante de todos los detalles, en función de las medidas que dictamine la Comunidad de Madrid.

Las entradas de la pretemporada de los ciclos programados en el Auditorio Nacional de Música y el Teatro de la Zarzuela se podrán adquirir entre el 21 y 29 de julio y a partir del 1 de septiembre en las taquillas del Auditorio Nacional de Música y de los teatros nacionales del INAEM, y a partir de la misma fecha (21 de julio) y de manera ininterrumpida también en www.entradasinaem.es y el servicio telefónico 902 22 49 49.

Las entradas para todos los conciertos programados en otoño en la Sala Sinfónica tendrán un coste entre los 5 y los 30 euros y los programados en la Sala de Cámara entre los 10 y 20 euros. El XXVII Ciclo de Lied del Teatro de La Zarzuela, mantiene sus localidades de 4 a 35 euros, y Series 20/21 programado en el Museo Reina Sofía mantendrá el acceso libre hasta completar el aforo de la sala.

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) cuenta con una plantilla de dieciséis personas, entre funcionarios y contratados. Las imágenes de la temporada 20/21 son obra del diseñador Francesc Freixes (“PacoDesign”), que ha aplicado su estilo minimalista a la imagen de la nueva temporada del CNDM así como a cada uno de los ciclos que la componen, resumiendo con expresividad e imaginación la esencia de cada uno de ellos.

Teatro de la Zarzuela

El deseo del Teatro es que esta nueva temporada sea un ansiado reencuentro: un gran abrazo colectivo del público con los artistas.

Se presentarán 9 títulos de teatro musical, 4 recuperaciones de patrimonio lírico, 5 producciones de gran repertorio y 6 nuevas producciones

Se ofrecerán 173 funciones, un 50% más desde la llegada de Daniel Bianco a la dirección

Se han reprogramado todos los espectáculos cancelados por la pandemia

  • Una de las líneas maestras de la programación es la figura de la mujer en la música española, dedicando íntegramente a las compositoras españolas el ciclo Domingos de Cámara Mujeres con Ñ, el recital de “Notas del Ambigú” Zarzuela en femenino y el concierto de Mujeres de Música, de Sole Giménez
  • El afianzado Proyecto Zarza –zarzuela hecha por jóvenes para jóvenes– volverá a ser una de las joyas de la temporada, y los proyectos didácticos suponen ya más del 20% de la programación
  • El ciclo de Conciertos incrementa su oferta con 13 propuestas de algunas de las más destacadas voces e instrumentistas de la lírica, el flamenco, el pop o la música popular
  • Los recitales del ciclo ‘Notas del ambigú’, que continúa vendiendo todas las entradas, ofrece 12 recitales, uno más que en la pasada temporada y más del doble que en su primera edición
  • Volverán, asimismo, el Teatro Musical de Cámara en coproducción con la Fundación Juan March y el ciclo de Lied, coproducido con el CNDM
  • Se mantienen los precios populares (4 a 50€), e importantes descuentos (entre el 20 y el 60 % del PVP) para jóvenes, mayores, desempleados, familias numerosas, grupos o último minuto.

 

 

El Teatro de la Zarzuela presenta la Temporada 2020/2021 cuyas 173 funciones suponen un aumento del 50% desde que Daniel Bianco recalara en el coliseo de la madrileña calle Jovellanos en 2015. Respecto a la nueva realidad que irremediablemente se deriva de la crisis sanitaria, el director del Teatro es optimista, confía en el futuro y asegura que “sí, son tiempos muy difíciles, pero aquí estamos para presentar una temporada que los haga más luminosos”. Una temporada que, según sus palabras, “pretende ser un gran abrazo que nos ofrezca ese calor en el corazón que enciende siempre la música española”.

Y pese al optimismo, el gestor no deja de ser cauto, porque así lo imponen las complejas circunstancias que debemos afrontar: “Más allá de nuestra ilusión y nuestro deseo, hemos escogido el camino de la prudencia, que es mejor consejera que la prisa”. En este sentido, recalca que sinceramente cree que “afrontar un futuro con optimismo, ilusión y prudencia allana el camino y disipa de alguna manera sus dificultades por grandes que sean.”

Bianco, que se ha mostrado siempre defensor a ultranza del teatro público, sostiene que, como tal, “esta es nuestra primera responsabilidad y nuestro compromiso prioritario: que la prudencia sea la que abra el Teatro el día 1 de octubre con el inicio de esta nueva temporada, garantizando así el estricto cumplimiento de todas las recomendaciones y normas que nos protegen del coronavirus.” Y es categórico al insistir que “debemos tener todas las garantías no solo de poder ofrecer espectáculos de la mayor excelencia, sino también la protección a nuestros artistas, a nuestros trabajadores y a nuestro público ante cualquier riesgo”.

Espectáculos reprogramados

Otra de las grandes preocupaciones del director de La Zarzuela es recuperar todos aquellos espectáculos que no han podido celebrarse por culpa de la pandemia. Por ello, desde el teatro de la zarzuela, “con el fin de paliar el enorme impacto de este parón obligatorio”, y siguiendo las directrices del INAEM y de su directora general, Amaya de Miguel, se han reprogramado todos los espectáculos cancelados. Algunos se podrán disfrutar en la temporada presentada hoy, y otros se retomarán en futuras temporadas ya comprometidas.

“El objetivo es proteger a nuestros artistas y ofrecerles un horizonte de esperanza porque nadie puede quedarse atrás”, explica Daniel Bianco, quien añade que “estamos muy felices de haberlo conseguido, y todo gracias a que somos un teatro público.”

Teatro online

En referencia a la intensa actividad online del mundo de la cultura en general y de los teatros en particular, dice que “este terrible virus ha atacado en su esencia misma el hecho teatral. Ha herido su raíz, su razón de ser”, y en consecuencia, opina, “el teatro ha buscado un recurso, una grieta para abrirse paso mediante las retransmisiones online”. Según su opinión, “es de agradecer esta posibilidad que nos brinda la tecnología, pero el teatro es mucho más, es un acto irrepetible, es ese momento fugaz en el que la vida del artista se conjuga con la del público. La música y la escena –prosigue– sólo florecen con el contacto humano y su milagro se hace presente cuando público y artistas comparten un mismo ritmo, un mismo canto, un mismo sueño y una misma respiración.”

Y eso que los números registrados en las redes sociales del Teatro de la Zarzuela en el periodo de confinamiento no son nada desdeñables: en Facebook se ha producido un crecimiento del 17,85% en el número de seguidores con un total de 1.800.000 impresiones y 485.883 reproducciones de vídeo. En Twitter la subida ha sido del 8,87% y el alcance de 784.500 impresiones; en YouTube las impresiones han sido 965.440 y la subida de suscriptores del 110% (el consumo principal del canal fueron las zarzuelas completas disponibles, así como conciertos retransmitidos en directo con anterioridad). Por último, a través de Instagram el Teatro ha alcanzado a 422.870 usuarios.

La Temporada

La Temporada 2020/2021, cuyo primer título lírico se presentará el 1 de octubre y se extenderá hasta el 18 de julio, presenta 9 títulos de teatro musical, 4 recuperaciones de patrimonio lírico –‘Marianela’, ‘Las calatravas’, ‘Benamor’ e ‘I Tre Gobbi’–, 5 producciones de gran repertorio –‘La tempranica’, ‘La vida breve’, ‘La del manojo de rosas’, ‘Luisa Fernanda’ y ‘El rey que rabió’y 6 nuevas producciones –‘La tempranica’, ‘Luisa Fernanda’, ‘Amores en Zarza’, ‘Benamor’, ‘El rey que rabió’ e ‘I Tre Gobbi’–.

Asimismo, crecen tanto el ciclo de conciertos (con 13 propuestas) como el de Notas del Ambigú (con 12 recitales) y se consolida el ciclo Domingos de Cámara protagonizado por músicos de la orquesta Titular del Teatro, ORCAM. De igual manera, continúan las colaboraciones ya veteranas con el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en el ciclo de Lied, y con la Fundación Juan March en el ciclo de Teatro Musical de Cámara.

En cuanto a las entradas, se mantienen los precios populares (de 4 a 50€), e importantes descuentos (entre el 20 y el 60 % del PVP) para jóvenes, mayores, desempleados, familias numerosas, grupos o último minuto. Daniel Bianco manifiesta al respecto que esta es una de las funciones esenciales de un teatro público: ser “verdaderamente” el teatro de todos. Mantener esta escala de precios ”supone un enorme esfuerzo, un sacrificio que es absolutamente necesario”, indica.

LÍRICA

Comenzará la temporada con 14 funciones del espectáculo ‘Granada’, que reúne y aúna dos títulos especialmente representativos de nuestra lírica: Por un lado ‘La tempranica’, zarzuela en un acto de Gerónimo Giménez en una nueva producción del Teatro de la Zarzuela, y por otro, ese drama lírico que es ‘La Vida Breve’ de Manuel de Falla en una producción del Palau de les Arts Reina Sofía de Valencia. Los dos títulos tienen mucho en común: Una historia de amor, Granada como paisaje y que ‘La vida breve’ se miró en el espejo de ‘La tempranica’ por la admiración que Falla profesaba a Giménez. El texto del dramaturgo Alberto Conejero cuenta la historia de La Tempranica a través de tres encuentros imaginarios de los dos compositores a lo largo de sus vidas. Ambas propuestas escénicas están firmadas por Giancarlo del Monaco, y contarán con Miguel Ángel Gómez-Martínez en la dirección musical, escenografía de William Orlandi, vestuario de Jesús Ruiz y unos elencos encabezados por Nancy Fabiola Herrera, Ainhoa Arteta, Ana Ibarra, Virginia Tola, Rubén Amoretti, Javier Franco, Jorge de León o Francesco Pio Galasso; ‘Granada’ estará en cartel del 1 al 18 de octubre.

Tras este singular inicio, será el turno para la reposición de uno de los montajes más exitosos de la historia contemporánea del Teatro de la plazuela de Jovellanos: la producción de ‘La del manojo de Rosas’ ideada por Emilio Sagi en 1990, que supuso (entre otras muchas alegrías) el debut estelar y el descubrimiento de ese cantante único que es Carlos Álvarez. Para conmemorar los 30 años transcurridos desde entonces, el propio barítono malagueño encarnará al personaje de Joaquín en 6 de las 12 funciones del incontestable sainete lírico de Pablo Sorozábal, programadas del 10 al 22 de noviembre; con el director musical del Teatro, Guillermo García Calvo en el podio del foso, el reparto, además de con arlos Álvarez, contará entre otros con Ruth Iniesta, Raquel Lojendio, Gabriel Bermúdez, Vicenç Esteve, Enrique Baquerizo o Ángel Ruiz. La escenografía es de Gerardo Trotti y el vestuario de Pepa Ojanguren.

Los días 27 y 29 de noviembre el público podrá disfrutar de ‘Marianela’, la ópera en tres actos de Jaime Pahissa estrenada en el Gran Teatre del Liceu en 1923, cuyo libreto es una adaptación de la obra teatral escrita por Serafín y Joaquín Álvarez Quintero basada en la célebre novela del mismo nombre de Benito Pérez Galdós, precisamente en este año en que se celebra el centenario de la muerte del literato canario y universal acaecida en Madrid cuando contaba 76 años. El aficionado de hoy se enfrentará por vez primera a este más que interesante título que, como tantos otros, cayó en el más injusto de los olvidos y que se presenta en versión de concierto. Jaime Pahissa, pertenece a esa generación de músicos que, a pesar de su calidad, han quedado prácticamente olvidados. Como tantos otros, tuvo que abandonar España durante la Guerra Civil, y en su caso el destino fue Argentina. Óliver Díaz asumirá la dirección musical, y el reparto estará integrado por Adriana González, Paola Leguizamón, Alejandro Roy, Luis Cansino, Simón Orfila, Luis Méndez Silvagnoli y María José Suárez.

A continuación, el escenario revivirá el Madrid de mediados del siglo XIX (también aquella Extremadura que cierra la historia) para acoger las idas y venidas de una de las obras maestras indiscutibles de nuestra lírica: ‘Luisa Fernanda’ de Federico Moreno Torroba, con libreto de una de las parejas más prolíficas, exitosas e ilustradas del género, como son Federico Romero y Guillermo Fernández-Shaw. Programada en un principio para la Temporada 2019/2020, finalmente tuvo que ser pospuesta debido a la crisis sanitaria. El estreno de esta nueva producción promete ser todo un acontecimiento, y más si se tiene en cuenta que el Teatro de la Zarzuela y esta obra han estado estrechamente unidos desde 1934, dos años después de su estreno en el Teatro Calderón de Madrid. Dirigida musicalmente por Karel Mark Chichon y David Gómez-Ramírez, otro de los muchos atractivos de este proyecto es la visión que de esta obra tan popular como amada regalará el director de escena turinés Davide Livermore. La escenografía es de Giò Forma y el vestuario de Mariana Fracasso. Yolanda Auyanet, Maite Alberola, Jorge de León, Alejandro del Cerro, Juan Jesús Rodríguez, Javier Franco, Rocío Ignacio o Leonor Bonilla son algunas de las voces que conforman un doble reparto de absolutas campanillas. Las 14 funciones programadas irán del 28 de enero al 14 de febrero.

Los estatutos que rigen el espíritu y el funcionamiento del Teatro de la Zarzuela lo dicen bien claro: el coliseo erigido en 1856 debe, sin ningún tipo de pretexto, salvaguardar y difundir el género lírico español. Por ello, como ya ocurriera en la anterior temporada, se recuperará un segundo título en versión de concierto. En esta nueva ocasión será ‘Las calatravas’, comedia lírica en tres actos de Pablo Luna. Estará dirigida en lo musical por Guillermo García Calvo, con un reparto integrado por Miren Urbieta-Vega, Lola Casariego, Lucía Tavira, David Menéndez, Andeka Gorrotxategi o Carlos Cosías y con el joven dramaturgo y actor Paco Gámez adaptando el libreto de Federico Romero y José Tellaeche en forma de narración. Se ofrecerán dos pases, el 12 y el 14 de marzo.

Será motivo de celebración la oportunidad de ver y escuchar ‘Benamor’. La recuperación de esta opereta en tres actos de Pablo Luna (cuya música magistral es una de las protagonistas indiscutibles de la temporada), completa la que se conoce como “trilogía oriental” junto a ‘El asombro de Damasco’ y ‘El niño judío’. Con libreto de Antonio Paso y Ricardo González del Toro, en esta ocasión en versión de Enrique Viana que también asume la dirección de escena, la obra que se estrenó en el mismo Teatro de la Zarzuela hace ahora 97 años tendrá entre los muchos valores de esta nueva producción la batuta de José Miguel Pérez-Sierra, la escenografía de Daniel Bianco, el vestuario de Gabriela Salaverri o la coreografía de Nuria Castejón, además de un luminoso doble reparto con Vanessa Goikoetxea, Susana Cordón, Carol García, Cristina Faus, Damián del Castillo, César San Marín, Gerardo Bullón, Irene Palazón, Amelia Font, Gerardo López, Francisco Javier Sánchez, Emilio Sánchez y el propio Enrique Viana. Serán diez funciones del 14 al 25 de abril.

Si hay que destacar a los mejores y más influyentes compositores del género de la zarzuela, en todas las listas sin excepción aparecerá entre neones el nombre de Ruperto Chapí. El escenario del Teatro de la Zarzuela volverá a acoger una nueva producción de ‘El rey que rabió’ 130 años después de su estreno en estas mismas tablas. La emoción está servida, puro Chapí (ese monstruo dominador a partes iguales de lo teatral y lo musical hasta el punto de convertir sus creaciones en un explosivo todo escénico) y un satírico libreto de Miguel Ramos Carrión y Vital Aza con alusiones veladas y no tanto a la España del momento, que expone las razones de por qué el público de zarzuela tan a menudo abandona la sala con una luminosa sonrisa. Será duro esperar todo un año para tener la oportunidad de disfrutar de los sobrados encantos de este título, y más si el equipo artístico lo integran nombres como el del maestro Iván López Reynoso –quien hace varias temporadas dirigió en este Teatro el concierto de Zarzuela de Javier Camarena–, Bárbara Lluch, la directora de escena que hizo posible el milagro operístico de ‘La casa de Bernarda Alba’ –con música y dirección de Miquel Ortega y ganadora del Premio Ópera XXI a la mejor producción de ópera de la temporada 2018/2019–, el del escenógrafo Juan Guillermo Nova, el de la figurinista Clara Peluffo o el del maestro de maestros iluminadores Vinicio Cheli. El doble reparto tampoco tiene desperdicio: Enrique Ferrer, Jorge Rodríguez-Norton, Rocío Ignacio, Sofía Esparza, María José Suárez, Carlos Chausson, Miguel Sola, José Manuel Zapara, Carlos Cosías, Igor Peral o José Julián Frontal. Serán 14 funciones del 3 al 20 de junio.

Con la presentación de estos 8 títulos el teatro seguirá siendo ejemplo único en la conservación, difusión y exhibición de nuestra lírica, tan fecunda como heterogénea.

CONCIERTOS: SALA PRINCIPAL, NOTAS DEL AMBIGÚ, Domingos de Cámara, LIED

Tras el éxito obtenido en sus cuatro primeras temporadas (esta última irremediablemente mermada por la pandemia), el CICLO DE CONCIERTOS en la sala principal incrementa su oferta, y propone 13 conciertos con algunas de las más destacadas voces de la lírica, la canción popular, el flamenco y el pop. Entre las propuestas, se incluyen los conciertos que en el presente curso no han podido celebrarse debido a la crisis sanitaria: este es precisamente el caso del de María Bayo. ‘Ecos barrocos’, en el que la siempre sorprendente y carismática soprano navarra presentará un programa que va desde José de Nebra, Sebastián Durón o Emanuele Ricón de Astorga, hasta Alessandro Scarlatti, Antonio Lotti, Händel o Vivaldi, acompañada por la orquesta barroca Vespres D’Arnadì (27 de septiembre); Celso Albelo, tenor de agudos conmovedores y admirable proyección, en este concierto el público podrá descubrir, además, una de sus facetas más desconocidas. Y es que este tinerfeño de nacimiento y convencimiento, alternará un programa de inmortales romanzas de zarzuela con canciones tradicionales de su venerada tierra (5 de octubre); la cantante Sole Giménez presenta ‘Mujeres de Música’, proyecto que reúne grandes canciones compuestas y escritas por mujeres con la intención de visibilizar el trabajo de la mujer en el mundo de la música (6 de octubre); el tenor Ismael Jordi, uno de nuestros cantantes más internacionales, invitado en las casas de ópera más importantes de Europa, celebrará con este concierto sus 20 años de carrera haciendo un repaso por alguno de los grandes títulos de nuestro patrimonio lírico y estará acompañado al piano por Rubén Fernández Aguirre (28 de noviembre); Rodrigo Cuevas es uno de los artistas de mayor impacto en los últimos años en el ámbito de la música popular que, con su rompedor y vanguardista concepto del folclore, combina lo popular de ayer y de hoy, lo rural y lo urbano. En esta ocasión, su espectáculo ‘Barbián’ cambiará el folclore por la zarzuela (30 de noviembre); el tradicional Concierto de Navidad, con el Maestro Víctor Pablo Pérez como director musical, a quien acompañarán la soprano Yolanda Auyanet y la mezzosoprano Nancy Fabiola Herrera (30 de diciembre); Amancio Prada. ‘Voces y huellas’, un recital antológico que muestra el amplio y variado horizonte de la poesía española de todos los tiempos. Encuentro y revelación de las huellas y voces que laten en su propio canto y que según el intérprete han trenzado el hilo de su vida de artista (2 de febrero); En ‘Navarra es música’, la soprano Sabina Puértolas, la mezzosoprano Maite Beaumont y el tenor José Luis Sola, acompañados por el pianista Rubén Fernández Aguirre, conducirán al público por un intenso y profundo viaje a través de la música de esa prolífica tierra (13 de marzo); Saioa Hernández y Francesco Pio Galasso, acompañados por el pianista Vincenzo Scalera: la soprano bautizada por su maestra Montserra Caballé como “la diva del siglo XXI”, vuelve junto con el tenor italiano al Teatro de la Zarzuela después de su debut en este escenario con ‘El Gato Montés’ en 2012 y del éxito rotundo de ‘Curro Vargas’ en 2014, y lo hace después de haberse labrado una trayectoria internacional de gran altura encarnando a las primeras figuras de la ópera en los teatros más relevantes del mundo (28 de marzo); Argentina. ‘La vida del artista’: desde su concepción del flamenco y las posibilidades que este arte permite, desde la alegría hasta la melancolía, pasando por otros estados de infinita profundidad, Argentina reivindica el arte y al artista de verdad en una época dura. En este proyecto hermana el flamenco, la canción, el fado, el tango, el teatro, la pintura, la literatura, la música clásica y en este concierto, además, también la zarzuela (20 de abril); Sonya Yoncheva, con dirección musical de Miquel Ortega: la soprano búlgara, una de las voces más aclamadas actualmente por la crítica internacional y el público de los más célebres escenarios de ópera del mundo, ha desarrollado un intrépido y exitoso itinerario artístico encarnando los principales y más arriesgados personajes de ópera, del Barroco al Verismo. Con este concierto, Yoncheva debuta en este teatro, único en el mundo, y suma la Zarzuela Grande a su exquisito repertorio poniendo así de relieve la creciente atracción y reconocimiento que nuestro género lírico suscita fuera de nuestras fronteras (29 de abril); Joaquín Achúcarro: el pianista universal celebra en el Teatro de la Zarzuela los 75 años de carrera transcurridos desde su debut como concertista siendo tan solo un niño de 13 años (8 de mayo); Lucero Tena y Xavier de Maistre: dos maestros se unen en este concierto para deleitarnos con algunas de las más hermosas perlas de la música española. Con el tañido apasionado y bizarro de las castañuelas, en irresistible conversación con el dulce y evocador sonido del arpa (23 de mayo).

Desde su creación, hace ya cuatro temporadas, todos los conciertos del CICLO NOTAS DEL AMBIGÚ han colgado el cartel de ‘localidades agotadas’. Esa es una de las razones por las que en la próxima temporada siga ofreciendo más del doble de recitales que al inicio del ciclo: en esta ocasión los protagonistas serán el guitarrista Ricardo Gallén con ‘Guitarra romántica’ (12 de octubre), la soprano Raquel Lojendio y el pianista Rubén Fernández Aguirre que rinden homenaje a Lorenzo Palomo, uno de nuestros más internacionales compositores (20 de octubre), el conjunto barroco La Ritirata dirigido por el violonchelista Josetxu Obregón con ‘Il Spiritillo Brando’ (1 de noviembre), el Trío Arbós con la tercera entrega de ‘Música de cámara’ (9 de noviembre), la violinista y violista Cecilia Bercovich, el pianista y bandoneonista Claudio Constantini y el violonchelista y guitarrista Sergio Menem, que ofrecen un concierto dedicado a la música palpitante e imperecedera del maestro José Padilla (24 de noviembre), la soprano Berna Perles y Rubén Fernández Aguirre, que homenajean a su vez la música sublime de Joaquín Turina (3 de diciembre), la Capilla Jerónimo de Carrión dirigida por Alicia Lázaro, con quienes emprenderemos un viaje desde el Renacimiento al Barroco español a través de las influencias que la música profana y sacra ejercieron entre sí en tiempos en que las representaciones teatrales, que antes quedaban adscritas al ámbito litúrgico, comenzaban a tomar un carácter más profano para, poco a poco, salir ‘Del templo al teatro’ (15 de febrero), la soprano Cristina Toledo acompañada por el pianista Aurelio Virivay, ofrecerá el concierto ‘Zarzuela en femenino’ con ocasión del Día Internacional de la Mujer. El Teatro de la Zarzuela quiere dar así visibilidad a las mujeres que, a pesar de las dificultades para hacerlo y la ingratitud del olvido, se dedicaron a la composición de

zarzuelas y música española (8 de marzo), Lamentatio. Música trobada, obras desconocidas representativas del barroco español, más concretamente de la escuela valenciana de música sacra. Se trata de las lamentaciones del Profeta Jeremías compuestas por el prolífico maestro de capilla de la Catedral de Valencia, Pasqual Fuentes i Alcàsser (22 de marzo), la mezzosoprano María Antúnez, acompañada por Rubén Fernández Aguirre al piano, ofrecerá un recital dedicado a la ‘Música uruguaya’ (19 de abril), la soprano Rocío Pérez y el pianista Ramón Grau presentarán la Integral del ciclo ‘Canciones clásicas españolas’ de Fernando Obradors (10 de mayo) y el artista Ángel Ruiz, acompañado por el pianista César Belda, homenajeará a aquellos artistas, músicos y letristas que, desde el otro lado del Atlántico, lo sedujeron e inspiraron formando parte de su vida y de su bagaje artístico en ‘Tributo a Iberoamérica’ (15 de junio).

