CND

Entre los días 27 y 30 de abril, bajo el título Una noche con Forsythe, el Teatro Real y la Compañía Nacional de Danza, que dirige José Carlos Martínez, rendirán homenaje a uno de los grandes coreógrafos de nuestro tiempo, William Forsythe, con la interpretación de tres de sus trabajos más emblemáticos: El vertiginoso emoción de exactitud, suite de artefacto y Enemigo en la figura.

La relación entre la CND y el coreógrafo norteamericano tiene ya una larga trayectoria que se traduce en la puesta en escena de nueve de sus creaciones por la compañía española. Para la preparación del espectáculo que veremos en el Teatro real, los bailarines han contado con la colaboración de los mejores maestros de la Fundación Forsythe, Agnés Noltenius y Maurice Causey (Artifact Suite), Noah Gelber (The Vertiginous Thrill of Exactitude) y Ana Catalina Román (Enemy in the Figure).

La creación coreográfica de Forsythe parte de su concepción de la danza como una forma de lenguaje para el que él, de forma innovadora y precursora, crea un vocabulario y unas reglas de expresión que marcan el discurso narrativo. Con estos nuevos códigos desestructura la danza clásica, rompe las reglas habituales y transforma el espacio. Forsythe exige al espectador una mirada diferente sobre lo que está viendo, quiere que entienda cómo se forman los espacios y dónde está el origen del movimiento, busca una comprensión íntima entre el bailarín, la forma y el que mira.

Las coreografías de Forsythe se representan en la actualidad por las compañías más importantes del mundo, que las incluyen en sus repertorios. Al reto que sus movimientos suponen para los bailarines se une el concepto espacial de las figuras en la escena, en el que el universo teatral y la iluminación juegan un destacado papel, tal y como subraya José Carlos Martínez en el programa de mano. Emoción pura en movimiento para estas sesiones en el Teatro Real.

La temporada de danza del Teatro Real cuenta con el patrocinio de la Fundación Loewe.