El CICLO DOMINGOS DE CÁMARA: MUJERES CON Ñ con solistas de la Orquesta de la Comunidad de Madrid, orquesta Titular del Teatro, y dedicado exclusivamente a la música española, irrumpe con fuerza y personalidad en su segunda temporada. El ciclo está dedicado en esta ocasión a música compuesta por mujeres. Para el Teatro de la Zarzuela es importante dar visibilidad a las mujeres compositoras que rara vez obtuvieron el merecido reconocimiento por su labor musical y cuyas obras han permanecido en la ingratitud del olvido. Con ello el Teatro quiere poner en valor a algunas de nuestras compositoras de los siglos XX y XXI como María Rodrigo, María Teresa Prieto, Pilar Jurado, Teresa Catalán, Zulema de la Cruz, Marisa Manchado, Rosa Alarcó o Diana Pérez Custodio entre muchas otras. Las cinco citas de esta edición serán: ‘Miradas cruzadas’ (18 de octubre), ‘Imágenes contemporáneas’ (15 de noviembre), ‘Navidad con Ñ’ (20 de diciembre), ‘Modernas y clásicas’ (14 de marzo) y ‘Hacer las Américas’ (6 de junio). Como el Teatro entiende que esta reparación no solo debe centrarse en la historia, sino también en el hoy, el ciclo acogerá cuatro estrenos absolutos de alumnas del Real Conservatorio Superior de Música de Madrid: Laura de las Heras, Miriam Sanz Ortega, Amanda Garrido y Sofía Sainz.

Por otra parte, el CICLO DE LIED, en coproducción con el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), celebrará su XXVII edición con 10 recitales: El barítono Florian Boesch (28 de septiembre), la soprano Juliane Banse (13 de octubre), la soprano Sabine Devieilhe (16 de noviembre), el tenor Matthew Polenzani (14 de diciembre), el barítono Florian Boesch (25 de enero) el barítono Christian Gerhaher (8 de febrero), el contratenor Bejun Mehta (15 de marzo), el tenor Christoph Prégardien (12 de abril), la soprano Núria Rial (17 de mayo) y de nuevo el barírono Florian Boesch (14 de junio), completan la propuesta de la nueva temporada.

PROYECTOS DIDÁCTICOS. PROYECTO ZARZA. CLASES MAGISTRALES

El Teatro de la Zarzuela continúa dando una importancia muy especial a la formación y la información para ese amplio público joven al que corresponderá llenar la sala de este teatro en el futuro y que, a su vez, deberá formar a la generación que le tome el relevo. “Tenemos la obligación de seducirlos y hacerles asequible la zarzuela en este siglo que nos toca”, asevera Daniel Bianco, quien lleva a la práctica su intención como muestra el hecho de que más del 20% de la programación del Teatro esté dedicada al público joven, y hasta tal punto la respuesta es positiva que la edad media de los espectadores del Teatro se ha reducido en las cuatro últimas temporadas en diez años: de 69 a 59 años.

En la nueva Temporada se ofrecerá un total de 36 funciones entre los tres espectáculos que conforman el proyecto didáctico.

El PROYECTO ZARZA, zarzuela hecha por jóvenes para jóvenes, supone un éxito rotundo cada temporada. Desde que se iniciara hace ya cuatro, han ocupado las butacas del Teatro 26.000 espectadores de entre 12 y 18 años, que acudieron a las funciones de ‘La revoltosa’, ‘El dúo de La Africana’, ‘La verbena de La Paloma’ y ‘Agua, Azucarillos y Aguardiente’, y otros 90.000 que pudieron verlos por ‘streaming’. Como no podía ser de otra forma, en la Temporada 2020/2021 el proyecto vuelve con fuerza y renovado: En él se presentará la nueva producción del Teatro ‘Amores en Zarza’, con música de Pablo Sorozábal, Gerónimo Giménez, Federico Chueca, Ruperto Chapí o José Serrano, entre otros grandes compositores de nuestro género. El texto será del novelista y dramaturgo Nando López, que en la presente temporada firmaba la versión de ‘Agua, Azucarillos y aguardiente’. Con dirección de escena de Rita Cosentino, musical de Miquel Ortega, escenografía y vestuario de Elisa Sanz, iluminación de Juanjo Llorens y coreografía de Nuria Castejón, el reparto estará formado, tal como ocurriera con los anteriores títulos, por un grupo de jóvenes cantantes y actores de entre 18 y 30 años elegidos tras un proceso de audiciones y acompañado por un conjunto musical de cámara. Las 13 funciones, cuatro de ellas abiertas al público general, se ofrecerán del 26 de febrero al 5 de marzo de 2021.

En la Temporada 2020/2021 se presentará, asimismo, un espectáculo didáctico participativo “intergeneracional e interactivo” que bajo el título ‘De la Z a la A’ se ha ideado para acercar la Zarzuela a un público poco habituado al género, desde la conexión entre la memoria musical de los abuelos y los lenguajes y estéticas audiovisuales de los nietos. Esta producción de Diabolus in Música es un espectáculo en el que cada función será única, diferente a cualquier otra por su carácter participativo, en el que la implicación e interacción del público determinará su desarrollo.

Y los proyectos didácticos vuelven a destacar un año más porque, gracias a ellos, el Ambigú del Teatro vuelve a tener por cuarto año consecutivo la función de espacio de espectáculos. Tras las dos emocionantes entregas de ‘Perdida en el Bosco’ y el éxito arrollador de ‘La increíble historia de Juan Latino’, volverá a nuestro Ambigú el teatro de títeres con música en directo. La propuesta será la reposición de este último título, coproducido por el Teatro y la Compañía Claroscvro, después de los 1.800 niños de entre 6 y 10 años que el pasado mes de enero llenaron día tras día sus 18 funciones. En esta ocasión serán otras 18 funciones (cuatro de ellas abiertas al público) del 9 al 19 de enero de 2021.

También enmarcado en los proyectos didácticos, el director de escena José Carlos Plaza, cuyo nombre, sinónimo de teatro con mayúsculas, es tan importante para este Teatro de la Zarzuela, ofrecerá clases magistrales a esa generación de cantantes españoles que necesita un Maestro de la escena para completar su formación. Del 6 al 13 de octubre de 2020. La última sesión se realizará abierta al público en la sala principal del Teatro.

DANZA

En la temporada próxima la danza será protagonista a través de las dos compañías nacionales: La Compañía Nacional de Danza presentará una nueva producción de ‘Giselle’ coreografiada y dirigida por su director artístico Joaquín de Luz a partir de la original de Jules Perrot y Jean Coralli sobre la música de Adolphe-Charles Adam. Contará con la dirección musical de Oliver Díaz, dramaturgia de Borja Ortiz de Gondra, escenografía de Ana Garay, vestuario de Rosa García Andújar e iluminación y audiovisuales de Pedro Chamizo. Serán doce funciones del 9 al 22 de diciembre. Por su parte, el Ballet Nacional de España llega con el ESTRENO ABSOLUTO de ‘La bella Otero’, con música de Manuel Busto, Alejandro Cruz, Rubén Díaz y Agustín Diassera, coreografía y dirección de escena del director de la Compañía, Rubén Olmo, dirección musical del propio Manuel Busto, dramaturgia de Gregor Acuña-Pohl, escenografía de Eduardo Moreno, vestuario de Yaiza Pinillos e iluminación de Juan Gómez-Cornejo. Serán diez funciones del 7 al 18 de julio.

TEATRO MUSICAL DE CÁMARA

Otro de los ciclos que prevalece cada año renovado de energía e intenciones es el dedicado al Teatro Musical de Cámara en colaboración con la Fundación Juan March. Del 10 al 18 de enero de 2021 se presentarán las siete funciones (tres de ellas escolares) de ‘I Tre Gobbi’ (‘Los tres jorobados’) de Manuel García, con libreto del propio músico sevillano del siglo XVIII basado en el intermedio de Carlo Goldoni. Se trata de una nueva coproducción entre ambas instituciones, que vuelve a demostrar que la suma de esfuerzos permite llegar más lejos. La dirección musical de esta ópera de cámara será de Rubén Fernández Aguirre, uno de los más destacados expertos en la obra de Manuel García, que también interpretará la música al piano. La dirección de escena es de José Luis Arellano, la escenografía de este y Pablo Menor, el vestuario de Ikerne Giménez y el reparto lo componen Serena Sáenz, David Alegret, David Oller y Javier Povedano. Como es habitual, las representaciones serán en la Fundación Juan March.

CNDM 19-20. LIED. SIMON KEENLYSIDE

Hoy vamos a empezar esta crónica por el final. El final del recital del Ciclo de Lied que conjuntamente organiza el Teatro de la Zarzuela y el Centro Nacional de Difusión de la Música (CNDM). Simon Keenlyside, el barítono británico que acababa de interpretar un meritorio repertorio de obras románticas, alemanas y francesas, pidió modestamente al público que esperase diez minutos más, después, podrían volver a casa.

Keenlyside nos recordó entonces, que esos días se conmemoraba el 75º aniversario de la liberación del campo de concentración de Auschwitz-Birkenau. Quería por ello rendir homenaje y recordar el sufrimiento del pueblo judío interpretando la canción que su abuelo, el gran violinista Leonard Hirsch, tocaba al violín cuando él era pequeño, el Kadish de las Deux mélodies hébraïques de Maurice Ravel. La profunda intención en la interpretación de esta obra, la sensibilidad y sentimiento con que Keenlyside evocó sus orígenes, dejó a todo el público emocionado y sobrecogido, sin poder apenas reaccionar con aplausos. Este instante de comunicación trascendental, que nos golpea y agita por dentro, no debe pasar inadvertido, ni ser desaprovechado. Auschwitz no surgió de la nada de repente. Hasta llegar a él, millones de, aparentemente, pequeños acontecimiento se fueron sucediendo por toda Europa. Auschwitz puede volver a empezar cada día ante nuestro desinterés o disimulo.

Pero como digo, este fue el final de un recital, aunque fuera el principio de otro. Antes Keenlyside ya nos había emocionado con una primera parte interpretando la Schwanengesang D 657 (1828) de Franz Schubert. Un repertorio que domina el experimentado barítono británico pero ante el que, en esta ocasión, pareció no encontrarse demasiado cómodo al principio. Fue con el avance de las obras con el que fue ganando en la intensidad dramática de obras como Der Atlas (El Atlas) o Der Doppelganger (El doble), para abandonarse después en el romanticismo de Am Meer (Junto al mar).

La segunda parte resultó mucho más fluida. El repertorio romántico francés con obras de Maurice Ravel, Francis Poulenc, Claude Debussy y Gabriel Fauré, le viene como anillo al dedo a un Keenlyside atlético, también en lo vocal, que le permite una gran expresividad en la interpretación. Su depurada técnica y flexibilidad le facilitan una buena proyección y un fraseo extraordinario.

El acompañamiento al piano de la sudafricana Caroline Dowdle fue correcto. Mejor en la segunda parte, donde el peso y protagonismo absoluto era de la voz de un Simon Keenlyside que a esas alturas del recital ya había desplegado toda su magia, que no es poca.

Un éxito más de este Ciclo de Lied ante un público agradecido a un Simon Keenlyside que no se guardó nada en su interpretación y que generó una hermosa consternación y una profunda emoción.

Fotografía: (c) CNDM_Rafa Martín

Simon Keenlyside

El lunes 3 de febrero a las 20h, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela, presentan en el XXVI Ciclo de Lied al barítono británico Simon Keenlyside junto a la pianista Caroline Dowdle. Ambos artistas abordarán un programa con lo mejor de la tradición musical romántica alemana y francesa a través de las páginas de Schubert, Ravel, Fauré, Poulenc y Debussy. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Simon Keenlyside nació en Londres. Hizo su debut operístico en la Ópera Estatal de Hamburgo como el conde de Almaviva en Le nozze di Figaro. Keenlyside ha cantado en los grandes teatros de ópera del mundo y tiene una asociación particularmente estrecha con la Metropolitan Opera House de Nueva York, la Royal Opera House de Londres, la Ópera de Baviera y la Ópera de Viena, donde ha interpretado a Prospero (The Tempest), Rodrigo (Don Carlo), Giorgio Germont (La traviata), Papageno (Die Zauberflöte), el conde de Almaviva y los papeles principales en Don Giovanni, Eugenio Oneguin, Pelléas et Mélisande, Wozzeck, Billy Budd, Hamlet, Macbeth y Rigoletto. Recientemente, ha interpretado Rigoletto en Luxemburgo, París, Bratislava y Múnich, Giorgio Germont y Ford en la Ópera Estatal de Viena, el conde de Almaviva en la Royal Opera House, Wolfram en la Ópera Alemana de Berlín, así como su don Giovanni en la Ópera de Baviera. En concierto, Simon Keenlyside ha cantado canciones de Sibelius con la Orquesta de Cleveland, bajo la dirección de Franz Welser-Möst, y con la Orquesta Sinfónica de la Radio ORF en la Vienna Konzerthaus con Ryan Wigglesworth. Es un reconocido recitalista que canta en los principales escenarios del mundo. La pasada temporada ofreció algunos recitales en Vancouver, Quebec, Washington D. C., Atlanta, Schenectady, Filadelfia, Cleveland, Estrasburgo, Ámsterdam, Viena y Londres, acompañado al piano por Malcolm Martineau, Emanuel Ax, Natalia Katyukova o Julius Drake. Ha grabado un álbum de lieder de Schumann con Graham Johnson y cuatro con Malcolm Martineau con obras de Schubert, Strauss y Brahms, y más recientemente, uno de canciones, Songs of War, que obtuvo el Premio Gramophone 2012. Ha cantado bajo la dirección de los principales directores del mundo con la Orquesta de Cámara de Europa, la Orquesta Sinfónica de la Ciudad de Birmingham, la Orquesta Sinfónica de Londres, la Orquesta Filarmónica Checa, así como las de Cleveland, Viena y Berlín. También ha grabado el War Requiem de Britten con la London Symphony Orchestra bajo la dirección de Noseda, Elijah de Mendelssohn con McCreesh, Des Knaben Wunderhorn con Simon Rattle, así como Don Giovanni con Abbado, Carmina Burana con Thielemann, La bohème con Chailly, Billy Budd, Die Zaruberflöte con Mackerras, Le nozze di Figaro con Jacobs y The Tempest con Adès, que ganó en la categoría de mejor grabación de ópera (Grammy 2014) y de grabación musical de dvd del año (Echo Klassik 2014). En 2006, le concedieron el Premio Olivier; en 2007, el Echo Klassik en la categoría de cantante masculino del año y, en 2011, el Musical America’s Vocalist of the Year. Y, en 2017, fue nombrado Kammersänger por la Ópera Estatal de Viena. Simon Keenlyside ha participado en tres ediciones del Ciclo de Lied: XIII (06-07), XV (08-09), XXI (14-15).

Fotografía: © Robert Workman

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de la Zarzuela, presentarán el lunes 25 de noviembre a las 20h00 en el XXVI Ciclo de Lied a la mezzosoprano canaria Nancy Fabiola Herrera junto al pianista estadounidense Mac McClure. El programa elegido para esta velada, que se celebrará en el coliseo de la plazuela de Jovellanos, nos sumerge en un variado y colorista reducto que nos lleva del salero vienés de Oscar Straus a los sones cadenciosos de Astor Piazzolla, pasando por el iconoclasta mundo de Erik Satie, el cabaret de Kurt Weill, la evocación de la gran Édith Piaf y el humor de Poulenc, junto a los sones cubanos de Ernesto Lecuona, dos piezas del hoy olvidado Joaquín Zamacois y, volviendo al cabaret, cuatro boleros mexicanos y antillanos. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de la Zarzuela, teatros del INAEM, entradasinaem.es y 902 22 49 49.

La constante presencia de Nancy Fabiola Herrera en los escenarios internacionales la convierte en una de las grandes mezzosopranos de la actualidad, la prensa especializada la ha denominado «la Carmen del siglo XXI». En 2018 realizó dos grabaciones interpretando Rosario en Goyescas, de Granados, con la BBC de Londres y Salud en La vida breve, de Falla, con la BBC de Mánchester. Destacan sus interpretaciones de Isabella en L’italiana in Algeri en el Teatro Colón de Buenos Aires y como Bernarda en La casa de Bernarda Alba en el Teatro de la Zarzuela. Ha cantado el Stabat Mater (Rossini), el Requiem (Verdi) en San Sebastián y Guadalajara (México), dirigidos por Plácido Domingo, y ha ofrecido conciertos en la Sala Chaikovski de Moscú y recitales en el Palau de la Música de Valencia y en el Festival de Benicàssim, junto a Ainhoa Arteta. Su interpretación de Salud en La vida breve la ha llevado a San Petersburgo, Tanglewood, Toronto, Los Ángeles —con el maestro Frühbeck de Burgos—, Madrid, Cincinnati y la Orquesta de Capitole. Su Carmen se ha visto en la Metropolitan Opera, el Covent Garden, el Teatro Bolshói, la Ópera de Tokio, la Deutsche Oper, la Bayerische Staatsoper, las termas de Caracalla, el Dresden Semperoper, el Masada Festival, la Ópera de Tel Aviv, la Ópera de Los Ángeles y teatros españoles como la Ópera de Sabadell, el Teatro Villamarta de Jerez, el Kursaal de San Sebastián y el Teatro Pérez Galdós de Gran Canaria, entre otros. En 2009, abrió la temporada de la Arena de Verona como Carmen, bajo la dirección de Domingo. Entre sus grabaciones destacan La bruja de Chapí para Deutsche Grammophon, Dante de Granados para ASV, Tonades de los siglos XVII y XVIII de Gerhard para Columna Música, la Sinfonía nº 3 de Mahler para Arte Nova, El amor brujo de Falla para Naxos y Concierto italiano de Llorca, además de Il postino de Catán y Luisa Fernanda, ambas también con Domingo. Y entre sus distinciones cabe mencionar el Premio Ópera Actual 2018 a toda una carrera y el Plácido Domingo Award. En 2019, ha actuado en la Houston Grand Opera, en Florencia, en el Amazonas de Catán, El Gato Montés en la Ópera de Los Ángeles, Les contes d’Hoffmann en el Teatro Nacional de Pekín y Samson et Dalila en La Maestranza de Sevilla. Nancy Fabiola Herrera ha participado en una edición del Ciclo de Lied: XVII (10-11).

Fotografía: ©Shirin Tinati

El lunes 7 de octubre a las 20h, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela, presentan en el XXVI Ciclo de Lied al barítono alemán Matthias Goerne, que este año cumple dos décadas desde su debut en el ciclo. Goerne ha sido el artista que más veces ha participado, con un total de veinte recitales a lo largo de diecisiete ediciones. Siempre con programas especialmente exigentes, las sorprendentes propuestas de Goerne para voz masculina revelan su permanente inquietud en este género. El barítono interpretará junto al pianista Alexander Schmalcz, un programa heterogéneo protagonizado por la música de Frank Martin, Dmitri Shostakóvich, Hans Pfitzner y Richard Strauss. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Goerne: 20 aniversario

Según palabras de Miguel Ángel González Barrio en las notas al programa: “Matthias Goerne y Alexander Schmalcz nos proponen un recital denso y variado. En cada parte, dos compositores coetáneos dialogan sobre los mismos temas. Ellos y sus poetas, sus voces, estilos respectivos y puntos de vista son confrontados. En el proceso contemplamos el asunto desde distintos ángulos, con diferente luz, adquiriendo una imagen más rica y completa.”

Matthias Goerne es uno de los cantantes más versátiles y solicitados internacionalmente y un invitado frecuente en festivales y salas de conciertos de renombre. Ha colaborado con las orquestas, los directores y los pianistas más importantes del mundo. Nacido en Weimar, estudió con Hans-Joachim Beyer en Leipzig y más tarde con Elisabeth Schwarzkopf y Dietrich Fischer-Dieskau. Matthias Goerne ha cantado en los principales teatros de ópera del mundo, como el Metropolitan Opera de Nueva York, el Royal Opera House Covent Garden, el Teatro Real de Madrid, la Ópera Nacional de París y la Ópera Estatal de Viena. Sus roles van desde Wolfram, Amfortas, Wotan, Orest y Jochanaan hasta los papeles principales en Duke Bluebeard’s Castle de Béla Bartók y Wozzeck de Alban Berg. El arte de Goerne ha sido documentado en numerosas grabaciones, muchas de las cuales han recibido prestigiosos premios, entre ellos, cuatro nominaciones a los Grammy, el Premio ICMA, el Premio Gramophone, el BBC Music Magazine Vocal Award 2017 y el Diapason d’Or. Después de sus legendarias grabaciones con Vladimir Ashkenazy y Alfred Brendel para Universal Music, registró una serie de canciones de Schubert seleccionadas en doce álbumes para Harmonia Mundi (The Goerne/Schubert Edition) con eminentes pianistas. Sus últimas grabaciones han recibido críticas muy favorables. Además de su residencia en la Filarmónica de Nueva York, otros aspectos destacados de la temporada 2018-2019 incluyeron conciertos con otras orquestas importantes en Estados Unidos, Europa y Japón. Matthias Goerne ha cantado acompañado por Daniil Trifonov, Leif Ove Andsnes y Antonio Pappano, en la Philharmonie en Berlín, la Philharmonie de París, el Wigmore Hall en Londres, el Palau de la Música en Barcelona y otros lugares importantes de Europa. Por último, Goerne ha estado presente en los festivales de verano de 2019 en Ravinia, Salzburgo y Verbier. Matthias Goerne ha participado en diecisiete ediciones del Ciclo de Lied: V (98-99), VI (99-00), VII (00-01), VIII (01-02), IX (02-03), X (dos recitales, 03-04), XII (05-06), XIII (06-07), XIV (07-08), XV (08-09), XVI (09-10), XVII (10-11), XIX (12-13), XXI (14-15), XXIII (16-17), XXIV (tres recitales, 17-18), XXVI (19-20).

Fotografía: Caroline de Bon

Mahler había dicho “soy apátrida por triplicado: nativo de Bohemia en Austria, austríaco entre los alemanes y judío en todo el mundo. Siempre un intruso, nunca bienvenido”, era prisionero de la época que le tocó vivir. El imperialismo vienés entraba en decadencia y se abrían paso las nuevas corrientes artísticas, intelectuales y filosóficas, encabezas por Klimt, Olbrich, von Hoffmannstahl o Freud, su amigo personal.

Tardó en llegarle el reconocimiento. La originalidad de sus composiciones, por un lado, y el auge del nazismo en Alemania y Austria por otro, hicieron que su obra fuera catalogada como “degenerada”. A esto se unía el ambiente antisemita de la sociedad vienesa de la época que, tras una campaña en la prensa destinada a su expulsión de la Ópera de Viena, logró que en 1907 Marler se trasladara a Nueva York, donde dirigió la Ópera Metropolitana entre 1908 y 1910. Al año siguiente regresaría a Viena donde falleció el 18 de mayo, aquejado de una grave enfermedad.

Tras la Segunda Guerra Mundial, dos de sus alumnos más brillantes, Bruno Waltter y Otto Klemperer, comenzaron la difusión de su obra, tras más de 50 años de indiferencia.

Gran admirador de Wagner, había intentado sin éxito componer ópera, pero si desarrolló una brillante carrera como compositor de sinfonías y lieder orquestales. Aunque se trata de dos géneros diferentes, en Mahler no se entiende el uno sin el otro. A lo largo de su carrera compositiva, ambos géneros se retroalimentaban. A partir de 1890, Mahler orquestó todas sus canciones, dotándolas de una entidad sinfónica que enriqueció notablemente su música vocal.

El Teatro de la Zarzuela dedica en su XXVI Ciclo de Lied dos series completas de las obras de lied de Gustav Mahler. En esta primera entrega se interpretan las Llieder eines fahrenden gesellen (1884-1885), canciones del camarada errante. Este fue el primer ciclo de canciones como tal, que compuso al término de su tormentosa relación amorosa con la soprano Johanna Richter, mientras era director de la Casa de Ópera en Kassel, Alemania.

Las Lieder acompañadas de piano no deben considerarse como obra menor. Mahler era un pianista extraordinario y es el conocimiento absoluto del instrumento, junto a la claridad y perfección que buscaba en sus composiciones, las que hacen que estas versiones de voz y piano estén tratadas como una versión orquestada, llena de matices y texturas sinfónicas.

Christian Gerhaher y Gerold Huber elevan a su máxima expresión el término compenetración. Ambos fueron alumnos del gran Dietrich Fischer-Dieskau, lo que se nota, entre otras cosas, en la fiel interpretación que realizan. Dieskau pensaba que a Mahler no hay que leerlo entre líneas, “solo observando exactamente sus instrucciones puede ponerse de manifiesto plenamente el arte de Mahler”.

Gerhaher moduló su voz para ofrecer un registro más claro, más cercano al tenor que a su natural voz de barítono. Demostró una vez más su capacidad de articular, de decir el verso delineado y exacto con una voz depurada y fluida. Como siempre, sin necesidad de adornos estilísticos. Realiza con precisión el viaje hacia lo más profundo en la interpretación del lied. Nadie como él transita por los diferentes caracteres y exigencias que contienen estos ciclos de canciones. Dota de una profunda intimidad expresiva las Canciones del camarada errante, donde nada es accesorio. Desemboca entonces en Des knaben wunderhorn (El cuerno maravilloso del muchacho) y su voz se eleva con una rotundidad concluyente.

El broche final llegó con una honda interpretación de Kindertotenlieder (canciones sobre la muerte de los niños). No abandona la elegancia nunca, ni se deja llevar por el dramatismo, pero otorga a cada una de estas canciones una intensidad abisal y siempre sobria.

Una magnífica forma de comenzar este tradicional Ciclo de Lied del CNDM y el Teatro de la Zarzuela. Sin duda, la calidad de este Ciclo supone ya un patrimonio cultural muy importante para Madrid. Que cunda el ejemplo.

Fotografía: Elvira Megías

La Directora General del INAEM, Amaya de Miguel junto a Fracnsico Lorenzo, director del Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), han presentado esta mañana en rueda de prensa la temporada 19/20 de este centro. El CNDM, unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (INAEM), propone para su décima temporada un intenso y extenso programa que mantiene su espíritu de recuperar y difundir nuestro vasto patrimonio histórico y las músicas cultas de raíz popular como el flamenco y el jazz, incentivar la composición actual y atraer a nuevos públicos hacia la música clásica, o aquellos géneros menos frecuentes, a través de las diversas actividades organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

– El CNDM en su décima temporada organizará 301 actividades diferentes en Madrid y otras 31 ciudades españolas de 14 comunidades autónomas, además de estar en 12 ciudades extranjeras (un total de 44 ciudades distintas). De los 241 conciertos previstos, 101 se ofrecerán en Madrid y 140 fuera de la capital española.

– La presencia internacional se fortalece con 21 conciertos en 12 ciudades de 8 países repartidos por Bogotá (Colombia), Montreal (Canadá), París (Francia), Roma, Milán, Nápoles y Palermo (Italia), Londres (Reino Unido), Lisboa y Elvas (Portugal), Trondheim (Noruega) y Luxemburgo (Luxemburgo).

– Se programarán dos conciertos sinfónicos en el Auditorio Nacional dentro de la temporada: Orquesta Nacional de España y Orquesta Sinfónica de Galicia.

– Se mantienen las figuras de Compositor Residente, con José Manuel López López (Madrid, 1956); Artista Residente, con la violinista alemana Isabelle Faust (Esslingen am Neckar, 1972) y Grupo Residente con L´Apothéose.

– Se articulan tres ciclos transversales a toda la programación dedicados a la intensa interrelación musical entre España e Italia en los siglos XVII y XVIII (#España-Italia), la conmemoración de los 250 años del nacimiento de Beethoven (#Beethoven2020) y la huella del cabaret alemán en otros géneros sonoros (#Cabaret).

– Se recuperarán 46 obras inéditas del patrimonio musical español. Contaremos con el estreno absoluto de 56 nuevas partituras, 32 por encargo del CNDM, de las cuales la mitad serán creadas por compositoras.

– Vuelven artistas imprescindibles en los diferentes géneros musicales como Cecilia Bartoli (con un concierto extraordinario dedicado a Vivaldi), William Christie, Frank Peter Zimmermann, Elisabeth Leonskaja, Chick Corea o Arcángel y se presentan por primera vez en nuestra temporada nombres fundamentales como Herbie Hancock, Wynton Marsalis, Carminho o Nancy Fabiola Herrera.

– La educación tendrá de nuevo una importancia capital con 60 actividades gratuitas en 14 ciudades españolas y 2 extranjeras, en coproducción con 16 instituciones académicas, y se organizarán 73 conciertos de entrada libre. Además, se organizará un congreso internacional en torno a la figura de Ignacio Jerusalem junto con la Universidad Internacional de Andalucía.

– El CNDM colaborará en la temporada 19/20 con 145 instituciones públicas y entidades privadas, creando nuevas alianzas, entre otros, con el Círculo de Bellas Artes, Ayuntamiento de Madrid (Matadero) y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo de Santander.

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (INAEM), propone para su décima temporada un intenso y extenso programa que mantiene su espíritu de recuperar y difundir nuestro vasto patrimonio histórico y las músicas cultas de raíz popular como el flamenco y el jazz, incentivar la composición actual y atraer a nuevos públicos hacia la música clásica, o aquellos géneros menos frecuentes, a través de las diversas actividades organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

La temporada 2019/2020 está conformada por un total de 301 actividades diferentes que tendrán lugar desde el 12 de septiembre de 2019 al 16 de julio de 2020. El programa se desarrollará en Madrid capital y en otras 31 ciudades españolas de 14 comunidades autónomas, a las que hay que añadir 12 ciudades extranjeras con 21 conciertos repartidos por Bogotá (Colombia), Montreal (Canadá), París (Francia), Roma, Milán, Nápoles y Palermo (Italia), Londres (Reino Unido), Lisboa y Elvas (Portugal), Trondheim (Noruega) y Luxemburgo (Luxemburgo), hasta alcanzar un total de 44 ciudades distintas, con una amplia oferta de conciertos, sesiones educativas, cursos de interpretación, clases magistrales y conferencias a cargo de destacados intérpretes y creadores. En total, se producirán 241 conciertos, con música del siglo XII al XXI, de los cuales 140 se ofrecerán fuera de la capital española y 73 tendrán carácter gratuito.

Los conciertos organizados en Madrid se reparten, de nuevo, en 10 ciclos desarrollados en sus tres espacios habituales: el Auditorio Nacional de Música, el Teatro de La Zarzuela y el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (MNCARS, en el que, además del ciclo en el Auditorio 400, se celebrarán algunos conciertos en otras partes del museo, en comunicación con las exposiciones de la temporada próxima, bajo la denominación Series2), a lo que se suman dos citas en la Nave 10 del Matadero del Ayuntamiento de Madrid y todo un ciclo, Beethoven Actual, con nueve conciertos en el Círculo de Bellas Artes, a las ya clásicas Universo Barroco (Sala Sinfónica y Sala de Cámara), Series 20/21, Fronteras, Liceo de Cámara XXI, Andalucía Flamenca, Jazz en el Auditorio, Ciclo de Lied y Bach Vermut. A todo lo mencionado hay que añadir la novena edición del proyecto pedagógico y social “Todos creamos”, que estará dedicado a las islas recónditas.

En la próxima temporada el CNDM aumenta sus colaboraciones hasta las 145 instituciones públicas y entidades privadas. En España lo hará para coproducir el XVII ciclo Músicas Históricas de León (el ciclo en el Auditorio Ciudad de León junto con Ayuntamiento), los seis ciclos de música actual en Alicante, Badajoz, Barcelona, Malpartida de Cáceres (Museo Vostell Malpartida), Segovia y Valencia (en coproducción con el Festival ENSEMS), y los dos barrocos en Oviedo y Salamanca, además de los conciertos coproducidos por los cabildos catedralicios incluidos dentro de la serie El Órgano en las Catedrales. El ciclo Beethoven Actual, que incluye las 32 Sonatas para piano de Beethoven junto a los 18 estudios para piano de G. Ligeti y 9 obras de compositores españoles, este año llegará a Murcia y, por fin, a Madrid. Por su parte, el ciclo Beethoven por Liszt sonará en Cuenca y Santander, dentro la programación estival de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. Continúa la colaboración estable con los festivales internacionales de música de Cádiz, Sevilla y Úbeda-Baeza, refuerza sus alianzas con el L´Auditori de Barcelona (con la tercera parte del ciclo Schubert Lied, coproducido por la Asociación Franz Schubert de Barcelona, y un nuevo ciclo, Sampler Sèries), con la Universidad de Salamanca (nace un nuevo ciclo de jazz nacional), y repetimos las colaboraciones iniciadas en la pasada temporada en Betanzos (A Coruña, esta vez, en formato ciclo en coproducción con el Ayuntamiento y el cabildo) y la Diputación de Palencia (II Festival de Música Medieval y Renacentista Palencia Antiqva). Después de algunos años sin conexión directa, el CNDM colaborará de nuevo con el Festival de Jazz de Madrid (para traer a la capital a la leyenda del piano Herbie Hancock) y presentará dos conciertos sinfónicos en colaboración con la Orquesta Nacional de España y la Fundación Excelentia (Orquesta Sinfónica de Galicia).

El programa internacional repite la colaboración por quinto año consecutivo con el Festival de Música Sacra de Bogotá (Colombia) y con la vecina ciudad portuguesa de Elvas y, por tercer año, con el Festival de Música Barroca de Trondheim (Noruega). El éxito de las pasadas ediciones del Proyecto Europa junto al Instituto Cervantes ha hecho que en esta temporada apostemos por una gira italiana por cuatro ciudades del Grupo Residente L´Apothéose con un programa centrado en la influencia de la música italiana en España en el siglo XVIII, además de coproducir el festival de música barroca de Londres, que este año se centra en los Siglos de Oro hispanos. Para redondear la apuesta fuera de nuestras fronteras se realizarán ocho conciertos más en Montreal (Canadá), París (Francia), Lisboa (Portugal) y Luxemburgo (Luxemburgo), hasta alcanzar un total de 21 conciertos repartidos por 12 ciudades.

En el apartado dedicado a las “residencias” del CNDM, en esta entrega José Manuel López López (Madrid, 1956) será Compositor Residente, autor que hoy se encuentra en plena madurez creativa y presentará un total de 18 obras, escritas entre 1993 y 2020, donde se incluyen cuatro estrenos absolutos, tres de ellos por encargo del CNDM. La prestigiosa violinista alemana Isabelle Faust (Esslingen am Neckar, 1972) será nuestra Artista Residente. Faust ofrecerá cinco conciertos en Madrid, en cuatro ciclos que mostrarán la versatilidad y excelencia que la caracterizan: desde Bach en Universo Barroco (junto a la AKAMUS de Berlín) a obras de autores contemporáneos como George Benjamin, que interpretará a solo, pasando por piezas de cámara de Schubert, Webern, Berg o Messiaen junto a Jean-Guihen Queyras, Jörg Widmann y Pierre-Laurent Aimard, hasta llegar al concierto sinfónico junto a la Orquesta Sinfónica de Galicia y la versión original del Concierto para violín de Sibelius. A esas dos secciones se añade la de Grupo Residente, que ostentará el joven conjunto barroco L´Apothéose. Representantes de una generación de jóvenes de incontestable calidad, este conjunto, en sus apenas tres años de vida, son parte del futuro de la música en este país con una interpretación histórica al más alto nivel, que transmite el contenido emocional y retórico propio de cada compositor. En esta residencia presentarán cinco programas diferentes en diez conciertos programados en Madrid, León, Oviedo, Bogotá, Londres, Roma, Milán, Palermo y Nápoles.

Tres ciclos transversales ocuparán nuestra atención este año. Bajo la denominación #España-Italia mostraremos a lo largo de 24 conciertos realizados en 15 ciudades las relaciones e influencias musicales entre España e Italia en los siglos XVII y XVIII. Nacido para recordar el esplendor de la música en la época en la que los Borbones regían los destinos de España y del Reino de las Dos Sicilias, este ciclo impulsa el intercambio de grupos españoles en Italia y viceversa. Los programas mostrarán las influencias de los músicos italianos que viajaron a Madrid para trabajar en la Corte, como Alessandro Scarlatti, Luigi Boccherini o Carlo Broschi “Farinelli”, en los compositores españoles y cómo esa circunstancia repercutió en la música de la época. Al hilo de la conmemoración en 2020 del 250º aniversario del nacimiento de Beethoven llegará #Beethoven2020, serie musical de 30 citas en 4 ciudades con la obra pianística del genio de Bonn como punto de mira. A los dos ciclos ya mencionados, Beethoven Actual (en Madrid y Murcia) y Beethoven por Liszt (en Cuenca y Santander), se unirán las revisiones fronterizas en Madrid de los pianistas Uri Caine (junto al Cuarteto Lutoslawski) y Marco Mezquida en formato cuarteto (flauta, contrabajo y batería). El tercer eje será el protagonizado por el cabaret. #Cabaret nos hará revivir los ecos de la Alemania de Weimar y su influencia en la chanson française, el tango y el jazz con 4 conciertos en Madrid repartidos en 4 ciclos diferentes.

Hay que destacar la recuperación histórica y difusión de una amplia muestra de nuestro rico y extenso patrimonio desde la Edad Media hasta el Barroco tardío. Se rescatarán del olvido 46 obras que hasta ahora permanecían inéditas –muchas de ellas estreno en tiempos modernos– de compositores como José de Nebra, Pere Rabassa, José de Torres o Juan Francés de Iribarren, además de algunas obras anónimas y de creadores nativos o activos en Italia como Diego Ortiz, Giacomo Facco, Antonio Lolli, Maurizio Cazzati o Marco Antonio Ziani. Destacan la recuperación y estreno en tiempos modernos, de parte de Luis Antonio González y su conjunto Los Músicos de su Alteza, de la ópera Coronis, atribuida a Sebastián Durón junto con José de Cañizares, y el programa que el grupo Nereydas dedicará a la obra del músico Ignacio Jerusalem, en conmemoración del cuarto de siglo desde su muerte. Al hilo de esa efeméride, se organizará un congreso internacional junto con la Universidad Internacional de Andalucía para estudiar su figura y la relación de las músicas galantes entre Italia, la península ibérica y el Nuevo Mundo. Esos estrenos se repartirán por diez ciudades españolas (Madrid, además de los ciclos propios de León, Oviedo, Salamanca, Palencia y Betanzos, la coproducción o colaboración con los festivales internacionales de Sevilla, Úbeda-Baeza y dos conciertos puntuales en Segovia y A Coruña), una capital americana (Bogotá) y cinco ciudades europeas (Londres, Roma, Milán, Palermo y Nápoles).

La creación contemporánea sigue siendo un pilar fundamental en la programación del CNDM que incentiva la composición de nuevas páginas y amplia el conocimiento del repertorio menos transitado del pasado siglo. Este año verán la luz 56 nuevas obras, 32 de las cuales serán por encargo del CNDM y la mitad de ellas creadas por compositoras. Con la creación más actual visitaremos este año Alicante (concierto del percusionista Miquel Bernat al hilo de las clases magistrales en el Conservatorio alicantino impartidas por nuestro Compositor Residente, José Manuel López López), Badajoz (coproducimos el XI Ciclo de Música Actual, que este año estará formado por una docena de conciertos y 8 talleres en diferentes Conservatorios de la región), Barcelona (estrenamos Sampler Sèries, dos citas en las que la música amplificará su fuerza uniéndose a otras disciplinas artísticas: en la primera, la protagonista será la histórica coreógrafa Martha Graham y el estreno absoluto del primer encargo de danza del CNDM, en coproducción con L´Auditori, acompañando una obra del compositor Ramon Humet y, en la segunda, asistiremos al estreno de la obra La trace de José Manuel López López, que irá vestida por la videocreación de Pascal Auger, artista que ya ha colaborado previamente con el compositor), Malpartida de Cáceres (coproduciremos el XXI Ciclo de Música Contemporánea que se desarrollará en el Museo Vostell Malpartida y contará con cinco conciertos), Segovia (coproducción de las XXVII Jornadas de Música Contemporánea) y Valencia (comenzamos la coproducción con el insigne Festival ENSEMS con dos fechas, la primera de ellas, a cargo del histórico Cuarteto Arditti). Pero saldremos también de nuestras fronteras con conciertos en las localidades portuguesas de Lisboa y Elvas (Grupo de Música Contemporânea de Lisboa, en el CCB lisboeta y en el Conservatorio de Elvas, donde habrá un segundo recital a cargo del Ensemble Regards), Luxemburgo (United Instruments of Lucilin, conjunto formado por músicos luxemburgueses), Milán (Sandro Gorli y su Divertimento Ensemble presentarán un programa dedicado a la música espectral) y París (con el famosísimo Ensemble 2e2m en el Colegio de España). A todo este despliegue actual se unirán de nuevo los estrenos de generaciones más jóvenes, como los que formarán parte del XXX Premio de Jóvenes Compositores Fundación SGAE-CNDM.

Este año visitarán nuestro ciclo flamenco Andalucía Flamenca voces que mostrarán el amplio espectro de la sensibilidad de este género: las de Antonio Reyes, Arcángel, “La Macanita”, “La Yiya”, Israel Fernández, María Terremoto, Antonia Contreras y “La Fabi”. El mejor toque estará representado por Rafael Riqueni y otros maestros como Dani de Morón, Diego del Morao, Salvador Gutiérrez, Manuel de la Luz, Manuel Valencia, Antonio García, Juan Ramón Caro y Nono Jero.

Jazz en el Auditorio dará cita de nuevo en Madrid a un conjunto de carismáticos intérpretes en busca de nuevas emociones, convocando al pasado, presente y futuro del género: de los míticos Herbie Hancock, Wynton Marsalis con la Jazz at the Lincoln Center Orchestra y Chick Corea en formato trío (junto a los imprescindibles Christian McBride y Brian Blade) a grandes pianistas como Jacky Terrason y Marcin Wasilewski (ambos en trío) pasando por el quinteto del inquieto Pablo Martín Caminero, sin olvidar la genial trompeta de Tom Harrell, la voz de la nueva dama del género Cécile McLorin Salvant y el buen hacer de los veteranos The Cookers.

El ciclo Fronteras reincide, tras recibir el año pasado a Mariza, en la esencia musical portuguesa con la diva del fado Carminho, que presentará su nuevo álbum en la Sala Sinfónica del Auditorio. Mientras tanto, en la Sala de Cámara se alternarán las improvisaciones y revisiones de Vivaldi con el Tarkovsky Quartet; el duelo sonoro entre Philip Glass y Bach en las manos del pianista islandés Víkingur Ólafsson; las conexiones, a priori lejanas, entre los grandes clásicos de Joan Manuel Serrat y piezas del Barroco español con la Cappella Mediterranea, viaje paralelo al que realizará el Alternative History Quartet que, con dos voces y dos laúdes, interpretarán canciones de estreno de Sting, Led Zeppelin y Genesis junto a obras del siglo XVII; los ya comentados homenajes pianísticos beethovenianos de Uri Caine junto al Cuarteto Lutoslawski y Marco Mezquida Grupo; la Antología del cante flamenco heterodoxo del sin par Niño de Elche y el recuerdo cabaretero alemán de la pianista Rosa Torres-Pardo junto a Clara Muñiz y poemas de Luis García Montero.

La exitosa programación para órgano continuará con el ciclo Bach Vermut con una nueva entrega de siete conciertos que ampliarán el repertorio y contarán con nombres imprescindibles del mundo organístico en Madrid y en las siete catedrales españolas (Bilbao, Murcia, Pamplona, Málaga, Segovia, Las Palmas y Girona) que componen la tercera edición de la serie El Órgano en las Catedrales. Este año disfrutaremos de David Cassan, Jeremy Joseph, Thierry Escaich, Daniel Oyarzabal, Jean-Baptiste Robin, Paolo Oreni, Karol Mossakowski, Jordi Vergés, Mar Vaqué, Ángel Montero y los dúos formados por las organistas Ana Aguado y Ana Belén García y por el organista Óscar Candendo junto a la Coral de Cámara de Navarra.

El ciclo Liceo de Cámara XXI mantendrá la excelencia interpretativa en la Sala de Cámara con prestigiosos solistas como el violinista Frank Peter Zimmermann y el pianista Martin Helmchen, que ejecutarán la tercera parte de la integral de las Sonatas de Beethoven iniciada el año pasado; el trío formado por Vilde Frang (violín), Lawrence Power (viola) y Nicolas Altstaedt (violonchelo) también homenajeará al genio de Bonn; nuestra versátil Artista Residente, la violinista Isabelle Faust, acudirá en dos ocasiones, para abrir y cerrar este ciclo: la primera en solitario y en la clausura junto a otros tres virtuosos: Jörg Widmann (clarinete), Jean-Guihen Queyras (violonchelo) y Pierre-Laurent Aimard (piano); el Trío Ludwig se atreverá con Rachmaninov y el dúo escandinavo creado por Truls Mork (violonchelo) y Havard Gimse (piano) presentarán un programa postromántico. Como no puede ser de otra forma, en un ciclo centrado en la música de cámara, recibiremos a algunos de los más renombrados cuartetos de cuerda del mundo como son el asiduo y brillante Cuarteto de Jerusalén (junto a la soprano Hilda Baggio), el Emerson (con obras de Bartók y Beethoven), el joven Cuarteto Dalia, que compartirá escenario con el pianista coreano Seong-Jin Cho, y el Cuarteto de la Staatskapelle de Berlín que estará acompañado, nada más y nada menos, por la legendaria pianista rusa Elisabeth Leonskaja, en dos citas dedicadas a Brahms en sendos días consecutivos, y las jóvenes Clara Andrada (flauta), Lorenza Borrani (violín), Simone Jandl (viola) y Luis Buchberger (violonchelo) se presentarán con obras de Beethoven, Mozart y Schubert.

El Ciclo de Lied, ya en su vigésimo sexta edición en el Teatro de La Zarzuela, seguirá contando con las mejores voces que cultivan este género tan especial y que han convertido a Madrid en uno de los centros de referencia internacional. Este año volverán a esta serie voces indispensables del lied, como son los barítonos Christian Gerhaher (en dos conciertos dedicados a canciones de Mahler) y Matthias Goerne y el tenor Ian Bostridge; disfrutaremos de nuevo de Simon Keenlyside, Nancy Fabiola Herrera (con un programa dedicado al cabaret), Christoph Prégardien y Marlis Petersen y se estrenarán en la capital española el barítono Manuel Walser y la joven soprano Anna Lucia Richter.

La Educación adquiere, como en cursos pasados, una importancia capital con 60 actividades diversas repartidas a lo largo de 14 ciudades españolas y dos extranjeras (Elvas -Portugal- y Bogotá -Colombia-) coproducidas con cinco universidades españolas (Oviedo, León, Salamanca, Internacional de Andalucía y Complutense de Madrid), cinco Conservatorios de Música en la península ibérica (Alicante, Badajoz, Madrid, Oviedo y Elvas en Portugal), dos centros educativos de primaria y secundaria de la Comunidad de Madrid (que participarán en la novena edición del Proyecto Pedagógico “Todos creamos”, coordinado por el pedagogo Fernando Palacios y dedicado este año a las islas recónditas), tres festivales (Música Contemporánea Vostell Malpartida, Música Española de Cádiz y Música Contemporánea de Tres Cantos) y la Escuela Superior de Música Reina Sofía. En la Universidad de Salamanca tendrá lugar, por séptimo año, un intenso programa de clases magistrales y talleres de interpretación, de carácter transversal, centrado en el ámbito de la música antigua y barroca “históricamente informada” y en el Auditorio de León se celebrará el IX Curso de Interpretación Vocal Barroca, que anualmente imparte el director, clavecinista y musicólogo Eduardo López Banzo. A todo ello sumar el ya citado congreso internacional en torno a Ignacio Jerusalem con la Universidad Internacional de Andalucía y el Festival de Música Antigua de Úbeda y Baeza.

El CNDM mantiene el interés en incentivar y promover la incorporación de nuevas audiencias a sus diferentes programas divulgativos y educativos. Esta temporada se mantienen los descuentos para jóvenes (menores de 30), para los que desarrolla una amplio abanico de posibilidades, que incluyen ofertas con importantes ventajas en la adquisición de entradas o abonos, sobre todo a través del programa Último Minuto (con un descuento del 60%, para localidades adquiridas desde una hora antes del inicio de los conciertos) y acuerdos estables con numerosos centros educativos para la asistencia gratuita de los estudiantes que participan en los cursos y ciclos programados por el CNDM en las diferentes ciudades españolas. Se beneficiarán también del descuento Último Minuto los desempleados y seguirá activo el descuento del 20% para todos los estudiantes, grupos de más de 20 personas y mayores de 65 años, aumentando al 50% el aplicado a familias numerosas. A este interés por impulsar la música en todas sus vertientes hay que sumar los 73 conciertos de entrada libre.

La renovación de abonos para todos los ciclos programados en el Auditorio Nacional de Música estará disponible del 13 de junio al 4 de julio en las taquillas del Auditorio Nacional, entradasinaem.es y 902 22 49 49, y la venta de nuevos abonos, del 10 de julio al 7 de septiembre. Las entradas libres, si las hubiere, para todos los conciertos programados en la Sala Sinfónica, estarán a la venta desde el 10 de julio, con un precio de 5 a 50 euros (a excepción del concierto extraordinario de Cecilia Bartoli, cuyas localidades tiene precios a partir de los 25 euros), mientras que para los ciclos de la Sala de Cámara se podrán adquirir a partir del 11 de septiembre, con precios de 10 a 20 euros. El XXVI Ciclo de Lied, programado en el Teatro de La Zarzuela, mantiene sus localidades de 4 a 35 euros, y las Series 20/21 programadas en el Museo Reina Sofía seguirán siendo con acceso libre hasta completar el aforo de la sala.

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) cuenta con una plantilla de dieciséis personas, entre funcionarios y contratados. Las imágenes de la temporada 19/20 son obras originales del artista británico Hugh Turvey, cuyas radiografías coloreadas con los tonos de cada ciclo del CNDM transmiten la esencia de cada serie, del propio centro y de la música, la energía que no vemos pero que es el alma de la belleza y de nuestro intenso y extenso trabajo.

Fotografía: Elvira Megías

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela clausuran el próximo lunes 3 de junio a partir de las 20h00 el XXV Ciclo de Lied con un programa especial protagonizado por los barítonos Thomas Quasthoff (como narrador) y Florian Boesch junto al tenor Michael Schade, acompañados por el pianista Justus Zeyen. El programa elegido para esta velada se sumerge en la esencia del Romanticismo, con lieder, dúos y melodramas compuestos por los grandes nombres de este género: Franz Schubert, Robert Schumann, Felix Mendelssohn, Johannes Brahms, Franz Liszt o Hugo Wolf, sobre textos de Joseph von Eichendorf y Heinrich Heine. A todo ello se unirá el lied ‘Das zerbrochene Ringlein’, rareza escrita por Friedrich Nietzsche con texto de Von Eichendorf.

Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es> y 902 22 49 49.

Heine y Von Eichendorf: la poesía en el corazón del lied

Según el estudioso Luis Gago, “’Heine in der Musik’, el catálogo compilado por Günter Metzner, abarca doce gruesos volúmenes dedicados a explorar la fortuna musical de los poemas de Heinrich Heine, a pesar de lo cual no puede tenerse siquiera por exhaustivo: las cifras son abrumadoras, ya que se trata de más de dos mil quinientos compositores y una cifra que supera las ocho mil canciones inspiradas por el poeta alemán. Y resulta especialmente sintomático que hayan sido muchísimos los músicos que decidieron elegir poemas de Heine como la inspiración textual de su op. 1, como si ese hermanamiento les granjeara simbólicamente acceso al panteón de los liederistas más ilustres. El propio Brahms llegó a afirmar al final de su vida que había puesto música «a casi todo Heine» en su juventud, sin duda, una exageración, pero reveladora de que el poeta alemán había pasado a formar parte del ritual de bautismo de todo aquel que quisiera adentrarse por ese camino que había empezado a desbrozar Franz Schubert al filo de su muerte. Y la entrada no quedaba circunscrita a los alemanes: los franceses —en cuyo país vivió exiliado el poeta los últimos veinticinco años de su vida— hicieron suyo a «Henri Heine» (como reza la placa colocada en la casa en que murió, en el número 3 de la Avenue Matignon parisiense) casi como un compatriota, y no ha faltado incluso quien lo ha considerado el antecesor directo de un Jean-Paul Sartre o, más en general, de los intelectuales franceses engagés de la segunda posguerra mundial; en Italia, circularon profusamente los poemas de «Enrico Heine»; Gustavo Adolfo Bécquer adaptó entre nosotros sus versos; y, sin gran esfuerzo, encontraremos canciones con sus poemas traducidos al ruso firmadas por Chaikovski, Glazunov o Borodin. Poemas como «Du bist wie eine Blume» o «Leise zieht durch mein Gemüt» acumulan bajo su modestísimo puñado de versos centenares de versiones musicales.

El amor por la naturaleza y el deslumbramiento que sintió Joseph von Eichendorf al conocer la colección ‘Des Knaben Wunderhorn’ (lo que lo llevó a entablar amistad con sus compiladores, Achim von Arnim y Clemens Brentano) dejaron una honda huella en sus propios poemas, pródigos en referencias musicales y en descripciones de sonidos de la naturaleza, algo a lo que un oído tan sensible como el de Felix Mendelssohn no podía dejar de mostrarse receptivo. La música tiene también un papel determinante en su obra en prosa más difundida, ‘Aus dem Leben eines Taugenichts’ (De la vida de un inútil), un ejemplo de prosa poética de alta escuela protagonizada por un violinista errabundo y que acoge, asimismo, numerosos poemas y canciones. Sin alcanzar las prodigiosas cifras de Goethe o Heine, Eichendorff fue el tercer gran poeta predilecto de los compositores románticos: Dietrich Fischer-Dieskau cifró en más de cinco mil las canciones compuestas a partir de sus poemas desde que empezaron a publicarse, esto es, en los últimos sesenta y cinco años del siglo XIX.“.

Durante casi cuatro décadas, Thomas Quasthoff ha movido los corazones de innumerables oyentes con su arte. Terminó su destacada carrera como cantante en 2012 aunque ha conservado sus estrechos vínculos con la música y el canto como profesor en la Hanns Eisler Music Academy en Berlín e impartiendo clases magistrales. Quasthoff fue uno de los cantantes más notables en su campo, invitado frecuentemente a cantar con la Berliner y Wiener Philharmoniker, entre otras con directores como Claudio Abbado, Daniel Barenboim, Christoph Eschenbach, James Levine, Bernard Haitink, Mariss Jansons, Zubin Mehta, Riccardo Muti, Seiji Ozawa, Sir Simon Rattle, Helmuth Rilling, Christian Thielemann y Franz Welser-Möst. Además de sus compromisos como docente ha desarrollado otras virtudes como narrador, comediante, moderador e incluso como actor. Tras su gran éxito en el otoño de 2012, donde apareció por primera vez como actor en el papel de Feste en ‘Twelfth Night’ de Shakespeare, continuó desempeñando este rol en el Berliner Ensemble durante 5 años hasta mayo de 2017.

Durante los últimos años Quasthoff ha demostrado que le gusta enfrentarse a nuevos desafíos. En 2010 lanzó su programa de soul/blues/jazz titulado ‘Tell It Like It Is’ que giró por toda Europa. Desde entonces, vuelve una y otra vez a los conciertos de jazz junto a algunos instrumentistas de renombre internacional: Frank Chastenier (piano), Dieter Ilg (contrabajo) y Wolfgang Haffner (batería). El año pasado su concierto ‘My favourite things’ cerró el ciclo Jazz en el Auditorio del CNDM.

Fotografía: Bernd Brundert

André Schuen

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela presentarán el lunes 22 de abril a las 20h00 en el XXV Ciclo de Lied al barítono alemán Andrè Schuen junto a su compatriota, el pianista Daniel Heide. El programa se extiende desde el pleno Romanticismo del alemán Robert Schumann y el húngaro Franz Liszt hasta sus últimos coletazos, ya cerca de la vocalidad expresionista, con el suizo Frank Martin y sus potentes monólogos sobre el drama moralizante Jedermann.

Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Schuen: en línea con las grandes voces

Según el crítico Arturo Reverter la voz de este joven cantante alemán, que en poco tiempo se ha abierto un hueco interesante entre los más conspicuos liederistas del momento “es timbrada, de excelente pasta baritonal, homogénea, maleable y bien emitida es. En la línea, salvando las distancias, de un Dieskau, un Prey, un Bahr, un Quasthoff o un Gerhaher, su expresividad y efusión lírica, especialmente contagiosas, son buenos avales para pensar en que sus versiones de algunos de los más bellos lieder de Schumann pueden tener la medida ideal.”

El barítono Andrè Schuen (1984) se crió en la región de Ladinia, concretamente, en la Val del Tirol (Italia). Aunque el violonchelo fue el instrumento que eligió y tocó durante muchos años, decidió asistir a la Universidad Mozarteum de Salzburgo, donde estudió con Horiana Branisteanu y Wolfgang Holzmair. Schuen completó su educación con clases magistrales organizadas por Kurt Widmer, sir Thomas Allen, Brigitte Fassbaender, Romualdo Savastano y Olaf Bär. Se graduó del Mozarteum en 2010. Al inicio de su carrera, Schuen recibió numerosos premios. Comenzó la temporada 2017-2018 cantando Don Giovanni en la Opéra National de Lorraine, en Nancy y en el Grand Théâtre de Luxemburgo. Luego, cantó por primera vez Pagliacci en el Gran Teatro de Ginebra y, a finales de año, Così fan tutte en el Teatro Regio de Turín. Ha ofrecido recitales de lied en la Radio de Baviera en Múnich y en el Concertgebouw de Ámsterdam. Es residente, por tercera temporada consecutiva, en la Dortmund Konzerthaus, junto con Junger Wilder. En 2018 cantó el Ein deutsches Requiem de Brahms en el Festival de Whitsun de Salzburgo y, desde 2010, actúa en Salzburgo: primero, como miembro del Young Singers Project y, posteriormente, en el Salzburger Festspiele, dirigido por Simon Rattle y Riccardo Muti. Entre 2010 y 2014 Schuen fue miembro de la Opernhaus Graz. Ha sido uno de los pocos cantantes que ha aparecido en tres papeles al mismo tiempo: Figaro, Don Giovanni y Guglielmo en el ciclo Da Ponte, de Harnoncourt, en el Theater an der Wien de Viena. También ha cantado Il barbiere di Siviglia de Paisiello, bajo la dirección de René Jacobs, Fidelio de Beethoven, Capriccio de Strauss y el estreno mundial de Hamlet de Schreier, dirigido por Christof Loy. Asimismo, se ha presentado en el papel de Marcello en La Bohème en Ginebra y el conde Almaviva en Le nozze di Figaro en Angers y Nantes.

Con el pianista Daniel Heide, Schuen ha cantado en el Wigmore Hall de Londres, en el Heidelberger Frühling y en la Konzerthaus de Viena. Gerold Huber es también uno de sus compañeros de recital, con quien actuó en el festival Schubertiade en Hohenems. En 2017 Andrè Schuen cantó en el Tanglewood Festival, así como en el Aspen Music Festival, junto con Andreas Haefliger. En sus primeros dos discos de lied, Andrè Schuen interpreta obras de Schumann, Wolf y Martin, acompañadas por Daniel Heide. Ha grabado, asimismo, obras de Beethoven con el Trío Boulanger. Schuen y Heide participan por primera vez en el Ciclo de Lied.

Sarah Connolly

El lunes 11 de marzo a las 20 horas, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela presentan en el XXV Ciclo de Lied a la mezzosoprano británica Sarah Connolly junto al pianista Julius Drake. El programa elegido para la ocasión combina piezas de compositores de finales del siglo XIX y principios del XX. Según Arturo Reverter: “La poesía que anida en los lieder de Brahms, en algún caso provenientes del acervo popular, requiere de este tipo de intérpretes, que han de expresar también la gracia que alberga el cuaderno italiano de Wolf, captar con sutileza el aireado universo de Roussel, la exquisitez de Debussy y la severa reflexión que contienen los Seis lieder sobre textos de Maeterlinck de Zemlinski”. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Connolly: Dama del Imperio

Nacida en el condado de Durham, Sarah Connolly estudió piano y canto en el Royal College of Music. Ha sido galardonada por la Incorporated Society of Musicians y ha recibido, entre otros, el Premio Distinguished Musician, el Premio Cantante del Año de la Royal Philharmonic Society en 2012. En 2017 fue nombrada Dama del Imperio Británico. Entre las citas más destacadas de la temporada pasada están su presentación en la Wiener Staatsoper en Ariodante, el papel principal en Giulio Cesare in Egitto en el Glyndebourne Festival y el papel de Brangäne de Tristan und Isolde en el Gran Teatro del Liceo. Sus éxitos más preeminentes en temporadas previas incluyen Fricka (Covent Garden y Festival de Bayreuth), Brangäne en Tristan und Isolde (Covent Garden y Festival de Baden-Baden), el Compositor en Ariadne auf Naxos y Clairon en Capriccio (Metropolitan Opera House), el papel principal en Giulio Cesare, Brangäne y Gertrude en el estreno mundial de Hamlet, de Brett Dean (Glyndebourne Festival), el papel principal en Ariodante y Sexto en La clemenza di Tito (Aix-en-Provence), Yocasta en Œdipe, de Enescu (Covent Garden), Orfeo de Gluck, y el papel principal en The Rape of Lucretia (Bayerische Staatsoper), Fedra en Hippolyte et Aricie (Ópera de París) y el papel protagonista en Agrippina y Nerone en L’incoronazione di Poppea (Gran Teatro del Liceo). Otros compromisos notables han sido su participación en importantes obras de Elgar (The Dream of Gerontius), Mahler (Sinfonía nº 2, Sinfonía n° 3, Das Lied von der Erde, Des Knaben Wunderhorn), Tippett (A Child of our Time) o Berlioz (La mort de Cléopâtre). Comprometida con la música contemporánea, ha participado en los estrenos de The Colour of Fire de Judith Bingham (Two Moors Festival); A Welsh Night de Torsten Rasch (Three Choirs Festival); Relict Furies, de Gareth Farr (Edinburgh Festival); Songs of Li Po de Jonathan Harvey (Aldeburgh Festival), y Tribute to Cavafy (Birmingham) y Gnosis (BBC Proms) de sir John Tavener. Sus grabaciones incluyen Dido and Aeneas de Purcell (OAE), Des Knaben Wunderhorn (Théâtre des Champs-Élysées Orchestra y Herreweghe), Tristan und Isolde (London Philharmonic Orchestra y Jurowski), Sea Pictures y The Dream of Gerontius de Elgar (BBC Philharmonic y sir Andrew Davis), Phaedra de Britten (BBC Philharmonic y Gardner), Elijah de Mendelssohn, la Misa en do menor de Mozart, y la Scena di Berenice de Haydn (Gabrieli Consort y McCreesh). Sarah Connolly participa por primera vez en el Ciclo de Lied.

SARAH CONNOLLY © Christopher Pledger
Dorothea Röschmann

El lunes 25 de febrero a las 20 horas, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela presentan en el XXV Ciclo de Lied a la soprano alemana Dorothea Röschmann junto al pianista Malcolm Martineau. El programa que han preparado es verdaderamente excepcional y abarca casi un siglo de canción de arte alemana, desde 1815, en que se fecha el primero de los Mignon Lieder de Franz Schubert, a 1902, que es cuando Gustav Mahler remata el más tardío de sus Rückert-Lieder. A estos dos ciclos imponentes se les sumarán canciones de Robert Schumann y Richard Wagner. Un programa marcado por la intensidad y que supone una compleja aventura expresiva para quien canta o acompaña y una experiencia estética de primera magnitud para sus oyentes. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Röschmann: intensidad expresiva

Nacida en Flensburgo, Alemania, Dorothea Röschmann fue miembro del Ensemble de la Deutsche Staatsoper Berlín, donde, en 2016, recibió el título de Kammersängerin. Estrechamente asociada con el teatro, allí cantó papeles como Agathe, Ännchen con Mehta, Nannetta con Abbado, Eva, Elsa, Pamina, Fiordiligi, Susanna, Zerlina, Micela, Donna Elvira, condesa Almaviva con Barenboim y la Marschallin con sir Simon Rattle. En 1995 realizó su debut en el Salzburger Festspiele como Susanna con Harnoncourt con gran éxito. Han sido numerosas las veces que ha regresado al festival para cantar a Donna Elvira, condesa Almaviva, Ilia, Servilia, Nannetta, Pamina, Florinda y Vitellia, con directores como Abbado, Harding, Mackerras y Von Dohnányi. En 2014 volvió al festival para cantar Florinda en Fierrabras con Ingo Metzmacher y en 2016 al Festival de Pascua para interpretar a Desdémona en Otello con Christian Thielemann. En el Teatro alla Scala de Milán cantó la condesa y Donna Elvira de gira con la compañía del Bolshoi y Daniel Barenboim. En la Wiener Staatsoper ha interpretado a la condesa Almaviva, Susanna, Marschallin y, en 2016, volvió para debutar el papel de Jenůfa. En la Bayerische Staatsoper, en Múnich, cantó Zerlina, Susanna, Ännchen, Marzelline, Anne Trulove, Elvira y Rodelinda. En teatros de Europa ha cantado en La Monnaie de Bruselas como Norina y en el Théâtre de la Bastille de París como la condesa Almaviva y Pamina. En el Metropolitan Opera de Nueva York cantó Susanna, Pamina, Elvira e Ilia con Levine y, en la Royal Opera House de Londres, sus papeles han incluido a Pamina y Fiordiligi con sir Colin Davis, la condesa Almaviva con sir Antonio Pappano y Donna Elvira. Ha cantado el papel principal de Theodora en el Carnegie Hall con Harry Bicket y The English Concert; Faustszenen con Daniel Harding y la Berliner Philharmoniker; una gira europea con Mariss Jansons y la Royal Concertgebouw Orchestra con la Sinfonía nº 4 de Mahler; Sieben frühe Lieder, de Berg, con Marc Albrecht y la Rundfunk Sinfonieorchester Berlin, y Dido and Aeneas, de Purcell, en el Carnegie Hall con Les Violons du Roy.

Como reconocida intérprete de lied, ha cantado en el Wigmore Hall de Londres, el Concertgebouw de Ámsterdam, la Wiener Konzerthaus, así como en Amberes, Lisboa, Madrid, Colonia, Bruselas, Oslo y en los festivales de Edimburgo, Múnich y Schwarzenberg. Cantó con Daniel Barenboim en el Teatro Schiller de Berlín y con Mitsuko Uchida en el Festival de Lucerna, en el Wigmore Hall de Londres y en una gira por Estados Unidos que culminó con un recital en el Carnegie Hall de Nueva York. Dorothea Röschmann ha participado en dos ediciones previas del Ciclo de Lied: VIII (01-02) y XV (08-09).

DOROTHEA RÖSCHMANN © Harald Hoffmann – Sony Entertainment

 

Adrianne Pieczonka

La soprano Adrianne Pieczonka interpretará Winterreise de Franz Schubert dentro del XXV Ciclo de Lied que coproducen el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) y el Teatro de la Zarzuela. El concierto será el lunes 28 de enero a las 20h00 en el propio coliseo de la plazuela de Jovellanos, y ha levantado una especial expectación ya que ‘Viaje de invierno’ está considerada como una de las obras fundamentales del género, y la cantante canadiense, que estará acompañada por el pianista Wolfram Rieger, una de sus voces más representativas.

Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Winterreise: el profundo viaje interior

El crítico Arturo Reverter indica que: “El lirismo de Schubert es el lirismo del lied, que tiene como preocupante y profundo telón de fondo nada menos que la tan romántica idea de la muerte, que se intuye, se presiente, se hace real finalmente, sola o en singular conexión con la naturaleza circundante, tras cada efecto instrumental, melódico o armónico; tras esos sutiles encadenamientos temáticos, aparentemente improvisados o por debajo de expresivos trémolos, de abundantes cromatismos, de las disonancias o de las apoyaturas. A través de la efusión lírica las cosas son transfiguradas en ese universo romántico al que acaba por adscribirse y en el que nada será ya lo que fue. Winterreise (Viaje de invierno) es, en efecto, un auténtico viaje interior, una idea básica, como hemos dicho, en la música de Schubert. En pocas ocasiones se ha pintado con tanta precisión, justeza y dramatismo la soledad, la desolación y la desesperanza; en pocas oportunidades se ha calado tan hondo en el drama íntimo de un ser humano y se ha profundizado en la antesala de la propia muerte como en estas canciones, verdadero viaje hacia la nada. Dos temas fundamentales y recurrentes en el músico dominan los poemas de Wilhelm Müller: de nuevo la idea de viaje, de cambio de situación en el espacio, de traslado, y la soledad”. Jordi Roch añade: “Ambos eran caminantes, Franz Schubert, por los bosques de Viena y Müller, en los paisajes paradisiacos de los alrededores de Dessau, y más tarde en Berlín, en compañía del poeta Friedrich Rückert, y en Roma. A fines del siglo XVIII, el Wanderschaft o persona errante equivalía a la idea del verso de Machado: «Se hace camino al andar», y el Wanderer («caminante»), desde el primer lied que con este título escribiera Schubert en 1816, es tema recurrente en toda su obra.”

“Reconocida internacionalmente por sus interpretaciones de Wagner, Strauss, Verdi y Puccini, Adrianne Pieczonka ha encarnado poderosas heroínas como Senta, Chrysothemis, Sieglinde, la Mariscala, la Emperatriz, Tosca, Elisabetta y Amelia en los principales escenarios de Europa, América el Norte y Asia. Ha cantado en el Metropolitan Opera de Nueva York, Royal Opera House Covent Garden, Viena, París, Berlín, Madrid, Múnich, Frankfurt, Los Ángeles y La Scala, así como en los Festivales de Salzburgo, Bayreuth, Glyndebourne y Aix-en-Provence, dirigida por James Levine, Riccardo Muti, Zubin Mehta, Sir Neville Marriner, Claudio Abbado, Richard Bradshaw, Lorin Maazel, Nikolaus Harnoncourt, Anthony Pappano o Sir Georg Solti.

Recientes y futuros compromisos incluyen Elektra (Barcelona Liceu, San Francisco, Metropolitan Opera Nueva York), Tosca (Toronto, Viena, Londres), Un Ballo in Maschera (Viena, Múnich), Fidelio (Metropolitan Opera), Die Frau ohne Schatten y Der fliegende Holländer (Múnich), Der Rosenkavalier (Múnich y Carnegie Hall Nueva York) y Tosca (Staatsoper Berlín), entre otros. Pieczonka es también una consumada artista en el repertorio de concierto y recitales, y se ha presentado con gran éxito en la Konzerthaus de Viena, Salle Pleyel de París, Lincoln Center y Carnegie Hall de Nueva York, los Proms de Londres, Festivales de Edimburgo, Lucerna, Montpellier y Salzburgo. Recientemente ha cantado las Cuatro Últimas Canciones con la Vancouver Symphony Orchestra y Die Winterreise con la pianista Rachel Andrist en Toronto.

La soprano canadiense estudió en las Universidades de Western Ontario y Toronto, y empezó su carrera en la Canadian Opera Company de Toronto. En 1989 fue contratada como solista en la Volksoper de Viena y en 1991 entró a formar parte de la compañía de la Wiener Staatsoper, donde inició su carrera internacional. En marzo de 2007 fue nombrada Kammersängerin por el gobierno austríaco.

FRANZ-JOSEF SELIG

Con un programa formado por baladas de Carl Loewe, Hugo Wolf y Rudi Stephan

El Centro Nacional de Difusión Musical en coproducción con el Teatro de La Zarzuela presentarán el próximo lunes 12 de noviembre, al bajo Franz-Josef Selig en su segunda visita al Ciclo de Lied. Selig llega acompañado por Gerold Huber al piano para ofrecer un programa formado por baladas de Carl Loewe, Hugo Wolf y Rudi Stephan. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

La elegante profundidad del bajo

Según la musicóloga Isabel García Adánez: “Franz-Joseph Selig es uno de los bajos de mayor renombre en la actualidad, y su voz, tan imponente como delicada y llena de matices, ha dado vida a numerosos personajes de ópera igualmente imponentes y llenos de matices desde Monteverdi y Mozart hasta Wagner (ha interpretado al gigante Fasolt del Das Rheingold y al Rey Marke de Tristan und Isolde). No es menor el éxito que ha alcanzado más allá de la ópera, por ejemplo, en el Requiem de Mozart o las Szenen aus Goethes Faust de Schumann, y tiene grabado un magnífico disco de lieder sobre Prometeo, con textos de Goethe y las versiones que hicieron de ellos Schubert, Strauss y Hugo Wolf, acompañado al piano por Gerold Huber, a quien ya hemos tenido el placer de escuchar en diversos recitales de este Ciclo de Lied. La prestancia de un gran bajo de ópera invita a su identificación con los numerosos personajes de gran envergadura dramática que protagonizan los textos de las baladas de esta noche: Archibald Douglas, el Gran Emperador, el sanguinario Edward, el caballero Oluf, el arpista ambulante del Wilhelm Meister de Goethe o el mismo el dios Odín dispuesto para la batalla. A diferencia de otros programas, más en la línea del Liederabend entendido como velada íntima para cantar en torno al piano, el de esta noche sugiere la tradición de reunirse para contar cuentos o representar escenas de teatro, puesto que casi todo son baladas, cuya característica principal es el elemento narrativo. Esta tradición de narrar una hilera de cuentos o novellas a partir de un marco es bien conocida desde los inicios de la historia de la literatura: pensemos en Las mil y una noches o el Decamerón y, ya en la época de los lieder, en los ciclos de Novellen del Romanticismo alemán, por ejemplo, de E.T.A. Hoffmann. Como curiosidad, en alemán, selig significa «feliz, enormemente dichoso, bienaventurado» y es una palabra que aparece con frecuencia en los cuentos. Gracias a esta voz, propia de Odín, encarnando tantas historias maravillosas, la dicha será para nuestros oídos.”

Franz-Josef Selig se ha establecido en la escena internacional como uno de los bajos más conocidos. Habitualmente canta los roles de Gurnemanz, el Rey Marke, Sarastro, Rocco, Osmin, Daland, Fiesco y Fasolt en los principales teatros operísticos del mundo como la Ópera Estatal de Viena, la Ópera Estatal de Baviera, el Teatro Scala de Milán, el Teatro Real de Madrid, las óperas parisinas o el Metropolitan Opera de Nueva York, y en prestigiosos festivales como: Bayreuth, el Festival de Salzburgo y el Festival d’Aix-en-Provence. Las producciones operísticas y su actividad concertística le lleva a colaborar con orquestas y directores como James Levine, Christian Thielemann, Sir Simon Rattle, Marek Janowski, Semyon Bychkov, Riccardo Muti, Yannick NezétSéguin, Antonio Pappano, Phillipe Jordan, Zubin Mehta, entre otros. Además de sus numerosos compromisos operísticos y actuaciones en conciertos, dedica una importante parte de su tiempo a los recitales de lied. Recientemente ha cantado en solitario junto al pianista Gerold Huber en Katowice, Colonia y Frankfurt, y junto a Markus Schäfer, Christian Elsner, Michael Volle en conciertos del Liedertafel (acompañados también por Gerold Huber al piano) en Stuttgart, Schaffhausen y Madrid.

Selig estudió música sacra en el Staatliche Hochschule für Musik en Colonia antes de empezar a tomar clases Canto con Claudio Nicolai. Al inicio de su carrera fue miembro del Teatro Aalto en Essen. Desde entonces ha sido un cantante independiente. Durante la pasada temporada 2017-2018 ha destacado en los siguientes roles operísticos: King Arkel (Pelléas et Mélisande) en Bochum y París, Séneca en una nueva producción de L’incoronazione di Poppea de Monteverdi en la Ópera Estatal de Berlín, Daland (The flying dutchman) en la Ópera Estatal de Múnich, Gurnemanz (Parsifal) con la Filarmónica de Berlín bajo la dirección de Sir Simon Rattle y Sarastro (Die Zauberflöte) con la Orquesta de Cámara de Europa y Yannick Nézet-Séguin en el Festival de Baden Baden. En ámbito concertístico Franz-Josef Selig ha cantado la Missa Solemnis de Beethoven con Thielemann y Rattle y la ópera Parsifal, en versión concierto, en la Filarmónica de Berlín.

Sus numerosas grabaciones en CD y DVD van desde la Pasión según San Mateo de Bach hasta Die Zauberflöte de Mozart (The Royal Opera, Londres / Sir Colin Davis) pasando por Don Giovanni (Ópera Estatal de Viena / Riccardo Muti), Le nozze di Figaro (Festival de Salzburgo / Nikolaus Harnoncourt), y Die Entführung aus dem Serail (Gran Teatre del Liceu / Ivor Bolton / Christoph Loy), así como L’incoronazione di Poppea (Gran Teatre del Liceu / David Alden / Harry Bicket). Ha grabado el rol de Gurnemanz en la ópera Parsifal (Wagner) bajo la batuta de Christian Thielemann (Ópera Estatal de Viena / Deutsche Grammophon) y con Marek Janowski y la Orquesta Sinfónica de la Radio de Berlín (Pentatone). El DVD Der Ring des Nibelungen (DG, Metropolitan Opera de Nueva York, 2010) donde Selig cantó el papel de Fasolt, recibió un ‘Premio Grammy’ en 2013. Este mismo año se lanzó el DVD de Der Fliegende Holländer del Festival de Bayreuth (Thielemann / Gloger). En junio de 2014 salió a la luz su primer CD de lied acompañado al piano por Gerold Huber. Bajo el título Prometheus (AVI) reúne canciones de Schubert, Wolf y Strauss. En julio de 2015 Deutsche Grammophon lanzó una nueva grabación de Die Entführung aus dem Serail de Mozart (producción del Festival de Baden-Baden, 2014).

ekaterina-semenchuk

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de la Zarzuela, presentará el próximo lunes 8 de octubre a la mezzosoprano bielorrusa Ekaterina Semenchuk en su primera visita al Ciclo de Lied, que en esta temporada cumple su XXV edición. Semenchuk llega acompañada por Semjon Skigin al piano para ofrecer un programa monográfico de canciones de los grandes compositores rusos del siglo XIX: Rimski-Kórsakov, Chaikovski, Músorgski y Borodin, a los que se añaden Balákirev y Cui. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de la Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

La melancolía como esencia de un pueblo

Según la musicóloga Cristina Aguilar: “Nunca la melancolía constituyó una seña de identidad nacional tan clara como en Rusia. Fiódor Dostoievski sostenía: «Los hombres realmente grandes deben experimentar, a mi entender, una gran tristeza». En música se cobijaba bajo el amplio paraguas de la protiazhnaya (протяжная), género popular en el que se inspiraron los compositores rusos en los siglos XVIII al XX. O eso querían hacernos creer, ya que su característico contorno melismático –que hoy se relaciona más con Kirguistán o Kazajistán– tuvo muy poco espacio. Pero lo que ansiaban los autores rusos era alimentar ese sentimiento que creían entrever en el canto popular: una tristeza ancestral se emparentaba con esa «gran alma rusa» de Dostoievski, Tolstói o Gógol, similar a la que destila de los edificios soviéticos”.

Excelentes cualidades vocales

Las excelentes cualidades vocales de la mezzosoprano bielorrusa Ekaterina Semenchuk (Minsk, 1976) han reafirmado su reputación como una brillante cantante y su pertenencia a la ópera en su vertiente más dramática junto a su procedencia, le otorgan un bagaje perfecto para ejecutar el programa de esta velada. Semenchuk ha cantado en escenarios como el Metropolitan Opera House de Nueva York, la Opéra National de París, el Teatro Mariinsky de San Petersburgo, el Carnegie Hall de Nueva York, el Suntory Hall de Tokio, la Ópera de Los Ángeles, el Teatro alla Scala de Milán, etc., junto a maestros como Valery Gergiev, James Conlon, Nicola Luisotti, Zubin Mehta y James Levine, entre otros. En el mundo de ámbito concertístico ha James Gaffigan (interpretado el Requiem de Verdi), Valery Gergiev, Gustavo Dudamel, James Levine, Das Klagende de Mahler en el Festival Ravinia, el Requiem de Dvořák con L’Orchestre de Paris y James Conlon, Giovanna d’Arco de Rossini y La mort de Cléopâtre de Berlioz con la Orquesta Sinfónica de Lucerna, bajo la dirección también de Gaffigan. Su repertorio también incluye los Stabat Mater de Pergolesi y Rossini, respectivamente, la Missa Solemnis de Beethoven, las Sinfonías nº 2, 3 y 8 de Mahler, Pulcinella y Oedipus Rex de Stravinski, Hour of Soul (Concierto para percusión, mezzosoprano y orquesta) de Gubaidulina, Cantos y danzas de la muerte de Músorgski, De la Poesía Popular Judía de Shostakóvich, Kindertotenlieder de Mahler, Les nuits d’Été de Berlioz y Shéhérazade de Ravel, entre otras muchas obras. Esta imtérprete colabora de forma habitual con grandes pianistas como Semion Skigin, Dmitry Efimov, Julius Drake y Helmut Deutsch.

Más info.

Gerhaher y Huber

Comenzaba en el Teatro de la Zarzuela el celebrado Ciclo de Lied que conjuntamente organiza con el Centro Nacional de Difusión de la Música. Esta temporada, además, celebra los 25 años del ciclo. Y para empezar por todo lo alto, Christian Gerhaher y su álter ego al piano, Gerold Huber, han hecho las delicias de todos con las Schwanengesang, de Franz Schubert.

Schwanengesang (El canto del cisne), está formado por textos de distintos autores y no tienen nada en común entre ellas, a diferencia de los otros dos ciclos de Schubert, Die schöne Müllerin (La bella molinera) y Winterreise (Viaje de invierno), que hemos tenido oportunidad de escuchar en temporadas anteriores en la voz de Matthias Goerne y del propio Gerhaher. La que hoy nos ocupa fue publicada de manera póstuma por el editor Tobias Haslinger quien, tras la muerte del compositor, negoció la compra de los borradores de las ultimas canciones compuestas por Schubert con su hermano Ferdinand. 14 canciones inéditas con acompañamiento de piano que no forman un corpus, como las dos anteriormente citadas, pero cuya calidad no deja lugar a dudas.

Gerhaher y Huber forman un binomio perfecto para la nostalgia de la que partir hacia los textos de Fridrich Rückert y Heinrich Heine. Dos de las principales referencias románticas de la época a los que puso música un Schubert conocedor ya, en aquel momento, de la cercanía de su muerte. Las Schwanengesang son un conjunto de canciones que transitan entre la alegría y la tristeza producidas, principalmente, por situaciones amorosas disfrutadas, como Liebesbotsschaft, (Mensaje de amor) o desgarradas, como Der Atlas (El Atlas).

Gerhaher huye de cualquier elocuencia expresiva. Solo abandona la discreción cuando su voz se eleva, firme y rotunda, llevado por el dramatismo del momento, como en Aufenthalt (Lugar de reposo). Pero siempre desde un elegante e inalterable hermetismo interpretativo que no necesita para trasmitir la elocuencia de los textos de Rükert, Ellstab, Heine y Seidl.

Gerold Huber, que maneja el pedal como nadie, camina siempre en paralelo a Gerhaher, recreando una atmósfera llena de matices y vinculada con precisión a la voz del barítono. Entre ambos configuran un tándem indisoluble.

Una noche romántica y exquisita en un Teatro de la Zarzuela que esta vez dio cabida a un nutrido número de jóvenes aficionados. Esperemos que se consoliden. No en vano, el Teatro de la Zarzuela está realizando un notable esfuerzo para que así sea.

Hanna-Elisabeth Müller

El próximo lunes 2 de julio, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela, presenta por primera vez en el Ciclo de Lied a la soprano alemana Hanna-Elisabeth Müller (Mannheim, 1985), que estará acompañada por Juliane Ruf al piano. El programa tiene como protagonistas a dos de los compositores más destacados del género, delimitadores entre el Romanticismo temprano y el muy tardío: Robert Schumann y Richard Strauss. Según Arturo Reverter: “El arte caleidoscópico de esta cantante, que se desenvuelve estupendamente en la ópera italiana más tradicional, resplandece en este mundo más interiorizado”. Las últimas entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49

Müller: sabia juventud

Hanna-Elisabeth Müller estudió con Rudolf Piernay con quien todavía colabora. Galardonada en múltiples ocasiones, la soprano continuó perfeccionando su técnica en clases magistrales con Dietrich Fischer-Dieskau, Julia Varady, Elly Ameling y Thomas Hampson. En 2017 hizo su debut en el Metropolitan Opera House de Nueva York como Marzelline (Fidelio) y Jürgen Flimm, debutó en La Scala de Milán como Donna Anna (Don Giovanni) y en la Ópera de Zúrich como Ilia en Idomeneo de Mozart. En 2015 se presentó en Ámsterdam cantando el papel de Sophie en una nueva producción de Der Rosenkavalier. Un año después, se estrenó en el Festival de Ópera de Salzburgo como Zdenka junto a Renée Fleming y Thomas Hampson bajo la dirección de Christian Thielemann. Poco después fue distinguida por la revista Opernwelt como “Artista Joven del Año”. Desde 2012 hasta 2016, ha sido miembro de la Ópera Estatal de Baviera, donde interpretó a Pamina, Zerlina, Susanna, Servilia, Gretel, Zdenka, la Infanta doña Clara en The Dwarf de Zemlinski y Sophie en Werther, entre otros. En la presente temporada ha cantado con la Orquesta Estatal de Baviera en una gira por Japón (Pamina) y en el Carnegie Hall de Nueva York (Sophie en Der Rosenkavalier). En el verano de 2018 volverá a Múnich como Zdenka. Esta versátil cantante es habitual en las salas de concierto más prestigiosas como la Elbphilharmonie de Hamburgo (con la Novena Sinfonía de Beethoven), la Filarmónica de París, Philharmonie Essen, Philharmonie Cologne (con WDR Symphony Orchestra), y el Tonhalle en Düsseldorf. En la temporada 17/18 ha interpretado Ein deutsches Requiem de Brahms con la Orquesta Filarmónica de Berlín, bajo la dirección de Yannick Nézét-Seguin y Sieben frühe Lieder de Berg con la Orquesta Sinfónica de Bilbao y Erik Nielsen.

Xavier Sabata

El Teatro de la Zarzuela en coproducción con el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), presentará el próximo lunes 25 de junio (20h00), por primera vez en el Ciclo de Lied, a Xavier Sabata, uno de los contratenores más importantes de la actualidad, que estará acompañado por Anne Le Bozec al piano.

El ambicioso, insólito y heterogéneo programa, cantado en catalán, italiano, griego y francés está formado por obras de Giovanni Battista Perucchini, Déodat de Severac, Manos Jatzidakis, Federico Mompou, Luciano Berio y Manuel de Falla. El hilo conductor de esta variada selección nos hace viajar a las músicas populares.

Según Enrique Martínez Miura, autor de las notas al programa, “varios de los compositores del presente programa, caso de Falla y Berio, encontraron en la música popular una manifestación poética que les sirvió de acicate para la creación de su propio mundo sonoro. En las canciones de Déodat de Séverac está presente este fenómeno, recubierto además por una capa de regionalismo occitano. No es muy habitual en las salas de concierto de España el compositor griego Manos Jatzidakis, bien conocido por los cinéfilos empedernidos, pero en su país de origen es todo un mito, en cuya imagen se refleja la canción griega del último medio siglo. El compositor no solo se relacionó con el cine, puesto que también compuso música incidental con una estrecha colaboración con el Teatro del Arte de Atenas. El viaje definitivo es una atípica canción para voz sola escrita por Mompou en 1947 sobre un poema de Juan Ramón Jiménez. Luciano Berio tuvo una actitud muy distinta hacia la música popular. El compositor italiano buscaba crear una unidad nueva entre las canciones procedentes de ese acervo y su estilo personal.”

Las últimas entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Sabata: el contratenor inquieto Nacido en Avià, Barcelona, se graduó en Interpretación teatral en el Institut del Teatre de Barcelona. Paralelamente cursó estudios superiores de saxofón. Entre los años 2002/06 estudia en el Departamento de Música Antigua de la ESMUC, en el aula de Marta Almajano. Luego continua estudios en Alemania en la Hochshule de Karlsruhe en Liedgestaltung con Hartmut Höll y Mitsuko Shirai. En 2005 participó con William Christie y Les Arts Florissants en Le Jardin des Voix. Ha colaborado y trabaja habitualemnte con orquestas como la Orquesta Barroca de Venecia de Andrea Marcon, Europa Galante de Fabio Biondi, El Concierto Español de Emilio Moreno, Al Ayre Español de Eduardo López Banzo, Forma Antiqua,
La Risonanza, I Barocchisti, Los Músicos de su Alteza de Luis Antonio González, Laberintos Ingeniosos de Xavier Díaz-Latorre, La Tempestad, Ensemble Pulcinella de Ophéle Gallard, Washington Symphony Orchestra y Orquesta Sinfónica de Castilla y León. Sabata desarrolla su actividad operística en teatros de ópera como el Gran Teatre del Liceo de Barcelona, el Teatro Real de Madrid, la Ópera de Oviedo, el Teatro de la Fenice de Venecia, el Teatro de Champs-Élysées en París, el Teatro de Caen, el Gran Teatro de Luxemburgo, el Teatro de Nancy, el Lincoln Center en Nueva York, el Festival de Aixen-Provence, el Teatro de Montecarlo, el Teatro de Friburgo y Theater Basel. Se ha presentado en salas de concierto como el Auditorio de Barcelona, el Palau de la Música Catalana, el Auditorio Nacional de Madrid, la Cité de la Musique y la Salle Pleyel de París, el Kennedy Center de Washington DC y el Barbican Center de Londres, entre otros. Ha cantado los papeles de Ottone, Arnalta y la Nodriza en diferentes producciones de L’incoronazione di Poppea y Pisandro de Il ritorno d’Ulisse in patria, ambas de Monteverdi, Ruggiero del Orlando Furioso de Vivaldi, Perseo de Andromeda liberata de
Vivaldi y otros autores, Gernando de Faramondo y Ottone de Agrippina, ambas de Haendel, el Príncipe Go-Go de Le Gran Macabre de Ligeti, la Madre de Il Sant’Alessio de Landi y Endimione de La Callisto de Cavalli, entre otros. Ha desarrollado una serie de proyectos a partir de la vida de varios personajes: Undercastration, sobre Francesco Bernardi y Senesino, así como La gacetilla de Alonso de Arrendó, capón. Sabata ha grabado para las discográficas Harmonia Mundi Ibérica, EMIVirgen Classics y Faramondo de Haendel con I Barocchisti, Cencic y Jaroussky. Para Aparté grabó Bad Guys, con arias de Haendel, junto a Il Pomo d’Oro y Riccardo Minasi.

CNDM

La Directora General del INAEM, Montserrat Iglesias junto a Antonio Moral, director del Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), han presentado esta mañana en rueda de prensa la temporada 18/19 de este centro. El CNDM, unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (INAEM), propone para su novena temporada un intenso y extenso programa que mantiene su espíritu de recuperar y difundir nuestro vasto patrimonio histórico y las músicas cultas de raíz popular como el flamenco y el jazz, incentivar la composición actual y atraer a nuevos públicos hacia la música clásica, o aquellos géneros menos frecuentes, a través de las diversas actividades organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

– El CNDM en su novena temporada organizará 293 actividades diferentes en Madrid y otras 28 ciudades españolas de 12 comunidades autónomas, además de estar en 14 ciudades extranjeras (un total de 43 ciudades distintas). La programación de la 18/19 cuenta con 65 grupos españoles (145 artistas nacionales) y 25 grupos extranjeros (97 artistas foráneos). De los 241 conciertos previstos, 98 se ofrecerán en Madrid y 143 fuera de la capital española.

– Por primera vez, se programan dos jornadas en el Auditorio Nacional de Madrid con el pop (en acústico) como protagonista, bajo la denominación Auditorio Actual. Y presentamos un nuevo festival dedicado a la música medieval y renacentista española,Palencia Antiqua y la colaboración con las Jornadas Contemporáneas de Segovia.

– La presencia internacional crece de forma importante y se desarrollará en 14 ciudades de 11 países con 18 conciertos repartidos por Bogotá (Colombia), Trondheim (Noruega), Elvas (Portugal), Ámsterdam (Holanda), Basilea (Suiza), Cracovia (Polonia), Hamburgo (Alemania), Nápoles, Palermo y Roma (Italia), Londres y Oxford (Reino Unido), Tel Aviv (Israel) y Nueva York (Estados Unidos).
– Se mantienen las figuras de Artista Residente, con el violinista italiano Fabio Biondi(Palermo, 1961) y la de Compositor Residente, con Jesús Rueda (Madrid, 1961).

– Se articula un gran ciclo transversal en la programación general dedicado al destacado compositor bilbilitano José de Nebra (#Nebra2.5.0, para conmemorar el 250 aniversario de su muerte).

– Se recuperarán 35 obras inéditas del patrimonio musical español y se estrenarán 49 nuevas partituras, 30 por encargo del CNDM. Además, se estrenarán 332 nuevas partituras, de las cuales 164 serán por encargo del CNDM.

– Vuelven artistas imprescindibles en los diferentes géneros musicales: William Christie, Thomas Hengelbrock, Philippe Herreweghe, Jordi Savall, Harry Christophers, Marc Minkowski, Frank Peter Zimmermann, Elisabeth Leonskaja o Tabea Zimmermann a los que se unen otros nuevos como Madeleine Peyroux, Mariza, Bobby McFerrin o Sabine Meyer.

– La educación tendrá de nuevo una importancia capital con 52 actividades gratuitas en 11 ciudades españolas y 3 extranjeras, en coproducción con 16 instituciones académicas y se organizarán 55 conciertos de entrada libre.

– El CNDM colaborará en la temporada 18/19 con 121 instituciones públicas y entidades privadas.

El Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), unidad dependiente del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música (INAEM), propone para su novena temporada un intenso y extenso programa que mantiene su espíritu de recuperar y difundir nuestro vasto patrimonio histórico y las músicas cultas de raíz popular como el flamenco y el jazz, incentivar la composición actual y atraer a nuevos públicos hacia la música clásica, o aquellos géneros menos frecuentes, a través de las diversas actividades organizadas de forma autónoma o en colaboración con más de un centenar de instituciones nacionales e internacionales.

La temporada 2018/19 está conformada por un total de 293 actividades diferentes que tendrán lugar desde el 6 de julio de 2018 al 22 de junio de 2019. El programa se desarrollará en Madrid capital y en otras 28 ciudades españolas de 12 comunidades autónomas, a las que hay que añadir 14 ciudades extranjeras con 18 conciertos repartidos por Bogotá (Colombia), Trondheim (Noruega), Elvas (Portugal), Ámsterdam (Holanda), Basilea (Suiza), Cracovia (Polonia), Hamburgo (Alemania), Nápoles, Palermo y Roma (Italia), Londres y Oxford (Reino Unido), Tel Aviv (Israel) y Nueva York (Estados Unidos), alcanzando un total de 43 ciudades distintas, con una amplia oferta de conciertos, sesiones educativas, academias musicales, cursos de interpretación, clases magistrales y conferencias a cargo de destacados intérpretes y creadores. En total, se producirán 241 conciertos, con música del siglo XII al XXI, de los cuales 143 se ofrecerán fuera de la capital española y 55 tendrán carácter gratuito. La programación cuenta con 65 grupos españoles (145 artistas nacionales) y 25 conjuntos extranjeros (97 artistas foráneos).

Los conciertos organizados en Madrid se reparten, de nuevo, en 10 ciclos y tres espacios: el Auditorio Nacional de Música, el Teatro de La Zarzuela y el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (MNCARS). A los ciclos ya clásicos Universo Barroco (Sala Sinfónica y Sala de Cámara), Series 20/21, Fronteras, Liceo de Cámara XXI, Andalucía Flamenca, Jazz en el Auditorio, Ciclo de Lied y Bach Vermut, se suma Auditorio Actual, primera incursión del centro en la música pop (en acústico) que se celebrará el fin de semana del 6 y 7 de julio (viernes y sábado) y contará con tres grupos españoles por sesión, además de un DJ que acompañará el refrigerio que se ofrecerá cada tarde en el vestíbulo principal de la Sala Sinfónica. Será un non stop de más de cinco horas cada día con una muestra del pop más actual. Entre los grupos que se darán cita en esta primera edición figuran Xoel López, La Bien Querida, Anaut, Shica & Gutman, Nora Norman y Museless, además de los DJ´s Víctor Caballeira y Xácome Froupe. A todo lo mencionado hay que añadir la octava edición del proyecto pedagógico y social “Todos Creamos”.

En la próxima temporada el CNDM aumenta sus colaboraciones hasta las 121 instituciones públicas y entidades privadas. En España lo hará para coproducir el XVIciclo Músicas Históricas de León (el ciclo en el Auditorio Ciudad de León junto al Ayuntamiento que este año crece hasta los 9 conciertos), los cuatro ciclos de música actual en Alicante, Badajoz, Malpartida de Cáceres (Museo Vostell Malpartida) ySegovia, los dos barrocos en Oviedo y Salamanca, además de los conciertos coproducidos por los cabildos catedralicios incluidos dentro de la serie El órgano en las catedrales. El ciclo Beethoven Actual, que incluye las 32 Sonatas para piano de Beethoven junto a los 18 estudios para piano de G. Ligeti y 9 reestrenos de compositores españoles, este año llegará a Salamanca, Soria y Badajoz. Continúa la colaboración estable con los festivales internacionales de música de Cádiz, Sevilla y Úbeda-Baeza, refuerza sus alianzas con el L´Auditori de Barcelona (con la segunda parte del ciclo Schubert Lied, coproducido por la Asociación Franz Schubert de Barcelona) y comienza la colaboración con la Iglesia de Santiago de Betanzos (A Coruña) y laDiputación de Palencia (festival Palencia Antiqua). Este festival palentino nace para impulsar la música medieval y renacentista española y se desarrollará en su capital y en los pueblos limítrofes que cuentan con una colección de órganos sin parangón en nuestro país.

El programa internacional crece exponencialmente repitiendo la colaboración por cuarto año con el Festival de Música Sacra de Bogotá (Colombia) y con la vecina ciudad portuguesa de Elvas y, por segundo año, con el Festival de Música Barroca deTrondheim (Noruega). El éxito de los dos pasadas ediciones del Proyecto Europa: El cuarteto de cuerdas en España junto al Instituto Cervantes ha hecho que el ciclo llegue en esta temporada a 3 nuevas ciudades (Hamburgo -Alemania-, Londres -Reino Unido- y Cracovia -Polonia-), y que se añadan dos series de conciertos más con el IC: “Diálogo de viejos y nuevos sones” proyecto de Rocío Márquez y Fahmi Alqhai que se presentará en Roma, Nápoles y Palermo y el “Proyecto Israel” (dos citas), además de un concierto dentro de la Bienal de Flamenco de Holanda. Para redondear la apuesta fuera de nuestras fronteras se realizarán tres conciertos más en Basilea (Suiza), Nueva York (Estados Unidos) y Oxford (Reino Unido) hasta alcanzar un total de 18 conciertos repartidos por 14 ciudades.

La actual temporada mantendrá las “residencias” del CNDM. El madrileño Jesús Rueda(Madrid, 1961) será Compositor Residente, autor que hoy se encuentra en plena madurez creativa y presentará un total de veintitrés obras, escritas entre 1991 y 2019, donde se incluyen tres estrenos absolutos. El prestigioso violinista italiano Fabio Biondi(Palermo, 1961) será nuestro Artista Residente. Biondi, que lleva décadas muy ligado a nuestro país, en la actualidad reside en Valencia, donde ha sido director musical del Palau de Les Arts hasta este año. Músico habitual de los ciclos Universo Barroco y Circuitos, ofrecerá cuatro conciertos en Madrid y uno en Salamanca, al frente de su orquesta Europa Galante, junto a cantantes de la talla de Vivica Genaux, Sonia Prina e Ian Bostridge o el joven pianista español Juan Pérez Floristán en el Liceo de Cámara XXI.

José de Nebra (Calatayud, 1702 – Madrid, 1768), ocupará la atención del ciclo transversal de este año. Bajo la denominación #Nebra2.5.0 conmemoraremos los doscientos cincuenta años transcurridos desde su muerte, obligado reconocimiento a uno de nuestros compositores barrocos más creativos, quien fuera organista de la Catedral de Cuenca, del Monasterio de las Descalzas Reales y de la Capilla Real de Madrid hasta convertirse en su Vicemaestro en 1751. Este ciclo de 17 conciertos en 8 ciudades diferentes (Cádiz, León, Madrid, Oviedo, Palencia, Salamanca, Segovia y Úbeda) recuperará y estrenará en tiempos modernos varias obras importantes, como su segunda ópera Venus y Adonis(1729), en edición crítica de Luis Antonio González y una nueva Misa a ocho con violines y dos Cantatas al Santísimo, encontradas en la Catedral de Segovia y recuperadas por Alicia Lázaro. A ello se le sumará la interpretación de una muestra de su rica música sacra (tanto coral como para órgano) y de una selección de arias y dúos de algunas de sus óperas y zarzuelas más representativas como Amor aumenta el valor (1728), Viento es la dicha de Amor (1743), Vendado es amor, no es ciego (1744) e Iphigenia in Tracia (1747).

La creación contemporánea sigue siendo un pilar fundamental en la programación del CNDM, incentivando la composición de nuevas páginas (332 estrenos hasta el 2018 de los cuales 164 han sido encargos del CNDM) y ampliando el conocimiento del repertorio menos transitado del pasado siglo. Este año verán la luz 49 nuevas obras, 30 de las cuales serán por encargo del CNDM. Entre los estrenos más importantes de los próximos meses destacan los cuartetos de Jesús Rueda (Cuarteto Gerhard), Gabriel Erkoreka (Cuarteto Granados), Gabriel Loidi (Cuarteto Leonor) y Antoni Parera Fons (Cuarteto de Leipzig), así como el Quinteto para clarinete “Joyce” de Peter Eötvös (Cuarteto Quiroga y Jörg Widmann). Se estrenará también una inusual composición para dos quintetos de cuerda, La rebelión de los ecos de Cristóbal Halffter; la obra No longer para conjunto instrumental de César Camarero, en coproducción con la Fundación Pro Helvetia, y dos obras dedicadas a la memoria de Federico García Lorca encargadas a Manuel Martínez Burgos. A ello hay que añadir la Sexta sonata para piano de Jesús Rueda, las nuevas páginas en coproducción con la Casa de Velázquez y el Goethe-Institut de Madrid encargadas a Jorge Fernández Guerra y Hans-Jürgen von Bose respectivamente, y una nueva obra para trompeta (dedicada a Manuel Blanco), piano y conjunto de cámara del gran pianista de jazz Pepe Rivero. No podemos olvidar tampoco los estrenos de generaciones más jóvenes como los que formarán parte del XXIX Premio de Jóvenes Compositores Fundación SGAE-CNDM.

Los homenajes también llegarán a otros ciclos, como a Andalucía Flamenca, que contará con un concierto extraordinario en memoria del legendario cantaor José Menese en el que brillará una constelación de nombres propios como Carmen Linares, Rocío Márquez, Aurora Vargas, La Macanita, Laura Vital, Pansequito, El Pele, Tomatito, Rafael Riqueni, Antonio Carrión y Jorge Pardo. El segundo concierto extraordinario unirá la genial guitarra de Dani de Morón a las voces de cuatro cantaores de diferente estilo: Rocío Márquez, Antonio Reyes, Duquende y Pitingo. También visitarán este año nuestro ciclo flamenco voces que mostrarán el amplio espectro de la sensibilidad de este género: las de Esperanza Fernández, Argentina, Mayte Martín, Jesús Méndez, El Pele y David Palomar, Virginia Gámez, Melchora Ortega y Rocío Bazán junto a maestros del toque como Manuel Valencia, Miguel Ángel Cortés, José Quevedo, Niño Seve, Rafael Rodríguez, Alfredo Lagos, Andrés Cansino y Alejandro Hurtado.

Jazz en el Auditorio dará cita de nuevo en Madrid un conjunto de carismáticos intérpretes en busca de nuevas emociones, convocando al pasado, presente y futuro del género: de las indispensables voces de Madeleine Peyroux y Bobby McFerrin a grandes pianistas como Fred Hersch (en solitario), Danilo Pérez (con su grupo Children of the Light), Kenny Barron (en formato trío) al quinteto del versátil Moisés P. Sánchez, sin olvidar el jazz oriental del contrabajista Omer Avital. Velada destacada será también la protagonizada por el conjunto Valencia Jazz Top 7, un septeto capitaneado por los saxofonistas Perico Sambeat y Javier Vercher junto a otras importantes firmas del jazz valenciano que darán prueba de la buena salud del jazz nacional.

El ciclo Fronteras reincide, tras recibir el año pasado a Cristina Branco, en la esencia musical portuguesa con la diva del fado Mariza, que presentará su nuevo disco en la Sala Sinfónica del Auditorio. Mientras tanto, en la Sala de Cámara se alternarán las bandas sonoras de las películas de Fellini con un cuarteto de destacados solistas nacionales que se han juntado bajo el nombre de Cuarteto Fellini; el inquieto Javier Limón, que nos descubrirá nuevos caminos y nuevas voces del mundo; Santiago Auserón vestido de Juan Perro volverá a enamorar con su mezcla de músico total: rock, jazz, música latina y caribeña; el gran flautista y saxofonista Jorge Pardo traerá ritmos de la otra orilla del Atlántico; el atractivo dúo de nuestro trompeta más internacional Manuel Blanco y el pianista cubano de jazz Pepe Rivero invocarán los espíritus de Piazzolla a Berstein pasando por Rimski-Korsakov, viaje paralelo al que realizarán la popular clarinetistaSabine Meyer en comunión con el Quinteto Alliage con obras de Bernstein, Shostakóvich y Stravinski; el pianista Marco Mezquida junto a la guitarra de Chicuelodarán cuenta de la inspiración y química que les une en su segundo disco juntos y el singular dúo creado por el contratenor Carlos Mena y el acordeonista Iñaki Alberdi para interpretar “de otra manera” a J.S. Bach y Tomás Luis de Victoria.

La exitosa programación para órgano continuará con el ciclo Bach Vermut con una nueva entrega de siete conciertos que ampliarán el repertorio y contarán con nombres imprescindibles del mundo organístico en Madrid y en las siete catedrales españolas(Bilbao, Logroño, Murcia, Palma de Mallorca -primera visita del CNDM a las Islas Baleares-, Salamanca, Segovia y Valencia) que componen la tercera edición de la serie El Órgano en las Catedrales. Este año disfrutaremos del homenaje a la gran dama del órgano en España, Montserrat Torrent, por parte de algunos de sus ya muy famosos alumnos, además de extraordinarios improvisadores (David Briggs, Olivier Latry yWayne Marshall), el primer dúo de órgano y piano, de la mano de los hermanos Scott, su compatriota Stephen Tharp (que por diversas razones no ha podido estar en esta serie musical antes) y el suizo Yves Rechsteiner, autor de una amplia literatura de transcripciones interpretadas por organistas de todo el mundo que llegará acompañado del percusionista Henri-Charles Caget.

El ciclo Liceo de Cámara XXI mantiene la excelencia en la Sala de Cámara con prestigiosos solistas como Frank Peter Zimmermann, que iniciará en esta temporada, junto al pianista Martin Helmchen, la integral de las Sonatas de Beethoven repartidas en tres conciertos; la singular violinista Leila Josefowicz, experta en el repertorio contemporáneo; Fabio Biondi, que ha invitado para tocar a dúo al joven pianista Juan Pérez Floristán; el también pianista Andreas Haefliger, junto al Louisiana Boathouse Ensemble, volverá la legendaria pianista rusa Elisabeth Leonskaja, esta vez junto a su recién formado trío; el joven pianista, fortepianista y clavecinista surafricano Kristian Bezuidenhout y tres virtuosos que unirán sus genios: Tabea Zimmermann, Jean-Guihen Queyras y Daniel Sepec. Como no puede ser de otra forma en un ciclo centrado en la música de cámara, recibiremos a algunos de los más renombrados cuartetos de cuerda del mundo como son el Cuarteto Arditti (con obras de Kurtág, Rueda y Ligeti), el Prazak(con la violista española Isabel Villanueva), el asiduo y brillante Cuarteto de Jerusalén, el Belcea (junto al pianista Anderszewski); el Quiroga (con Jörg Widmann en un importante estreno absoluto de Peter Eötvös), el Chiaroscuro que toca con instrumentos de época y el veterano Cuarteto de Leipzig (presentando el último cuarteto -el noveno- de Cristóbal Halffter tras haber interpretado en Madrid los ocho anteriores, el último por encargo del CNDM) y el joven Cuarteto Signum que compartirá escenario con la pianista Judith Jáuregui en este encuentro musical entre amigos.

El Ciclo de Lied, ya en su vigésimo quinta edición en el Teatro de La Zarzuela, seguirá contando con las mejores voces que cultivan este género tan especial y que han convertido a Madrid en uno de los centros de referencia internacional. Para celebrar su medio siglo de vida la soprano Ainhoa Arteta estrenará el ciclo de canciones Sendero mágico de Lorenzo Palomo. Volverá el barítono alemán Christian Gerhaher, uno de los mejores liederistas de hoy; el bajo alemán Franz-Josef Selig, indispensable en las producciones operísticas actuales; la cotizada soprano canadiense Adrianne Pieczonka, que ahondará en una nueva versión del Winterreise de Schubert; la refinada y cálida mezzosoprano argentina Bernarda Fink (con un insólito programa checo e hispano-argentino) y la luminosa soprano alemana Dorotea Röschmann. Participarán por primera vez la poderosa mezzosoprano rusa Ekaterina Semenchunck, la también mezzo Sarah Connolly, que al fin debutará en esta serie tras su cancelación de hace dos años; el joven barítono austriaco André Schuen, un valor en alza y el veterano tenor suizo Michael Schade.

La Educación adquiere, como en cursos pasados, una importancia capital con 52 actividades diversas repartidas a lo largo de once ciudades españolas y tres extranjeras (Elvas -Portugal-, Bogotá -Colombia- y Tel Aviv -Israel-) coproducidas con cuatro universidades españolas (Oviedo, León, Salamanca y Complutense de Madrid) cinco Conservatorios de Música en la Península Ibérica (Alicante, Badajoz, Madrid, Oviedo y Elvas en Portugal), dos centros educativos de secundaria de la Comunidad de Madrid (que participarán en la octava edición del Proyecto Pedagógico, coordinado por el pedagogo Fernando Palacios y dedicado este año al misterioso Manuscrito Voynich), tres festivales (Música Contemporánea Vostell Malpartida, Música Española de Cádiz y Música Contemporánea de Tres Cantos), el Goethe-Institut (con las Jornadas “Interacciones XXI”, dedicadas a la creación musical actual de ambos países) y laEscuela Superior de Música Reina Sofía. En la Universidad de Salamanca tendrá lugar, por sexto año, un intenso programa de clases magistrales y talleres de interpretación, de carácter transversal, centrado en el ámbito de la música antigua y barroca “históricamente informada”. En el Auditorio de León se celebrará el VIII Curso de Interpretación Vocal Barroca, que anualmente imparte el director, clavecinista y musicólogo Eduardo López Banzo.

El CNDM mantiene el interés en incentivar y promover la incorporación de nuevas audiencias a sus diferentes programas divulgativos y educativos. Esta temporada aumenta la edad de aplicación de los descuentos para jóvenes (que pasa de menores de 26 años a menores de 30) para los que desarrolla una amplio abanico de posibilidades, que incluyen ofertas con importantes ventajas en la adquisición de entradas o abonos, sobre todo a través del programa Último Minuto (con un descuento del 60%, para localidades adquiridas desde una hora antes del inicio de los conciertos) y acuerdos estables con numerosos centros educativos para que los estudiantes que participan activamente en los cursos y ciclos coproducidos conjuntamente, puedan asistir gratuitamente a los conciertos y otras actividades programadas por el centro en las diferentes ciudades españolas. Se beneficiarán también del descuento Último Minuto losdesempleados y se mantiene el descuento del 20% para todos los estudiantes, grupos de más de 20 personas y mayores de 65 años, aumentando al 50% el aplicado a familias numerosas. A este interés por impulsar la música en todas sus vertientes hay que sumar las 52 actividades educativas gratuitas y los 55 conciertos de entrada libre.

La renovación de abonos para todos los ciclos programados en el Auditorio Nacional de Música, estará disponible del 25 de mayo al 5 de julio, en las taquillas del Auditorio Nacional, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49, y la venta de nuevos abonos del 11 de julio al 8 de septiembre. Las entradas libres, si las hubiere, para todos los conciertos programados en la Sala Sinfónica, salvo el extraordinario en colaboración con Ibermúsica, estarán a la venta desde el 11 de julio, con entradas de 5 a 40 euros, mientras que para los ciclos de la Sala de Cámara se podrán adquirir a partir del 12 de septiembre, con precios de 10 a 20 euros. El XXV Ciclo de Lied, programado en elTeatro de La Zarzuela, mantiene sus localidades de 4 a 35 euros, y las Series 20/21programadas en el Museo Reina Sofía seguirán siendo con acceso libre hasta completar el aforo de la sala.

Matthias Goerne

Con Schwanengesang (Canto del cisne) termina el ciclo que esta temporada ha ofrecido Matthias Goerne sobre Franz Schubert. Todo el universo liederístico de Schubert junto a Die schöne müllerin (La bella molinera) y Winterreise (Viaje de invierno).

El 30 de abril Goerne y Hinterhäuser abordaban Winterreise. Un ciclo de canciones compuestos inicialmente para tenor, pero dejando abierta la posibilidad de ser interpretadas por voces más graves que pueden dotar de mayor intensidad y oscuridad cada canción. Siendo también interpretada en ocasiones por voces femeninas. Y es que Winterreise, a diferencia de otras obras, a través de sus dinámicas, tempos o fraseos, proporciona una variedad de posibilidades interpretativas casi infinitas.

Y Matthias Goerne es un de esos intérpretes que dota a Winterreise de vida propia. Goerne profundiza en la intimidad de este viaje de invierno como nadie. La flexibilidad de su voz baritonal, descubre siempre nuevos matices en este conjunto de canciones para que nunca nos cansemos de escucharlas. Este dramático viaje a la soledad sobre versos de Wilhelm Müller, describen el momento emocional de un Schubert abandonado por una mujer. Las canciones van desgranando, mediante la desesperanza, el vagar por ese viaje hacia la melancolía.

Apenas una semana después, el 8 de mayo, Goerne, en esta ocasión acompañado al piano por el veterano Alexander Schmalcz, que sustituyó a un enfermo Hinterhäuser, ofreció Schwanengesang. Los poemas que forman este ciclo de canciones, a diferencia de los otros dos ciclos, no pertenecen solamente a un autor. En este caso son tres los poetas elegidos, Ludwing Rellstab, Heinrich Heine y una última de Seidl que ha sido omitida en este recital. Parece que no formaba parte del cuerpo inicial y solo fue añadida por la superstición de que no fueran 13, sino 14, las canciones que componen este ciclo.

Esta última recopilación de canciones fue realizada por el editor Hanslinger y el hermano de Schubert, tras la muerte del compositor, ante la enorme producción de canciones que había compuesto, casi compulsivamente, antes de su muerte. Menos conocidas que los dos ciclos anteriores, Schwanengesang no trata solamente de una materia. En ellas aparecen temas dedicados al amor, al desamor, la mitología y, uno de los temas preferidos de Schubert, el viaje, del que trata Aufenthalt (Lugar de reposo).

Goerne ha utilizado casi todos los recursos que posee, que no son pocos, para desgranar cada una de las piezas que conforman este ciclo. Desde la exaltación vocal, tal vez algo exagerada de Der Atlas (El Atlas), al dramatismo turbador de Der Doppelgänger (El doble), con el que Goerne es capaz de transmitir las más profundas y desgarradoras tensiones psicológicas. La ejecución de Alexander Schmalcz al piano, fue el marco y el camino perfecto para la interpretación de Goerne. Sutil, enérgico y delicado. Todo en el momento y la medida justa.

Mathias Goerne

El ciclo es una coproducción entre el Centro Nacional de Difusión Musical y el Teatro de La Zarzuela. Tras cantar el lunes 26 de febrero Die schöne Müllerin (La bella molinera) junto al pianista Markus Hinterhäuser, ofrece ahora los ciclos de canciones Winterreise (30 de abril) y Schwanengesang (8 de mayo)

El lunes 30 de abril a las 20h00, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) en coproducción con el Teatro de La Zarzuela presentan de nuevo en el XXIV Ciclo de Lied al barítono alemán Matthias Goerne junto al excelente pianista Markus Hinterhäuser, esta vez para interpretar el ciclo Winterreise de Franz Schubert.

Siempre con programas especialmente exigentes, las sorprendentes propuestas de Goerne para voz masculina revelan su permanente inquietud en este género. En esta temporada está abordando los tres grandes ciclos schubertianos. Tras Die schöne Müllerin y Winterreise, el 8 de mayo terminará el ciclo con Schwanengesang en el Teatro de La Zarzuela. Tres recitales en poco más de dos meses con el mismo pianista acompañante, que se han convertido citas indispensables de esta temporada para los amantes de la lírica.

Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Como “Artista Residente” del CNDM en la presente temporada, Goerne ha participado en dos conciertos más: junto a la Orquesta de la Comunidad de Madrid (ORCAM) con su maestro titular, Víctor Pablo Pérez, cantó el pasado noviembre los Kindertotenlieder de Gustav Mahler. Además ha pisado la escena del Teatro Real en el Elías de Mendelssohn, con el granadino Pablo Heras-Casado al frente de dos magníficos conjuntos germanos (Rias Kammerchor y Freiburger Barockorchester) en una coproducción del CNDM con La Filarmónica y el coliseo madrileño el pasado 8 de abril.

Schubert: el lirismo del lied

El crítico Arturo Reverter indica que: “El lirismo de Schubert es el lirismo del lied, que tiene como preocupante y profundo telón de fondo nada menos que la tan romántica idea de la muerte, que se intuye, se presiente, se hace real finalmente, sola o en singular conexión con la naturaleza circundante, tras cada efecto instrumental, melódico o armónico; tras esos sutiles encadenamientos temáticos, aparentemente improvisados o por debajo de expresivos trémolos, de abundantes cromatismos, de las disonancias o de las apoyaturas. A través de la efusión lírica las cosas son transfiguradas en ese universo romántico al que acaba por adscribirse y en el que nada será ya lo que fue. Winterreise (Viaje de invierno) es, en efecto, un auténtico viaje interior, una idea básica, como hemos dicho, en la música de Schubert. En pocas ocasiones se ha pintado con tanta precisión, justeza y dramatismo la soledad, la desolación y la desesperanza; en pocas oportunidades se ha calado tan hondo en el drama íntimo de un ser humano y se ha profundizado en la antesala de la propia muerte como en estas canciones, verdadero viaje hacia la nada. Dos temas fundamentales y recurrentes en el músico dominan los poemas de Müller: de nuevo la idea de viaje, de cambio de situación en el espacio, de traslado, y la soledad”.

Matthias Goerne, natural de Weimar (Alemania), estudió con Hans-Joachim Beyer, Elisabeth Schwarzkopf y Dietrich Fischer-Dieskau. Colabora con las principales orquestas y directores del mundo en las más importantes salas de concierto, teatros de ópera y festivales, como la Royal Opera House, Teatro Real, las óperas de París y Viena y el Metropolitan de Nueva York. Sus papeles van desde Wolfram, Amfortas, Kurwenal, Wotan y Orest a los papeles principales de Wozzeck de Alban Berg, El castillo de Barbazul de Béla Bartók, y Matías el pintor de Hindemith. Por sus grabaciones discográficas ha recibido numerosos premios, que incluyen cuatro nominaciones al Grammy, un premio ICMA y recientemente un Diapason d’Or. Tras sus legendarias grabaciones con Vladimir Ashkenazy y Alfred Brendel acaba de grabar una serie de 11 CDs de lieder de Schubert con Christoph Eschenbach y Elisabeth Leonskaja. De 2001 a 2005 fue profesor honorario de canto en la Musikhochschule Robert Schumann de Düsseldorf, y en 2001 fue nombrado Miembro Honorario de la Royal Academy of Music de Londres.

De la temporada pasada destacan sus conciertos con las orquestas más importantes de Estados Unidos y Europa como son la Boston Symphony, Dallas Symphony, Philadelphia Orchestra, Chicago Symphony, Los Angeles Philharmonic, San Francisco Symphony, Pittsburgh Symphony, Berlin Philharmonic, Orchestre de Paris y Philharmonia Orchestra London, así como una serie de recitales de canciones con Leif Ove Andsnes y Markus Hinterhäuser en Dallas, París, Bruselas, Milán, Madrid, Londres y la nueva sala de conciertos LOTTE en Seúl, entre muchos otros lugares. Ha realizado una gira mundial cantando Winterreise con el célebre William Kentridge y otra con la Orquesta Barroca de Friburgo por las principales ciudades europeas. Además, Goerne debutó como Jochanaan (Salomé) en la Ópera Estatal de Viena y como Wotan (Siegfried) en versión en concierto con la Filarmónica de Hong Kong y Jaap van Zweden. En verano de 2017, volvió al prestigioso Festival de Salzburgo, donde cantó el papel protagonista de Wozzeckademás de un recital de lied con Danii Trifonov al piano.

Matthias Goerne

El pasado lunes 26 de febrero, el barítono Matthias Goerne, ofrecía el primero de los tres recitales que hará esta temporada en el Ciclo Lied del Teatro de la Zarzuela y el Centro Nacional de Difusión de la Música. Los últimos compases del recital fuero culminados por unos instantes de silencio antes de iniciar los aplausos. Un silencio íntimo, de introspección y recogimiento que acompañan siempre a esos momentos mágicos de agitación interior. Una experiencia casi única, por poco habitual.

Lo que había ocurrido en la hora y media anterior fue, sin solución de continuidad, la exposición desmenuzada de la gran diversidad de colores con la que Schubert recrea los poemas de Wilhelm Müller, “Die schöne müllerin”, (La bella molinera).

Goerne fue evolucionando en profundidad desde las canciones de amor hasta las canciones de muerte, transitando de una emoción a otra de manera magistralmente descriptiva. Modula y expresa el carácter de cada uno de los poemas con su voz baritonal que ha crecido en densidad y expresividad. Una voz profunda y tersa que asciende con facilidad a las notas altas y llena de volumen y tensión los registros más graves.

Acompañado al piano por Markus Hinterhäuser, quien parece estar discretamente en una esquina, sin necesidad de protagonismo que recae, casi en su totalidad, en la voz de Goerne, pero que traza las líneas por las que la voz se desenvuelve con la soltura que da la confianza del conocimiento mutuo.

Si no han tenido la suerte de asistir a este recital, el Teatro de la Zarzuela y el CNDM les ofrece dos nuevas oportunidades. Completando el ciclo de F. Schubert, Winterreeise, el 30 de abril y Schwanengesang. El 8 de mayo. Yo no me lo perdería por nada. Avisados quedan.

Diana Damrau

El Teatro de la Zarzuela en coproducción con el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) presentará el próximo lunes 5 de marzo (20h00), a la aclamada soprano Diana Damrau, en la que será su segunda visita al Ciclo de Lied. Damrau estará acompañada por Helmut Deusch al piano para ofrecer un programa compuesto por obras de dos nombres imprescindibles de la composición liederística: Hugo Wolf y Richard Strauss. Las ultimas entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de la Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Damrau: la soprano total

Aclamada como “la coloratura de soprano líder de todo el mundo” (New York Sun) y “una soprano de inteligencia incomparable” (The Guardian), Diana Damrau continúa sorprendiendo al público con su voz única y su poderosa presencia en el escenario. Nacida en Günzburg an der Donau, esta soprano alemana estudió Canto en el Conservatorio de Würzburg con Carmen Hanganu y en Salzburgo con Hanna Ludwig. Debutó profesionalmente en 1995 en el Mainfrankentheater de Wurzburg y hasta el año 2002 formó parte de las compañías de los teatros de Würzburg, Mannheim y Fráncfort. Desde entonces, es una de las sopranos más solicitadas en los principales escenarios operísticos, actuando con regularidad en el Teatro alla Scala de Milan, la Bayerische Staatsoper de Múnich, la Royal Opera House Covent Garden de Londres, la Ópera de Viena o el Metropolitan de Nueva York, bajo la dirección de importantes directores como Zubin Mehta, Lorin Maazel, Sir Colin Davis, Christoph von Dohnanyi, Riccardo Muti, Ivor Bolton, Nikolaus Harnoncourt, Pierre Boulez, Peter Schneider, James Levine, Kent Nagano, Fabio Luisi, Jérémie Rhorer, Dan Ettinger o Christian Thielemann.

Entre sus actuaciones más relevantes cabe destacar las de la Reina de la Noche (Die Zauberflöte), Zerbinetta (Ariadne auf Naxos) y Adele (Die Fledermaus) en Múnich, Berlín y Viena; los papeles femeninos protagonistas en L’Europa riconosciuta de Salieri en La Scala de Milán; los estrenos mundiales de Der Riese vom Steinfeld de Cerha en Viena y 1984 de Lorin Maazel en Londres; los debuts en los papeles de Marie (La fille du régiment) en San Francisco, Donna Anna (Don Giovanni) en Ginebra, Manon de Massenet en Viena y Aminta (Die schweigsame Frau) en Múnich, y su presencia habitual en el Festival de Salzburgo con la Reina de la Noche, Blonde, Konstanze, Fauno (Ascanio in Alba) y Susanna. Desde el año 2005 canta cada temporada en el Metropolitan de Nueva York obteniendo repetidamente grandes triunfos como Zerbinetta, Rosina, Aithra (Die Ägyptische Helena), Konstanze, Gilda, Lucia, Marie, Adèle (Le comte Ory) y Adina. Además, en el año 2007 causó sensación al interpretar su primera Pamina y su última Reina de la Noche. En los últimos años ha añadido nuevos roles a su repertorio como Philine (Mignon) y Elvira (I Puritani) y en el año 2011 obtuvo un éxito arrollador cantando los tres papeles femeninos de Les contes d’Hoffmann en Múnich. En 2013 cantó Gilda en una nueva producción de Rigoletto en el Metropolitan de Nueva York, donde también debutó con el rol de Violetta de La Traviata.

Paralelamente a su carrera operística, Diana Damrau desarrolla una intensa actividad en conciertos y recitales de lied. Acompañada por pianistas de la talla de Helmut Deutsch, Julius Drake y Matthias Lademann, y también por el arpista Xavier de Maistre, ha actuado en las más importantes salas de conciertos como la Filarmónica de Berlín, Musikverein de Viena, Wigmore Hall de Londres, Carnegie Hall de Nueva York, Festival de Salzburgo o Schubertiade de Schwarzenberg. Diana Damrau ha participado en una edición del Ciclo de Lied: XIV (07-08). En la temporada 17/18 interpretará un amplio espectro de óperas y recitales por escenarios de Europa y Asia. Además, de promocionar su último disco “Grand Opera: the music of Meyerbeer”, en una serie de conciertos junto a Jonas Kaufmann y que la llevará de gira por Asia con su marido, Nicolas Testé, dentro de las producciones de ópera, cantará de nuevo los papeles de Lucia di Lammermmor (de la ópera homónima) y Violeta Valéry (La Traviata) a los que sumará los de Maria Stuarda (protagonista de la ópera del mismo nombre) y Marguerite en el Faust de Gounot.

Piotr Beczala

Era la primera vez que el tenor polaco Piotr Beczala participaba en el Ciclo de Lied del Teatro de la Zarzuela, en colaboración con el Centro Nacional de Difusión de la Música y del Instituto Polaco de Cultura. Sin duda, la participación de uno de los más solicitados tenores del momento eleva el ya altísimo nivel de este Ciclo de Lied.

Beczala es un tenor atípico. Su vocación por la música fue tardía, llegó mientras cursaba estudios de ingeniería y cantaba en un coro para descansar de los libros. A los 19 años y sin prisa, se decantó por una carrera musical que le está proporcionando grandes momentos.

El repertorio seleccionado para el Teatro de la Zarzuela puede dividirse en dos partes bien diferenciadas, tres, si contamos las propinas. La primera parte se inició con tres obras, de gran vocación melódica, de Stefano Donaudy. De Ermanno Wolf-Ferrari interpretó cuatro Rispetti, pertenecientes al poema anónimo popular en lengua toscana Rispetto. De Anttonino Respighi ofreció tres breves piezas de las que hay que resaltar la sobrecogedora interpretación de Nebbie. Para finalizar esta primera parte, tres obras de Francesco Paolo Tosti y poner con ello el acento romántico a esta exposición de canción popular italiana.

La segunda parte estuvo compuesta por obras de compositores polacos. Una novedad que supone también un enriquecimiento para unos recitales de lied que tienden a la uniformidad programática. Seis Lieder de Karol Szymanowski, cuyas composiciones se inspiran en la tradición centroeuropea. Las canciones de Mieczyslaw Karlowicz, nos acercaron a un compositor que vio truncada su brillante carrera a causa de su repentina muerte. Para terminar, cuatro lieder de Stanislaw Moniuszko. Un compendio de hermosas y sencillas melodías que muestran las tradiciones y costumbres de la sociedad polaca del siglo XIX.

La interpretación de Piotr Beczala es de una pulcritud extraordinaria. Linea de canto elegante y un cambio de registro que parecía fácil. Se notó pérdida de brillo en los pianos, a los que les faltó la tensión que los sujeta. Pero son indiscutibles su hermoso timbre, una perfecta afinación y una dicción impecable.

Las mejores características de voz de Beczcala se vieron multiplicadas cuando pasó del lied a la ópera en las tres arias que ofreció como propina. La primera, la Mattinata, de Leoncavallo. Siguió con un emotivo Pourquoi me reveiller? del Werther de Massenet. Un rol que le está proporcionando muchos éxitos y un aria que trasladó a parte del público a otros momentos vividos en este Teatro. Terminó con Tosca, de Puccini y un E lucevan le stelle que puso al público en pie.

Estuvo muy bien acompañado al piano por Helmut Deutsch quien, a pesar de algún pequeño despiste, realiza una lectura perfecta de la partitura y del cantante.

Leo Nucci

El próximo lunes 18 de diciembre, el Teatro de la Zarzuela, en coproducción con el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM), presenta al mítico barítono Leo Nucci en un concierto extraordinario dentro del XXIV Ciclo de Lied. Nucci regresa al teatro de la calle Jovellanos después de aquel histórico concierto, hace cuatro temporadas, que permanecerá en la memoria de quienes tuvieron la fortuna de vivirlo: 45 minutos de propinas con el público completamente entregado. En esta ocasión, llega acompañado por James Vaughan al piano para ofrecer un programa compuesto por obras de Verdi, Rossini, Puccini, Tosti, Field y Buzzi-Peccia. Las entradas, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Pasada con creces la sesentena, el indestructible barítono todavía está en condiciones de emitir con prestancia, de frasear con sentido, de expresar con pasión. Muy lírico en sus orígenes, aunque siempre dotado de un timbre brillante, comunicativo y de un reconocible metal, además de una considerable extensión, el artista, nacido en una localidad vecina a Bolonia el 16 de abril de 1942, ha ido oscureciendo su color y ampliando su emisión –que realiza mediante curiosas muecas en busca de la más conveniente direccionalidad del aliento– hasta poder acometer los personajes más exigentes. Nucci aún puede dar lecciones a muchos barítonos más jóvenes de cómo ha de estudiarse y componerse un figura operística. Sea la que sea, se mete en su piel de manera casi violenta; se transmuta y deja de ser él para convertirse en otra criatura sin olvidar una línea de canto muy cuidada. Es sorprendente el mordiente que tiene todavía el artista boloñés en la zona aguda: el fa, el sol e incluso el la salen de su garganta a propulsión. Su canto, sincero y entregado, se nos ofrece a través de una actuación actoral de primera.

Nucci: un barítono legendario

Leo Nucci (Castiglione dei Pepoli, Bolonia, 1942) se presentó por primera vez ante el público en 1967 en el Teatro Sperimentale (Adriano Belli) de Spoleto como Figaro en Il barbiere di Siviglia de Rossini. Estudió con Mario Bigazzi, completando sus estudios en Bolonia con Giuseppe Marchesi. A partir de 1977 canta el famoso título rossiniano en el Teatro alla Scala de Milán. Para este mismo teatro ha grabado Don Carlo, dos ediciones de Aida, Il barbiere di Siviglia, Simon Boccanegra, Il trovatore, Otello, Tosca, Gianni Schicchi, con directores como Claudio Abbado, Riccardo Chailly, Riccardo Muti, Lorin Maazel y Sir Georg Solti, entre otros. Su estrecha relación con esta meca de la ópera quedó registrada en 2007 con un concierto histórico con motivo de los treinta años de carrera en el Teatro alla Scala: Leo Nucci: Trenta alla Scala. Sus habituales actuaciones en el Covent Garden de Londres, la Staatsoper de Viena (donde ha cantado cerca de trescientas representaciones y ha realizado múltiples grabaciones, recibiendo la distinción como “Kammersänger” y “Ehrenmitglied”), y en el Metropolitan de Nueva York comenzaron a finales de los años 70. En 1977 cantó por primera vez en la Arena de Verona, donde lleva participando regularmente más de treinta años. Hay que destacar sus interpretaciones de Rigoletto siendo, probablemente, el único barítono que ha cantado este papel verdiano en todos los teatros más importantes del mundo, con más de quinientas actuaciones oficiales (la número 500, la interpretó hace ya varios años en la Staatsoper de Viena dirigido por Jesús López Cobos). Nucci ha grabado bajo la dirección de Herbert von Karajan, Sir Georg Solti, Riccardo Muti, Claudio Abbado, Carlos Kleiber, Lorin Maazel, Riccardo Chailly, James Levine, Zubin Mehta, Carlo Maria Giulini, Giuseppe Patanè, Nello Santi, Bruno Bartoletti o Daniel Oren, entre otros, compartiendo escenario con los cantantes más improtantes del mundo de la ópera. Recientemente se ha publicado un libro dedicado a él: Leo Nucci, un baritono per caso, de Achille Mascheroni (Parma, Azzali Editore). En las últimas temporadas ha obtenido un gran éxito en el Teatro alla Scala y el Covent Garden de Londres con Nabucco de Verdi, Rigoletto en gira por Japón con la producción del Teatro alla Scala, en Simon Boccanegra e Il trovatore en el Teatro alla Scala y en La traviata en la Ópera de Múnich y el Teatro del Liceo de Barcelona.

Matthias Goerne

El lunes 27 de noviembre a las 19.30 horas, el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) inaugura la serie de conciertos que tienen al barítono alemán Matthias Goerne como “Artista Residente” del centro para la temporada 17/18. Este primer concierto, en la Sala Sinfónica del Auditorio Nacional, es en coproducción con la Orquesta de la Comunidad de Madrid (ORCAM), y estará protagonizado por la ORCAM con su maestro titular, Víctor Pablo Pérez, al frente. El programa está formado por la Novena Sinfonía de Bruckner y los Kindertotenlieder de Gustav Mahler.

A lo largo de la temporada Goerne participará en cinco conciertos más: podremos disfrutar de su arte en tres ocasiones en el XXIV Ciclo de Lied del Teatro de la Zarzuela, donde ya es un visitante habitual y del que es posiblemente uno de sus artistas favoritos, pues ha actuado en 15 ocasiones. Siempre con programas especialmente exigentes, sus sorprendentes propuestas en una voz masculina (como la colección schumanniana Frauenliebe und -leben) revelan su permanente inquietud en este género. En esta temporada abordará los tres grandes ciclos schubertianos (Die Schone Müllerin, Winterrreise y Schwanengesang) que ya ha abordado por separado, pero esta vez en tres recitales que tienen poco más de dos meses de diferencia y con el mismo pianista, el excelente Markus Hinterhäuser. Además pisará la escena en el Elías de Mendelssohn en el Teatro Real, con el granadino Pablo Heras-Casado al frente de dos magníficos conjuntos germanos (Rias Kammerchor y Freiburger Barockorchester) en una coproducción del CNDM con La Filarmónica y el coliseo madrileño. Y también ofrecerá, dentro del ciclo Liceo de Cámara XXI en el Auditorio Nacional, y acompañado por el Cuarteto Belcea, el melancólico Notturno, op. 57 de Othmar Schoeck con poemas de Lenau.

Matthias Goerne, natural de Weimar (Alemania), estudió con Hans-Joachim Beyer, Elisabeth Schwarzkopf y Dietrich Fischer-Dieskau. Colabora con las principales orquestas y directores del mundo en las más importantes salas de concierto, teatros de ópera y festivales, como la Royal Opera House, Teatro Real, las óperas de París y Viena y el Metropolitan de Nueva York. Sus papeles van desde Wolfram, Amfortas, Kurwenal, Wotan y Orest a los papeles principales de Wozzeck de Alban Berg, El castillo de Barbazul de Béla Bartók, y Matías el pintor de Hindemith. Por sus grabaciones discográficas ha recibido numerosos premios, que incluyen cuatro nominaciones al Grammy, un premio ICMA y recientemente un Diapason d’Or. Tras sus legendarias grabaciones con Vladimir Ashkenazy y Alfred Brendel acaba de grabar una serie de 11 CDs de lieder de Schubert con Christoph Eschenbach y Elisabeth Leonskaja. De 2001 a 2005 fue profesor honorario de canto en la Musikhochschule Robert Schumann de Düsseldorf, y en 2001 fue nombrado Miembro Honorario de la Royal Academy of Music de Londres.

Destaca de la temporada pasada conciertos con las orquestas más importantes de Estados Unidos y Europa como: Boston Symphony, Dallas Symphony, Philadelphia Orchestra, Chicago Symphony, Los Angeles Philharmonic, San Francisco Symphony, Pittsburgh Symphony, Berlin Philharmonic, Orchestre de Paris y Philharmonia Orchestra London, así como una serie de recitales de canciones con Leif Ove Andsnes y Markus Hinterhäuser en Dallas, París, Bruselas, Milán, Madrid, Londres y la nueva sala de conciertos LOTTE en Seúl, entre muchos otros lugares. Ha realizado una gira mundial cantando Winterreise con el célebre William Kentridge y otra con la Orquesta Barroca de Friburgo por las principales ciudades europeas. Además, Goerne debutó como Jochanaan (Salomé) en la Ópera Estatal de Viena y como Wotan (Siegfried) en versión en concierto con la Filarmónica de Hong Kong y Jaap van Zweden. En verano de 2017, volvió al prestigioso Festival de Salzburgo, donde cantó el papel protagonista de Wozzeck además de un recital de lied con Danii Trifonov al piano.

Baluarte de la vanguardia y modelo de atención al repertorio español desde su creación en 1987, la Orquesta de la Comunidad de Madrid (ORCAM) se ha distinguido por presentar unas programaciones innovadoras, que han combinado lo más destacado de la creación contemporánea con el repertorio tradicional. Crítica y público han subrayado con unanimidad el interés y atractivo de las temporadas de abono de la ORCAM. Su ciclo de conciertos en el Auditorio Nacional de Música se ha convertido en referencia imprescindible en la vida musical española y punto de encuentro de un público variado y dinámico, interesado en conocer todas las corrientes musicales y los frecuentes estrenos absolutos que incluyen sus diferentes ciclos de conciertos. El sólido aval que representan sus abonados y el respaldo de los más exigentes medios especializados expresan el relieve de la actividad de la ORCAM, que ha prolongado el ámbito de sus actuaciones más allá de la exitosa temporada de abono madrileña, habiéndose incorporado de forma activa a las temporadas de otros escenarios de la Comunidad, como son los Teatros del Canal y el Teatro Auditorio San Lorenzo de El Escorial. Su presencia ha sido requerida en las salas y ciclos más prestigiosos de todo el Estado, así como en temporadas y festivales internacionales, habiendo visitado el Teatro Bellas Artes de México D.F. y diversas salas de Pekín, Shanghai y Hong Kong. En Europa ha actuado en lugares tan emblemáticos como el Théâtre du Châtelet de París, Teatro La Fenice de Venecia, el Lingotto de Turín, el Arsenal de Metz y la Konzerthaus de Berlín. Italia es un país que acoge con frecuencia las actuaciones de la ORCAM, señaladamente la Biennale di Venezia y el Festival MITO (Milán y Turín). De igual modo hay que señalar la actuación celebrada en el Carnegie Hall neoyorquino con Plácido Domingo, a las órdenes del Maestro Miguel Roa.

La estrecha relación de la ORCAM con la lírica viene avalada por el hecho de que la orquesta es, desde el año 1998, Orquesta Titular del Teatro de la Zarzuela de Madrid, lo que le ha situado como máximo exponente del género, llevando a cabo en sus diferentes temporadas reestrenos, reposiciones, recuperaciones, grabaciones y encargos de diversa índole. En el ámbito discográfico, cabe destacar los más de cuarenta registros realizados para sellos nacionales e internacionales como Emi, Deutsche Grammophon, Verso, Stradivarius, Decca, Naxos, etc. junto a artistas de la talla de Plácido Domingo, Ainhoa Arteta, Carlos Álvarez o Rolando Villazón, entre otros. Por el podio de la ORCAM han pasado maestros invitados tan prestigiosos como Fabio Biondi, Harry Christophers, Michel Corboz, Leopold Hager, Jean Jacques Kantorow, Isaac Karabtchevsky, Lorin Maazel, Paul McCreesh, Shlomo Mintz, Krysztof Penderecki, Alberto Zedda, Libor Pesek y José Serebrier. Entre los directores españoles que han colaborado con la ORCAM figuran Edmon Colomer, Rafael Frühbeck de Burgos, Enrique García Asensio, Miguel Ángel Gómez Martínez, Pablo González, Cristóbal Halffter, Jesús López Cobos, Ernest Martínez Izquierdo, Juanjo Mena, Víctor Pablo Pérez, Josep Pons y Antoni Ros Marbà.

Ann Hallenberg

La XXIV temporada del Ciclo de Lied dará inicio mañana martes, 10 de octubre (20h00), en el Teatro de la Zarzuela, con el esperado recital de Ann Hallenberg. Mezzosoprano conocida ante todo por su habilidad para delinear complejas vocalizaciones de la más acrisolada ópera seria, se nos muestra asimismo como una sólida cantante de lied. La intérprete sueca estará acompañada al piano por Mats Widlund.

Las entradas para este recital, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de la Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y a través del número telefónico 902 22 49 49.

Hallenberg es una liederista capaz de penetrar, con su timbre oscuro y sugerente, en los vericuetos de los Zigeunerlieder de Brahms, de tan peculiar rítmica; en las lúcidas estructuras de las canciones de Clara Schumann; en las sorprendentes sinuosidades de la Suite op. 41 de Medtner; en los sombríos paisajes naturales de los Rückert-Lieder de Mahler y, como gran hallazgo, en las Canciones del corazón, de aromas tan brahmsianos, de su compatriota De Frumerie.

Ann Hallenberg actúa con regularidad en teatros de ópera y festivales como Teatro alla Scala Milan, Teatro La Fenice Venice, Teatro Real Madrid, Theater an der Wien, Opernhaus Zürich, Opéra National Paris, Opéra de Lyon, Théâtre de La Monnaie Brussels, Netherlands Opera Amsterdam, Bayerische Staatsoper München, Staatsoper Berlin, Semperoper Dresden, Royal Swedish Opera, Salzburg Festival, Verbier Festival y Edinburgh Festival.

Su repertorio operístico incluye un gran número de roles de Rossini, Mozart, Gluck, Massenet, Haendel, Vivaldi y Monteverdi.

En el formato de concierto se encuentra igualmente cómoda, apareciendo en salas de conciertos y festivales a lo largo de Europa y Norteamérica. Su repertorio comprende música desde el temprano siglo XVII (Monteverdi y Cavalli), pasando por Mozart, Haydn, Beethoven, Berlioz, Brahms, Mahler y Chausson, hasta el repertorio contemporáneo de Franz Waxman y Daniel Börtz.

Ann Hallenberg trabaja regularmente con directores como Fabio Biondi, William Christie, Sir John Eliot Gardiner, Emmanuelle Haïm, Philippe Herreweghe, Marc Minkowski, Riccardo Muti, Kent Nagano, Sir Roger Norrington, Sir Antonio Pappano, Christophe Rousset y Alberto Zedda.

Ha grabado más de 40 CDs y DVDs con música de Bach, Haendel, Vivaldi, Mozart, Haydn, Gluck, Rossini, Mendelssohn, Brahms y Bruckner, entre otros. En los International Opera Awards de Londres de mayo de 2016 su CD Agrippina ganó el premio para Best Operatic Recital. Este fue su segundo premio en dicha categoría, habiéndolo ganado también en 2014.

Luca Pisaroni

El XXIII Ciclo de Lied recibirá por primera vez al polivalente barítono italiano Luca Pisaroni acompañado por el pianista Maciej Pikulski. En esta última cita de la temporada, que será el próximo martes 20 de junio en el Teatro de La Zarzuela (20h00), Pisaroni interpretará obras de Schubert (una selección de su último ciclo de canciones Schwanengesang entre ellas), Beethoven (con la bellísima Adelaide en primer termino) y Mendelssohn. Las entradas para este recital, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

Luca Pisaroni se ha posicionado como uno de los bajo barítono más carismáticos y versátiles de hoy en día. Desde su debut a los 26 años con la Filarmónica de Viena en el Festival de Salzburgo y Nikolaus Harnoncourt, ha recorrido los grandes teatros de ópera, auditorios y festivales. Sus papeles operísticos incluyen Enrico VIII en Anna Bolena en la Opernhaus de Zúrich y en la Staatsoper de Viena, Alidoro en La Cenerentola y Caliban en The Enchanted Island en el Met, Le nozze di Figaro en las óperas de París, San Francisco, Viena y Baviera, Leporello en Don Giovanni en Glyndebourne, el Metropolitan de Nueva York, el Festival de Salzburgo y Tanglewood con la Boston Symphony y James Levine, Guglielmo en Così fan tutte en Glyndebourne y Salzburgo, Conte Dorval en Il Burbero di buon cuore de Martín y Soler en el Teatro Real, Enrico en L’Isola Disabitata de Haydn en el Musikverein de Vienna y Tiridate en Radamisto en la Ópera de Santa Fe. También interpretó el papel de Argante en Rinaldo en la Lyric Opera de Chicago, el papel principal de Ercole Amante de Cavalli con De Nederlandse Opera, Aeneas en Dido and Aeneas en la Wiener Festwochen y Don Fernando en Fidelio de Beethoven con la San Francisco Symphony.

En concierto ha cantado la Missa Solemnis de Beethoven con la Filarmónica de Los Ángeles, Die Jahreszeiten de Haydn en el Musikverein con Nikolaus Harnoncourt, el Stabat Mater de Rossini con Franz Welser-Möst, Das Paradies und die Peri de Schumann con Sir Simon Rattle y la Philadelphia Orchestra,Faustszenen de Schumann con Daniel Harding y la Filarmónica de Berlín, la Novena de Beethoven con Michael Tilson Thomas y Gustavo Dudamel, el Requiem de Mozart con Yuri Temirkanov y la Accademia di Santa Cecilia, Ein Deutsches Requiem de Brahms con Edo de Waart, la Misa en si menor de Bach con la Gewandhausorchester y cantatas de Bach con Nikolaus Harnoncourt y el Concentus Musicus Wien. En el terreno del recital lírico ha actuado en el Carnegie Hall, el Festival de Ravinia, el Concertgebouw, Festival de Edimburgo, Musikverein, Vancouver Recital Society y el Konzerthaus de Dortmund, entre otras grandes salas. Fue galardonado en 2015 con el premio “Wiener Flötenuhr”, otorgado por la ciudad de Viena en colaboración con la Mozarthaus en reconocimiento a sus interpretaciones de Mozart en directo y en grabación.

MAtthias Goerne

El ciclo es una coproducción entre el Teatro de la Zarzuela y el Centro Nacional de Difusión Musical. Discípulo del mítico barítono Dietrich Fischer-Dieskau, Goerne es uno de los nombres más significativos del género Habitual del ciclo de Lied, en esta ocasión se presenta con un programa que tiene a Robert Schumann, uno de los principales exponentes de la canción alemana, como protagonista

El XXIII Ciclo de Lied recibirá el próximo lunes, 27 de febrero (20:00h), en el Teatro de la Zarzuela, a uno de los grandes barítonos de este género musical: Matthias Goerne. El intérprete alemán, discípulo del mítico barítono Dietrich Fischer-Dieskau y con una carrera liederística sublime, ha elegido a Schumann como columna vertebral de su programa en Madrid. Al piano le acompañará Alexander Schmalcz. Las entradas para estos recitales, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de la Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y a través del número telefónico 902 22 49 49.

Matthias Goerne, natural de Weimar (Alemania), estudió con Hans-Joachim Beyer, Elisabeth Schwarzkopf y Dietrich Fischer-Dieskau. Colabora con las principales orquestas y directores del mundo en las más importantes salas de concierto, teatros de ópera y festivales, como la Royal Opera House, Teatro Real, las óperas de París y Viena y el Metropolitan de Nueva York. Sus papeles van desde Wolfram, Amfortas, Kurwenal, Wotan y Orest a los papeles principales de Wozzeck de Alban Berg, El castillo de Barbazul de Béla Bartók, y Matías el pintor de Hindemith. Por sus grabaciones discográficas ha recibido numerosos premios, que incluyen cuatro nominaciones al Grammy, un premio ICMA y recientemente un Diapason d’Or. Tras sus legendarias grabaciones con Vladimir Ashkenazy y Alfred Brendel acaba de grabar una serie de 11 CDs de lieder de Schubert con Christoph Eschenbach y Elisabeth Leonskaja. De 2001 a 2005 fue profesor honorario de canto en la Musikhochschule Robert Schumann de Düsseldorf, y en 2001 fue nombrado Miembro Honorario de la Royal Academy of Music de Londres.

En la temporada 15/16 actuó junto a la Filarmónica de San Petersburgo y Yuri Temirkanov, la Orchestre de Paris, la London Philharmonic y Christoph Eschenbach, la Concertgebouw Orchestra de Ámsterdam y Manfred Honeck, la New York Philharmonic y Christoph von Dohnányi, la Leipzig Gewandhaus Orchestra, la Tonhalle Orchester de Zúrich y Lionel Bringuier, la Swedish Radio Symphony y Daniel Harding y la NHK Symphony y Paavo Järvi, así como una serie de recitales con Daniil Trifonov, Markus Hinterhäuser, Alexander Schmalcz y el Cuarteto Ebène en el Lincoln Center de Nueva York, la Ópera de San Francisco, el Wigmore Hall de Londres, la Ópera de Lille, la Philharmonie de París, el Beaux-Arts de Bruselas, la Gulbenkian de Lisboa, Abu Dhabi, la Schubertiade Hohenems y el Sidney Festival, entre otras salas. Cantará Orest en la Ópera de Viena y debutará como Wotan en la versión en concierto de Walküre de Wagner con la Hong Kong Philharmonic y Jaap van Zweden. En agosto de 2016 ha sido invitado a numerosos festivales, incluyendo Salzburgo y Verbier.

Mark Padmore

El ciclo es una coproducción entre el Teatro de La Zarzuela y el Centro Nacional de Difusión Musical y, y está formado por 9 conciertos programados de octubre de 2016 a junio de 2017.

El tenor londinense Mark Padmore es uno de los grandes especialistas en la obra de Schubert y estará acompañado por Roger Vignoles al piano.

El Teatro de la Zarzuela volverá a acoger el próximo lunes, 21 de noviembre, a las 20 horas, el XXIII Ciclo de Lied que coproduce junto al Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM). En esta ocasión presentan al tenor londinense Mark Padmore, uno de los grandes especialistas en la obra de Schubert, que interpretará La bella molinera (Die Schönen Mullerin) el mítico ciclo de 20 canciones de Frank Schubert que marca una de las cimas del Lied. Estará acompañado por el pianista Roger Vignoles, uno de los nombres indispensables del género. Las entradas para este recital, con un precio general de 8 a 35 euros, están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49.

El primer gran ciclo de Schubert, Die schöne Müllerin, como el segundo, Winterreise, sobre poemas de 3, es el inicio de un largo viaje, al principio optimista, en busca del amor; un traslado confiado, efusivo y soñador que pronto verá enturbiadas su expectativas ante los desaires. Un sinfín de emociones, de nuevas experiencias que nos irá contando el protagonista de viva voz desde la alegre partida (Das Wandern) hasta la posta final, la casi fúnebre Das Baches Wiegenlied. La peripecia estará en la voz del fino estilista que es Padmore, que une la efusión al dominio del acento y de los reguladores.

Localidades: desde 8€

Mark Padmore, tenor

Mark Padmore nació en Londres y creció en Canterbury. Tras comenzar sus estudios de clarinete, obtuvo una beca para estudiar en el King´s College de Cambridge, graduándose en música. Se ha forjado una brillante carrera en la ópera, conciertos y recitales, con interpretaciones de las Pasiones de Bach que le han otorgado reconocimiento mundial. En ópera ha trabajado con los directores Peter Brook, Ka tie Mitchell, Mark Morris y Deborah Warner, interpretando recientemente los roles protagonistas de las óperas de Harrison Birtwistle The Corridor y The Cure en el Aldeburgh Festival y el Linbury Theatre, así como Jephtha de Haendel para la WNO y la ENO, Captain Vere en Billy Budd de Britten y el papel de Evangelista en una producción escenificada de la Pasión según San Mateo en Glyndebourne. También interpretó a Peter Quint ( Turn of the Screw de Britten) en unaproducción televisiva para la BBC y grabó el papel protagonista en La Clemenza di Tito con René Jacobs para Harmonia Mundi. Sus próximos papeles incluyen el Tercer ángel (John) en Written on Skin de George Benjamin en la Royal Opera House de Londres.

Roger Vignoles, piano

Es reconocido internacionalmente como uno de los más distinguidos acompañantes actuales del mundo. En el transcurso de su carrera ha colaborado con importantes cantantes como Elisabeth Söderström, Dame Kiri Te Kanawa, Sir Thomas Allen, Barbara Bonney, Kathleen Battle, Christine Brewer, Brigitte Fassbaender, Bernarda Fink, Susan Graham, Thomas Hampson, LorraineHunt Lieberson, Dame Felicity Lott, Mark Padmore, John Mark Ainsley, Roderick Williams, Joan Rodgers, Sarah Walker, Measha Brueggergosman y Kate Royal. Ha recibido numerosos elogios por su serie de grabaciones de lieder de Strauss para el sello Hyperion, junto a Christine Brewer, Anne Schwanewilms, Andrew Kennedy, Christopher Maltman, Alastair Miles, Kiera Duffy y Elizabeth Watts. Otras grabaciones recientes y próximos lanzamientos incluyen Der Wanderer de Schubert, Songs & Ballads de Carl Loewe con Florian Boesch, lieder de Tomášek con Renata Pokupic, el Italienisches Liederbuch de Wolf con Roger Rodgers y Roderick Williams para Champs Hill y Before Life and After de Britten con Mark Padmore para Harmonia Mundi, que recibió en 2009 el prestigioso premio Diapason d’Or y el Prix Caecilia. Ha dirigido Church Parables de Britten para la Mahogany Opera en funciones en San Petersburgo y el Reino Unido. Otros compromisos recientes incluyeron recitales con Elina Garanca, Clara Mouriz, Matthew Polenzani, Christine Rice, Angelika Kirschlager, Miah Persson, Anne Schwanewilms, James Gilchrist, Elizabeth Watts, Christoph Prégardien y Christine Brewer. Sus próximos compromisos incluyen recitales con Antoine Tamestit, Marita Sølberg, Joan Rodgers, Renata Pokupic, Christopher Maltman, Marie-Nicole Lemieux, John-Mark Ainsley, Mark Padmore, Florian Boesch, Roderick Williams y Dmitry Sitkovetsky.

Mark Padmore

El tenor Mark Padmore participa en el XXIII Ciclo de Lied que organiza el CNDM y que tiene lugar en el Teatro de la Zarzuela. Estará acompañado al piano por Roger Vignoles. El primer gran ciclo de Schubert, Die schöne Müllerin, como el segundo, Winterreise, sobre poemas de Wilhelm Müller, es el inicio de un largo viaje, al principio optimista, en busca del amor; un traslado confiado, efusivo y soñador que pronto verá enturbiadas su expectativas ante los desaires. Un sinfín de emociones, de nuevas experiencias que nos irá contando el protagonista de viva voz desde la alegre partida (Das Wandern) hasta la posta final, la casi fúnebreDas Baches Wiegenlied. La peripecia estará en la voz del fino estilista que es Padmore, que une la efusión al dominio del acento y de los reguladores.

Mark Padmore nació en Londres y creció en Canterbury. Tras comenzar sus estudios de clarinete, obtuvo una beca para estudiar en el King’s College de Cambridge, graduándose en música. Se ha forjado una brillante carrera en la ópera, conciertos y recitales, con interpretaciones de las Pasiones de Bach que le han otorgado reconocimiento mundial. En ópera ha trabajado con los directores Peter Brook, Katie Mitchell, Mark Morris y Deborah Warner, interpretando recientemente los roles protagonistas de las óperas de Harrison Birtwistle The Corridor y The Cure en el Aldeburgh Festival y el Linbury Theatre, así como Jephtha de Haendel para la WNO y la ENO, Captain Vere en Billy Budd de Britten y el papel de Evangelista en una producción escenificada de la Pasión según San Mateo en Glyndebourne. También interpretó a Peter Quint (Turn of the Screw de Britten) en una producción televisiva para la BBC y grabó el papel protagonista en La Clemenza di Tito con René Jacobs para Harmonia Mundi. Sus próximos papeles incluyen el Tercer ángel (John) en Written on Skin de George Benjamin en la Royal Opera House de Londres.

En concierto ha actuado con las principales orquestas del mundo, incluyendo la Bayerischer Rundfunk y las filarmónicas de Berlín, Viena, Nueva York y Londres, así como la Royal Concertgebouw, Boston, London Symphony y Philharmonia. Aparece regularmente con la OAE en sus producciones de las pasiones de J.S. Bach. Ofrece recitales por todo el mundo junto a Kristian Bezuidenhout, Jonathan Biss, Imogen Cooper, Julius Drake, Till Fellner, Simon Lepper, Paul Lewis, Roger Vignoles y Andrew West. Compositores como Sally Beamish, Harrison Birtwistle, Jonathan Dove, Thomas Larcher, Nico Muhly, Alec Roth, Mark-Anthony Turnage, Huw Watkins, Ryan Wigglesworth y Hans Zender han escrito música para él. Su discografía incluye la Missa Solemnis de Beethoven y Die Schöpfung de Haydn con Bernard Haitink y la Bayerischer Rundfunk, y lieder de Beethoven, Haydn y Mozart con Kristian Bezuidenhout para Harmonia Mundi. Otros álbumes incluyen arias de Handel con The English Concert (As Steals the Morn, Premio BBC Music Magazine), ciclos de Schubert con Paul Lewis (Winterreise, Premio Gramophone 2010), Dichterliebe de Schumann con Kristian Bezuidenhout (Premio Edison Klassiek 2011) y Serenade, Nocturne y Finzi Dies Natalis de Britten con la Britten Sinfonia (Premio ECHO Klassik 2013). Obtuvo asimismo un Premio BBC Music Magazine en 2013 por la Pasión según San Mateo escenificada con la Filarmónica de Berlín y Rattle. Fue elegido Vocalist of the Year 2016 por la revista Musical America y recibió un Doctorado Honoris Causa por la Universidad de Kent en 2014. Es Director Artístico del St. Endellion Summer Music Festival de Cornwall.

Lunes 21 de noviembre de 2016, a las 20:00h. en el Teatro de la Zarzuela.

Entradas

Violeta Urmana

El ciclo es una coproducción entre el Centro Nacional de Difusión Musical y el Teatro de La Zarzuela.

La cantante lituana ha elegido obras de Schubert y Strauss en esta su tercera visita al ciclo de Lied, y estará acompañada por Helmut Deutsch al piano.

El próximo lunes 7 de noviembre el XXIII Ciclo de Lied recibirá a la mezzosoprano lituana Violeta Urmana, una gran diva del mundo lírico internacional, acompañada por el pianista alemán Helmut Deutsch, nombre indispensable dentro de este género. En esta cita, como siempre, en el Teatro de La Zarzuela a las 20 horas, la cantante interpretará canciones de Frank Schubert y Richard Strauss, dos compositores que elevaron el lied a sus cotas más altas. Las entradas para este recital, con un precio general de 8 a 35 euros, ya están a la venta en las taquillas del Teatro de La Zarzuela, teatros del INAEM, www.entradasinaem.es y 902 22 49 49

La diva camaleónica

El critico musical Arturo Reverter comenta sobre Urmana: “¿Soprano?, ¿mezzo? ¿Qué clase de soprano o de mezzo? Sabemos que Urmana comenzó su carrera dentro de este segundo apartado, con papeles como el de Kundry en la ópera Parsifal de Wagner, rol por el que fue aclamada durante varios años a partir de 1999 en el Festival de Bayreuth. Su caso es el de una voz intermedia. Voces que la tradición ha calificado como falcon, y ahí es donde enciclopedias (Wikipedia entre ellas) y diccionarios la ubican. ¿Cuál es el tinte del timbre de Urmana, una vez admitido que es una falcon? Podríamos calificarlo como de lírico-spinto o directamente spinto. No de dramático. La tersura del sonido –no tanto en la zona aguda, hoy menos fragante, como en el centro y graves– lo satinado del espectro no emparentan directamente con las habituales irisaciones metálicas, de aguda penetración, de los instrumentos auténticamente dramáticos. En esta nueva visita a Madrid, en donde la cantante ha actuado con alguna frecuencia, se presenta como mezzosoprano y veremos cómo el arte amplio, variado y tornasolado de esta intérprete, generosa y expresiva, rotunda y camaleónica, encuentra en Schubert un perfecto asidero para penetrar en el meollo de los más intensos dramas íntimos o de las historias crueles como la de El enano, uno de los lieder más extensos de Schubert. Hermosa continuidad es la que supone la inclusión de trece lieder de Strauss. Una selección que penetra en lo más hondo del alma.”

Ya en el comienzo de su carrera, Violeta Urmana obtuvo reconocimiento mundial como Kundry en Parsifal y Eboli en Don Carlo. Su agenda del 2016 incluye Kundry y Amneris en Aida en Viena, la Tía Princesa en Suor Angelica de Puccini en Roma, Judit en actuaciones en concierto con El castillo de Barbazul de Bartók en el Musikverein de Viena, Jokaste en Oedipus Rex en el Festival de Aix-en-Provence y Azucena en Il trovatore en la Arena de Verona. En 2017 será Kundry en el Festival Wagner de Budapest, volverá a Nueva York como Amneris y repetirá este papel en 2018 en el Teatro Real. Durante años ha actuado con gran éxito en papeles como Amelia en Un ballo in maschera, Elisabetta en Don Carlo, Leonora en La forza del destino, Lady Macbeth en Macbeth, Odabella en Attila, los papeles principales de Aida, La Gioconda, Medea, Tosca, Norma, Iphigénie en Tauride y Ariadne auf Naxos, Brünnhilde en Siegfried, Sieglinde en Die Walküre e Isolde. Es invitada con frecuencia a los principales escenarios operísticos, como el Metropolitan de Nueva York, el Liceo de Barcelona, la Opéra National de París, la Deutsche Oper de Berlín, la Ópera de Viena, el Teatro alla Scala de Milán, la Royal Opera House Covent Garden y a los festivales de Bayreuth, Salzburgo, Aix-en-Provence, Edimburgo y los BBC Proms. Como reputada cantante de recitales y conciertos actúa en las salas más famosas de Europa, Estados Unidos y Japón. Ha trabajado con directores como Claudio Abbado, Daniel Barenboim, Bertrand de Billy, Pierre Boulez, Semyon Bychkov, Riccardo Chailly, James Conlon, James Levine, Jesús López Cobos, Fabio Luisi, Zubin Mehta, Riccardo Muti, Sir Simon Rattle, Donald Runnicles, Esa-Pekka Salonen, Franz Welser-Möst o Christian Thielemann. Entre sus grabaciones cabe destacar La Gioconda, Il trovatore, Oberto conte di San Bonifacio, Un ballo in maschera, Aida, La forza del destino, Macbeth, Don Carlo, Andrea Chénier, Siegfried, Parsifal, Cavalleria rusticana, el Requiem de Verdi, Das Lied von der Erde y los Rückert-Lieder de Mahler, los MaeterlinckLieder de Zemlinsky, La mort de Cléopâtre de Berlioz, El castillo de Barbazul de Bartók, Le rossignol de Stravinski y lieder de R. Strauss, Berg y Liszt. Actuó como Kundry en la película de Tony Palmer The Search for the Holy Grail. Urmana ha recibido numerosos premios por su carrera artística, como el de la Royal Philharmonic Society de Londres, el título de Österreichische Kammersängerin de Viena y en su Lituania natal recibió la máxima condecoración del país, la Orden de Tercera Clase del Gran Duque Gedeminas. La Universidad de Música y Teatro de Vilnius (Lituania) también la galardonó con un título honorífico. En 2014 fue nombrada Commendatore dell’Ordine della Stella d’Italia por el Presidente del Estado italiano Giorgio Napolitano. Violeta Urmana ha participado en dos ediciones previas del Ciclo de Lied: XI (04-05) y XVII (10-11).

Violeta Urmana

El arte amplio, variado y tornasolado de la cantante lituana Violeta Urmana, generosa y expresiva, rotunda y camaleónica, encuentra en Schubert un perfecto asidero para penetrar en el meollo de los más intensos dramas íntimos o de las historias crueles como la de El enano, uno de los lieder más extensos de Schubert, compositor necesitado de claroscuros, tanto como de refinamiento expositivo. Hermosa continuidad es la que supone la inclusión de trece lieder de Strauss, un compositor que no dejó de escribir música para la voz a lo largo de su vida. Urmana interpreta una selección nacida durante los primeros años del autor de Salomé. Estará acompañada al piano por el maestro Helmut Deutsch.

Violeta Urmana, mezzosoprano

Al comienzo de su carrera cosechó gran éxito en todo el mundo por su magnífica interpretación del papel de Kundry en Parsifal de Wagner, así como por su caracterización en el papel de Eboli en Don Carlo de Verdi. Durante los últimos años ha interpretado papeles como Amelia en Un ballo in maschera, Elisabetta en Don Carlo, Leonora en La forza del destino, Lady en Macbeth, Odabella en Attila, así como los papeles protagonistas de Aida, La Gioconda, Medea, Tosca, Norma, Ifigenia en Tauride y Ariadna en Naxos, Brunhilda en Sigfrido, Siglinda en La Walkiria e Isolda en Tristán e Isolda. Es invitada frecuentemente al Metropolitan de Nueva York, al Teatro Real de Madrid, al Liceu de Barcelona, a la Ópera Nacional de París, a la Deutsche Oper de Berlín, a la Ópera de Viena, a La Scala de Milán, a la Royal Opera House de Londres y a los festivales de Bayreuth, Salzburgo, Aix-en-Provence, Edimburgo y los BBC Proms. Ha trabajado con Claudio Abbado, Daniel Barenboim, Bertrand de Billy, Pierre Boulez, Semyon Bychkov, Riccardo Chailly, James Conlon, James Levine, Jesús López Cobos, Fabio Luisi, Zubin Mehta, Riccardo Muti, Sir Simon Rattle, Donald Runnicles, Esa-Pekka Salonen, Franz Welser-Möst y Christian Thielemann. Ha cosechado igualmente gran éxito como intérprete de lieder en conciertos de solista y recitales líricos por toda Europa, Estados Unidos y Japón.

Próximamente interpretará los papeles de Amneris en Aida en Nueva York y Viena, Isolda en Tristán e Isolda en Nápoles, Santuzza en Cavalleria rusticana en Nueva York, el Requiem de Verdi en Ginebra, una gala operística en Wrocław, la princesa Éboli en Don Carlo en Buenos Aires o Kundry en Parsifal en Viena. Entre sus numerosas grabaciones se encuentran La Gioconda, Il trovatore, Oberto, Un ballo in maschera, Aida, La forza del destino, Macbeth, Don Carlo, Andrea Chénier, Siegfried, Parsifal, Cavalleria rusticana, Requiem de Verdi, Das Lied von de Erde y los Rückert-Lieder de Mahler, los MaeterlinckLieder de Zemlinsky, La mort de Cléopâtre de Berlioz, El Castillo de Barbazul de Bartók, Rossignol de Stravinski, y lieder de R. Strauss, Berg, Liszt y el CD Puccini Ritrovato. También ha interpretado el papel de Kundry en la película La búsqueda del Santo Grial de Tony Palmer. Ha sido galardonada con el Royal Philharmonic Society Singer Award, el Österreichische Kammersängerin de la Ópera de Viena, el “Shine your light and hope” –la condecoración cultural más importante de Lituania– y un título honorífico de la Universidad de Música de Lituania y el Teatro de Vilnius. En 2014 recibió la condecoración Commendatore dell’Ordine della Stella d’Italia por parte del Presidente de la República italiana Giorgio Napolitano.

Lunes 7 de noviembre de 2016, a las 20:00h. en el Teatro de la Zarzuela.

Entradas

angelika_kirchschlager

Mezzo lírica de hermosos reflejos, de áureas sonoridades, esta cantante aborda un programa sustancioso, muy bien hilado, en el que se dan la mano tres liederistas del área germana, emparentados entre sí: Schumann, Brahms y Wolf, que enumeramos por orden cronológico, aunque no están así colocados en el programa. El aliento lírico y la penumbrosidad, los dramas descritos en algunas de estas piezas contrastan magníficamente con las exquisitas mélodies de Hahn, rodeadas de un aura de sensualidad determinante.

Angelika Kirchslager, mezzosoprano

La carrera internacional de esta mezzo austriaca transcurre con recitales y óperas por toda Europa, Norteamérica y Asia. Reconocida como una de las grandes intérpretes de Richard Strauss y Mozart, muestra la variedad de su registro vocal en papeles de óperas como Pelleas et Melisande, Sophie’s Choice y The rape of Lucretia. En recital y concierto su repertorio abarca desde Bach, Berlioz, Brahms, Debussy, Dvořák, Korngold, Mahler, Mendelssohn y Ravel a Rossini, Schubert, Schumann, Weill y Wolf. Fue galardonada en 2007 con el título de Kammersängerin por el Gobierno Austriaco por su contribución a la Ópera de Viena. En 2009 fue nombrada Miembro Honorífico de la Royal Academy of Music de Londres y en 2013 ganó el BBC Music Magazine Award por su álbum Liszt, recibiendo asimismo el prestigioso European Cultural Award. Sus compromisos de la temporada 2015/16 incluyeron actuaciones con el compositor y pianista Bela Koreny en Wachau y Perchtoldsdorf (Austria), siete actuaciones como parte del proyecto Ganymed Dreaming en el Museo Histórico de Viena, una gira con la Camerata Bern por Sudamérica, conciertos con la Orchestra Divertimento Viennese en el Konzerthaus de Viena, y la Sinfonía nº 2 de Mahler en Leipzig con la MDR Symphony Orchestra y Kristjan Järvi. En recital se presentará en la Schubertiade de Schwarzenberg y Hohenems, en Klagenfurt, Estocolmo y el Wigmore Hall, y en ópera volverá al Theater an der Wien como Ms. Peachum en La ópera de los tres peniques de Weill y en gira por Japón con Die Fledermaus y la Wiener Volksoper.

Entre sus últimas grabaciones están los álbumes Liszt con Julius Drake, Lieder y Seligkeit con la Philharmonia Schrammeln. En 2010 grabó Schumann Lieder –que obtuvo un premio ECHO–, Mahler Lieder, un álbum Brahms y el CD Lieder by Joseph Marx, además de un doble CD de Volkslieder. Su discografía incluye Lieder de Hugo Wolf, un Operetta album con Simon Keenlyside, otro de Christmas carols, Haendel Arias, el álbum de duetos First Encounter con Barbara Bonney, Women’s Lives and Loves con Felicity Lott, Le Nozze di Figaro con René Jacobs y la colección de canciones de cuna When night falls.

En DVD ha aparecido como Sesto en la producción de Giulio Cesare de Haendel en Glyndebourne, como Cherubino en Le Nozze di Figaro con René Jacobs, como Octavian en Der Rosenkavalier en el Festival de Salzburgo con Semyon Bychkov y como Sophie en la Royal Opera House en Sophie’s Choice de Nicholas Maw. Ha ganado tres premios Echo Klassik y un Grammy. Nacida en Salzburgo,estudió en la Academia de Música de Viena con Gerhard Kahry y Walter Berry. Actualmente Kirchschlager ofrece regularmente clases magistrales. Reside en Viena.

Lunes 17 de octubre de 2016, a las 20:00h. en el Teatro de la Zarzuela.

Entradas

Karita Mattila

Era la primera vez que la soprano finlandesa Karita Mattila participaba en el Ciclo de Lied del Teatro de la Zarzuela. Aún la recordamos en su fantástica interpretación de Katia Kabanova en el Teatro Real unos años atrás.

Se presentaba con un programa variado. Una primera parte más francesa, con agitadas obras de Poulen, que Mattila interpreta con gran audacia descriptiva, para continuar con obras de Duparc y Brams.

La segunda parte, más intimista, estuvo compuesta por obras del compositor finlandés Aulis Sallinen. Cuatro canciones oníricas, con textos del poeta Paavo Haavikko, que tratan sobre el sueño, el amor y la muerte. Las notas disonantes crean una atmósfera áspera que Mattila refleja con expresiva teatralidad. Lo mismo sucede con el último compositor de la velada, el alemán Joseph Marx. Sus composiciones, de extraordinaria sensibilidad y herederas del gran arte liederístico de Schumann y Wolf, fueron servidas por una Karita Mattila que posee una de las voces más versátiles de la actualidad, junto con unas dotes interpretativas que transmiten todos los matices que la obra posee. Su registro amplio, agudos plenos y unos graves bien apoyados, junto a un hermoso y característico timbre, dejaron de manifiesto que los años no se están apoderando de su instrumento, que continua teniendo una aceptable elasticidad, algo fundamental para los recursos canoros que utiliza. Poderosa sobre el escenario, sabe decir y recitar de manera muy convincente.
Estuvo acompañada al piano por el finlandés Ville Matvejeff, conocido también por su faceta de director de orquesta.

Esperamos que esta primera vez en La Zarzuela no sea la última.